Anterior La contaminación y el calentamiento global son las principales preocupaciones de los españoles en medio ambiente Siguiente La Carta Magna cumple 38 años en medio de un clima reformista Arriba Ir arriba
 Virus del Ébola.
Virus del Ébola. Getty Images/Fuse Fuse/Thinkstockphotos

El nuevo brote de ébola se acelera en África con el contagio dentro de los hospitales

  •    El contagio entre humanos se produce principalmente en hospitales

  •    Ocurre por un contacto muy estrecho con secreciones humanas infectadas

  •    No se conoce el origen de este letal virus, que no tiene vacuna

|

Un nuevo brote del virus del Ébola se está propagando por primera vez por África occidental, empezó en Guinea Conakry y se extendió a Liberia. Aunque es un virus que se contagia entre animales, también pasa a humanos a través de un contacto muy directo con sangre, saliva, orina u otros líquidos corporales infectados.

Los científicos afirman que con una protección adecuada, el contagio de persona a persona es complicado. Sin embargo, y dado el estrecho contacto que se produce entre enfermos y personal sanitario en los hospitales, así como el hecho de que la enfermedad haya llegado a la capital, donde los contactos entre las personas son más asiduos, provocan que la transmisión se acelere.

Hace un par de semanas el Ministerio de Sanidad de Guinea Conakry notificó a la OMS su primer brote de ébola en zonas del sureste del país, con 49 casos de personas infectadas, de las cuales murieron 29.

Este viernes la propia OMS informó de 158 casos compatibles clínicamente con el virus, de los cuales 101 han muerto y 65 han sido confirmados por análisis de laboratorio.

Se sospecha que el murciélago de la fruta es el huésped natural del virus

El virus del Ébola es el causante de brotes de fiebre hemorrágica vírica, localizados principalmente en aldeas de África central y occidental, con una tasa de letalidad en humanos de hasta el 90% -el actual brote tiene una letalidad del 65%-, según afirma la Organización Mundial de la Salud (OMS), ya que no existe ninguna vacuna.

Investigadores de diversos laboratorios de todo el mundo aún están tratando de averiguar cómo se transmite a los humanos. La OMS considera que los murciélagos de la fruta son los huéspedes naturales del virus, quienes a su vez lo transmiten a otros animales como chimpancés, monos, gorilas y otros animales salvajes que lo pasan a las personas. Sin embargo, no existe una confirmación definitiva de esta forma de contagio.

Contagio entre personas

Como ha explicado a RTVE.es la científica del Centro Nacional de Microbiología del Instituto de Salud de Carlos III (ISCIII), Anabel Negredo, el contagio de persona a persona "no es de alto riesgo si se establecen las medidas de contención adecuadas". 

Y es que como indicó el microbiólogo del ISCIII, José Manuel Echevarría, en el programa Ciencia al Cubo de RNE, los primeros casos de personas contagiadas de Ébola se producen "muy en contacto con la naturaleza salvaje, en aldeas pequeñas".

"El virus se transmite extremadamente mal entre las personas, es muy difícil, requiere un contacto muy estrecho", subraya Echevarría, quien manifiesta que la transmisión se produce principalmente en los hospitales, cuando los enfermos son trasladados y contagian, en muchos casos, al personal sanitario.

Si el equipo médico lleva guantes, calzas y máscara, se puede evitar el contagio

Por ello, como ha señalado Negredo, si el equipo médico lleva guantes, calzas y máscara, se puede evitar el contagio. Asimismo, la científica ha apuntado que en Europa es "muy difícil" que se extienda el virus del Ébola, ya que en cuanto una persona llegase a un hospital con la sospecha de portarlo -por viajar desde una zona endémica, por ejemplo-, se activa el sistema de alertas y de seguimiento del posible infectado y también de las personas que se encontraban próximas a él.

De momento, en África, como ha explicado el experto médico de la OMS Stéphane Hugonnet: "Lo más importante es la tendencia y la propagación de la infección. Aparentemente, existe el riesgo de que otros países están infectados, por lo que debemos permanecer atentos a toda costa". El brote actual ha afectado a Guinea y se ha propagado a Liberia.

Síntomas del ébola

Como recoge la OMS, la fiebre hemorrágica del Ébola es una enfermedad vírica aguda grave en la que el paciente sufre una aparición súbita de fiebre, debilidad intensa y dolor de músculos, cabeza y garganta.

El ébola provoca una fiebre súbita, dolor de músculos, cabeza y garganta

Después siguen vómitos, diarrea, erupciones cutáneas, disfunción renal y hepática y, en algunos casos, hemorragias internas y externas. El periodo de incubación, que es el intervalo desde la infección hasta la aparición de los síntomas, va desde los dos hasta los 21 días.

En los sucesivos brotes que ha habido desde 1976 -en países como el Congo, Uganda o Gabón-, la tasa de letalidad ha oscilado entre el 25% y el 90%, con un total de 2.299 casos diagnosticados y 1.540 muertos registrados por la OMS hasta mayo de 2012. Uno de los brotes más graves se produjo en el año 2000 en Uganda con 425 casos de infección de los cuales fallecieron 200 personas.

En busca de un tratamiento

Hasta el momento no se ha desarrollado ningún tratamiento ni vacuna. Aunque se están poniendo a prueba varias vacunas experimentales, informa la OMS, podrían pasar varios años antes de que alguna de ellas pueda usarse.

La investigación del virus del Ébola, como ha manifestado la científica Ana Negredo, solo se puede llevar a cabo en instalaciones con altos niveles de bioseguridad -de nivel 4-.

La investigación del virus del Ébola se hace en laboratorios de muy alta bioseguridad

En España, como es el caso del Laboratorio de Arbovirus y Enfermedades Víricas Importadas, hacen estudios indirectos y desarrollan métodos de detección que permiten diagnosticar casos sospechosos de la fiebre hemorrágica.

La OMS advierte de que, en caso de sospechar de la aparición de un brote, que los locales se pongan "en cuarentena inmediatamente".

Asimismo, y para reducir el riesgo de que el virus se transmita al ser humano, puede ser necesario sacrificar a los animales infectados, así como restringir o prohibir el movimiento de animales de las granjas infectadas a otras zonas.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente