Anterior El Avenida gana el primer asalto de la final Siguiente El Atlético sale vivo del asedio 'gunner' Arriba Ir arriba
Nacho celebra con sus compañeros el gol de la victoria ante el PSG.
Nacho celebra con sus compañeros el gol de la victoria ante el PSG. REUTERS REUTERS
Real Madrid 1-0 PSG | Champions League

El Madrid se lleva una victoria gris y se asegura el pase a octavos

  • Los blancos han ganado por la mínima al París Saint-Germain (1-0)

  • Nacho hizo el único gol en una jugada afortunada en un fallo de Trapp

  • El PSG dominó el partido y mereció mejor suerte en su visita al Bernabéu

  • Datos y estadísticas del Real Madird 1-0 PSG

|

Ficha técnica:

1 - Real Madrid: Keylor Navas; Danilo, Varane, Sergio Ramos, Marcelo (Nacho, m.33); Casemiro, Kroos, Modric; Isco (Kovacic, m.82), Jesé (Lucas Vázquez, m.63) y Cristiano Ronaldo.

0 - PSG: Trapp; Aurier, Thiago Silva, David Luiz, Maxwell; Verratti (Rabiot, m.17), Thiago Motta, Matuidi (Lucas Moura, m.75); Di María, Ibrahimovic y Cavani.

Goles: 1-0, m.35: Nacho.

Árbitro: Marc Clattenburg (ING). Amonestó a Casemiro (88) por el Real Madrid; y a Aurier (45) y David Luiz (67) por el PSG.

Incidencias: encuentro correspondiente a la cuarta jornada de la Liga de Campeones, Grupo A, disputado en el estadio Santiago Bernabéu que presentó su primer lleno de la temporada, con 83.500 espectadores. Presenció el encuentro en el palco de honor el rey Juan Carlos, sentado junto al presidente Florentino Pérez.

La gris victoria que ha logrado en Real Madrid en casa ante el París Saint-Germain (1-0) le consolida como líder en solitario del grupo A, con diez puntos, tres más que los franceses, y gracias a la victoria del Shaktar ante el Malmoe se asegura el pase matemático a los octavos de final de la Champions League. [Datos del Real Madird 1-0 PSG]

El único tanto del choque llegó en un centro-chut de Nacho en la primera parte, con la inestimable colaboración del meta del club parisino. El canterano salió en sustitución del lesionado Marcelo, que se une a las numerosas bajas con las que cuenta Benítez.

Madrid y PSG comenzaron el partido como mucho recelo y con poco fútbol. La falta de chispa de ambos por atreverse a hacer algo más para marcar la diferencia era evidente, a pesar de los nombres que se encontraban sobre el césped del Bernabéu. Los primeros 20 fueron aburridos y ninguno de los dos equipos apostó por llevar la iniciativa, se estaban conformando con poco.

El primer aviso de lo accidentada que iba a ser la primera mitad lo dio Isco, que se abrió la cabeza en un choque con Aurier y estuvo varios minutos fuera del campo hasta que fue cosido y se cambió la equipación, manchada de la sangre que brotó de su cabeza.

El malagueño pudo continuar sin problemas, pero las malas noticias llegaron para el PSG en la siguiente acción, cuando Verratti se dobló el tobillo izquierdo en una acción con Cristiano. El centrocampista italiano intentó seguir, pero tuvo que ser sustituido pocos minutos después por Rabiot, la joven promesa gala.

Paradójicamente, la marcha de Verratti provocó la reacción de los parisinos, que decidieron buscar la meta de Keylor y empezaron a tomar superioridad en las entradas por la banda derecha, donde Di María y Aurier estaban superando sin muchos problemas a Marcelo, superado en el dos contra uno, ante la falta de ayudas de Cristiano y Jesé. Ninguno de los dos estaba bajando para apoyar en el trabajo defensivo al brasileño.

En una de esas asociaciones por la derecha se coló hasta el fondo de la línea el costamarfileño, que levantó la cabeza y puso un gran pase al punto de penalti para le llegada de Matuidi, pero el centrocampista francés llegó forzado al remate y su tiro fue parado por Keylor Navas sin mayores problemas.

