Enlaces accesibilidad

Elecciones generales

La campaña electoral del 20D: "dura", táctica y al ataque

  • Expertos en campañas creen que los partidos pelearán mucho su posicionamiento
  • Hay quien pronostica una participación del 77%, rondando un récord histórico
  • ¿Campaña de partidos o de candidatos? Las opiniones difieren

Por
Sala de prensa del palacio de La Moncloa, residencia del presidente del Gobierno de España
Sala de prensa del palacio de La Moncloa, en una imagen del pasado 14 de noviembre, tras los atentados terroristas en París. AFP

Después de cuatro años de una legislatura complicada por la crisis y de debate político en ocasiones áspero, la sensación a un mes de celebrarse las elecciones generales del 20 de diciembre, tanto entre los políticos implicados como entre observadores cualificados, es que estos son unos comicios cruciales en los que las apuestas son claras y elevadas.

Anticipando lo que pueda ocurrir, varios expertos en campañas electorales consultados por RTVE.es creen que la campaña será "dura" y "compleja", ya que el espacio político se ha estrechado con la llegada de nuevos actores -Podemos y Ciudadanos-, por lo que la pelea por establecer una posición propia será encarnizada.

Y una vez firmes en sus coordenadas, los partidos harán sus jugadas pensando en hacer algo diferente que llame la atención, pero calculando los riesgos, según pronostica Jorge Santiago, decano de la facultad de Comunicación de la Universidad Camilo José Cela en Madrid.

"El PP es el que menos arriesgará, porque es el que menos tiene que arriesgar. Ciudadanos va bien en cuanto a percepción y no debería tocar mucho lo que está funcionando si quiere evitar errores. Son los que van por debajo quienes tienen que arriesgar más. El PSOE necesita punch para evitar la sangría de votos a Ciudadanos y Podemos colocando sus mensajes e intentando ubicar a sus rivales lejos de ellos. Podemos tiene que hacer algo porque es el único que está cayendo desde hace un año, tanto en intención de voto como en presencia en medios. Necesitan recuperar espacio o sus rivales se los comerán".

Continuidad, renovación, cambio y alternativa

A juicio del asesor de comunicación Antoni Gutiérrez-Rubí, los mensajes de los principales partidos, o mejor dicho, los marcos mentales de sus ofertas electorales, pivotarán sobre cuatro ideas básicas: la continuidad (Rajoy), la renovación (Rivera), el cambio (Sánchez) y la alternativa (Iglesias).

Estas serían las ideas-fuerza con las que los partidos se presentarán ante los votantes y con las que tratan de dar "una respuesta política a la pregunta central que se hagan los ciudadanos" de a quién o qué votar, según este consultor con experiencia en España y Latinoamérica.

Por otro lado, entre los expertos consultados no hay acuerdo en si la del 20D será una campaña en la que se juegue más con la marca de los partidos o con la imagen de los candidatos.

Para José Luis Sanchis, un consultor con 40 años de experiencia en elecciones, "se va a votar más ideológicamente que por el candidato, a pesar de la presencia de los nuevos líderes", y calcula que el 50% de los votantes depositarán su papeleta el 20 de diciembre atendiendo a un criterio ideológico.

"Depende", tercia el profesor Jorge Santiago ante esta cuestión. "Ciudadanos y Podemos van a jugar más el factor del candidato, de modo que se hablará más de Pablo Iglesias que de Podemos. En el caso del PP, se vota más al partido entre otras cosas porque la valoración de Rajoy es la menor, según el CIS. Para el PSOE, hay un poco de las dos cosas: se vota al centro-izquierda de toda la vida y también al candidato, que ha logrado parar la sangría electoral del partido con algunos resultados interesantes".

"Será un partido de muchos goles"

El experto en consultoría estratégica César Calderón vaticina que la del 20D "va a ser una campaña de candidatos más que de partidos, una campaña en la que quien se olvide de que el centro es el ciudadano y nunca el candidato o el partido lo pagará caro".

Sin embargo, en opinión de Sanchis, sí que los partidos hablarán mucho de sus rivales y augura que habrá más ataques a lo que hacen los demás que defensa y explicación del proyecto propio. "Va a haber mucha publicidad negativa, y es normal, no significa una falta de ética. Lo único que hay que cuidar son las formas. Pero estamos en un momento en que hay que atacar, es una cuestión de rentabilidad electoral", afirma.

Siguiendo el símil del fútbol, Sanchis cree que la campaña electoral "será un partido de muchos goles, y si no hay interés, al menos sí habrá espectáculo e incertidumbre sobre el resultado".

Aún en medio del actual ambiente de desafección política, este experto asesor en campañas electorales se atreve a pronosticar que la participación será alta, y que podría situarse en el 77%.

La participación media histórica en las generales es del 73,46% y el récord se alcanzó en 1982, cuando Felipe González obtuvo la mayoría absoluta con casi un 80% de los españoles votando. En 2011, unas elecciones que supusieron un cambio de mayorías, votó el 71,69% del censo.

Noticias

anterior siguiente