Marcelo se lesiona y Nacho marca

El Madrid estuvo escaso de ideas y se dejó manejar por el PSG como si fuese una marioneta. Ibrahimovic hizo una declaración de intenciones con un disparo roscado al palo largo del meta blanco que casi acaba convirtiéndose en el primer gol de la noche.

Los parisinos estaban volcados en busca de su tanto y parecía que estaba cerca de llegar. El sueco volvió a probar suerte con un tiro de falta desde más de 20 metros que también rozó el palo de la portería local.

Cuando peor lo estaba pasando el Madrid llegaron más malas noticias. Marcelo pidió el cambió por problemas musculares y su lugar fue ocupado por Nacho, el protagonista inesperado de esta película.

En la primera acción seria en la que participó el canterano llegó su gol. Un intento lejano de Kroos topó en la pierna de Thiago Silva y el balón cayó en los pies de Nacho, que subió el primer tanto al marcador del Bernabéu con un centro-chut que sorprendió a un Trapp despistado y que no se encontraba bajo los palos. (1-0, minuto 34).

La respuesta de los galos no se hizo esperar y en la siguiente jugada Rabiot se sacó un zurdazo que acabó estrellándose en el poste derecho de Navas. El centrocampista tuvo otra buena oportunidad con su pierna mala, la derecha, que mandó cerca del palo también.

Antes del descanso entre Isco y Jesé se sacaron la mejor combinación del Madrid en lo que iba de partido, pero el tiro del malagueño fue sacado por el meta alemán, esta vez bien colocado bajo la portería.

En los cuatro minutos que descontó el colegiado la tuvo Cavani en la más clara del PSG para hacer el empate. El 'Fideo' Di María le puso un pase entre líneas para dejarle solo ante Navas, pero el control se le fue algo largo y la definición no fue la mejor.

Di María asusta al Madrid

Di María salió igual de enchufado de unos vestuarios que conoce muy bien y a los tres minutos de la reanudación tuvo su ocasión para haber puesto las tablas ante el que un día fue su público, pero su disparo no fue tan claro como para sorprender a Keylor.

El PSG continuó con su alto ritmo y con el balón bajo control. La desesperación se apoderaba de Benítez con el paso de los minutos. El técnico blanco veía como el resultado era corto y los parisinos podían logran el empate en cualquier momento.

El segundo movimiento de banquillo de Benítez, este no forzado, fue para dar salida a Jesé, no muy acertado en la noche, y entró a Lucas Vázquez. El entrenador 'merengue' buscaba que el gallego marcase diferencias arriba y aprovechar su buen momento de forma.

El tercer y último cambio fue para intentar amarrar el 1-0, con la entrada de Kovacic por Isco, que se marchó con una brecha y la gran ovación del Bernabéu, volcado con el gran esfuerzo que realizó el malagueño, uno de los mejores, junto a Varane y Nacho.

Antes de marcharse, Isco pudo hacer el segundo y la sentencia tras un gran pase al segundo palo de Lucas Vázquez desde la derecha. Al jugador del Madrid le dio tiempo a controlar y ajustar el tiro, pero Trapp estuvo bien en esta ocasión y mandó la bola a saque de esquina.

Con el PSG menos incisivo, el Real Madrid se concentró más en achicar aguas y buscar la resolución a la contra. Aún así, Di María estrelló en el palo un lanzamiento desde la forntal en una falta provocada por Casemiro, que vio la amarilla. El 'Fideo' estrelló su tiro roscado en la escuadra derecha de Keylor Navas, en una desmostración de calidad innata.

El Real Madrid ha cubierto con esta victoria una mala noche de fútbol y ya tiene el primer objetivo cumplido, el pase a octavos asegurado. Benítez ya está pensando en cómo superar su próximo gran reto, el primer 'Clásico' de la temporada del día 21 ante el Barcelona de Luis Enrique.

Más contenidos de Deportes

anterior siguiente