Enlaces accesibilidad

Fórmula 1 | GP de Brasil

Sebastian Vettel, el coleccionista de récords

  • El alemán de 25 años y 145 días es el tricampeón más joven de Fórmula 1
  • Releva en su tierra a Ayrton Senna que lo fue con 31 años y 213 días
  • Su sexto puesto en el GP de Brasil le ha servido para revalidar el título
  • Así ha sido la narración del GP de Brasil en RTVE.es

Por
Sebastian Vettel consigue su tercer mundial de Fórmula 1 en el circuito Interlagos de Brasil el 25 de noviembre de 2012
Sebastian Vettel consigue su tercer mundial de Fórmula 1 en el circuito Interlagos de Brasil el 25 de noviembre de 2012 EFE EFE

Sebastian Vettel (3 de julio de1987, Heppenheim, Alemania) es el nuevo tricampeón del mundo de Fórmula 1 desde que este domingo, en el legendario circuito brasileño de Interlagos, lograra acabar en sexta posición el GP de Brasil, haciendo inútil el segundo puesto de Fernando Alonso, su único rival en un final de temporada apasionante. [Crónica del GP de Brasil].

Este campeonato le otorga un nuevo récord a su extensa galería: con 25 años y 145 días es el piloto más joven en lograr tres títulos mundiales de Fórmula 1, relevando en su tierra al brasileño Ayrton Senna, que en 1991 conquistó su tercer cetro a los 31 años y 213 días. Pese a que el sobrino de este, Bruno Senna, le tocara en la salida de una emocionante carrera en la que Abbey, el RB8, trompeó y el único e increíble daño que sufrió fue ser relegado a la última posición desde donde fue remontando hasta la definitiva sexta.

Adrian Newey, el ingeniero de Red Bull Racing, declaró sobre las secuelas que sufrió el coche de Vettel que "fue un golpe enorme en el sistema de escape. Normalmente ese tipo de daño hace que el escape se rompa y la carrocería se incendie". Pero lo que el sobrino estropeó el tío debió arreglar allá donde su espíritu descanse para agrandar la leyenda del circuito de su país.

Su nueva gesta la consigue el día en el que su paisano y gran referente, Michael Schumacher, cuelga los guantes de ganar siete temporadas. Estos dos fenómenos y el pentacampeón argentino de los años 50, Juan Manuel Fangio, han sido los tres únicos pilotos de Fórmula 1 capaces de ganar tres títulos mundiales consecutivos.

El piloto con más títulos, y también el más sancionado, tuvo el detalle en su carrera de despedida de 'abrirle la puerta' a Vettel para que hiciera el último adelantamiento que le situó en un salvador sexto puesto.

De 'Baby Schumi' a Káiser

El veterano, nacido en 1969, se retiró temporalmente en 2006 justo cuando el valor emergente del automovilismo debutaba en la Fórmula 1, siendo el más joven en hacerlo. En el Gran Premio de Turquía, con 19 años y 53 días, consiguió el mejor tiempo en la segunda sesión libre cuando era probador para BMW.

Cuando el 'káiser' regresó a la competición en 2010 'Seb' fue el piloto más joven en ganar el Campeonato del Mundo, el 14 de noviembre de 2010 tenía 23 años y 135 días, un año menor que Michael cuando ganó su primer mundial en 1994.

En aquella  temporada Vettel, el nuevo caníbal devorador de récords, también alcanzó otro registro: piloto más joven en ganar un mismo GP en dos ocasiones, Gran Premio de Japón en 2009 y 2010 (con 23 años y 98 días).

'Schumi' también le facilitó el apodo 'Baby Schumi' al joven desgarbado a quien llegó a entregarle un trofeo en su pista de karts cuando el fenómeno competía en el campeonato alemán que ganó en 1997, con 10 años.

Cuatro después conquistó el europeo. De aquella época de autocaravanas y sacrificios aprendió a escuchar, conocer y poner a punto los motores. Disponer de un mecánico no estaba al alcance de su padre Norbert, carpintero y piloto de motos aficionado.

La recompensa de aquellas carreras revierte ahora en la fluidez comunicativa con con su equipo, el Red Bull Racing. Otro fenómeno del 'Gran Circo' que el domingo pasado en Austin, en el GP de Estados Unidos, consiguió su tercer título de constructores, segundo consecutivo.

Confluencia de genios

De la mano del ingeniero Adrian Newey y confluyendo en la audaz iniciativa del multimillonario austriaco Dietrich Mateschitz, propietario de la escudería, que adquirió en liquidación un inmenso túnel de viento propiedad de Arrows y construido por el ejército británico para el desarrollo aeronaútico, Vettel se ha beneficiado, más que ningún piloto, de las innovadoras prestaciones aerodinámicas aportadas por las geniales ideas técnicas de Newey. 

Esta unión le propició al rubiales alemán tres récords de precocidad de una tacada en 2008, ser el piloto más joven en obtener: una 'pole', subir a un podium y ganar un Gran Premio, fue en septiembre en Monza, en el GP de Italia con 21 años y 73 días.

La vida gira y gira

Para poder sentarse en la Fórmula 1 dentro de un monoplaza ganador antes tuvo que enseñar sus manos sobre otros volantes, en 2003 ganó el campeonato alemán de Fórmula BMW con 18 victorias en 20 carreras.

En 2005 compitió en Fórmula 3 Euroseries, su quinta posición en la clasificación final le otorgó la consideración de "novato del año". La competencia en la categoría de Lewis Hamilton le privó de la victoria esa temporada y la siguiente donde fue segundo. Pero sus condiciones fueron premiadas con unas pruebas en Jerez en septiembre para el Equipo Williams F1, pilotando el FW27.

Dejó una excelente impresión y en 2006 fue contratado como piloto de pruebas de BMW Sauber en el Gran Premio de Turquía, en Estambul marcó el mejor tiempo en la segunda sesión de entrenamientos repitiendo la hazaña en el de Italia.

En 2007 fue confirmado como el tercer piloto de BMW Sauber, a la vez que competía en la World Series by Renault, lideraba el campeonato cuando tuvo que dejar la categoría para dedicarse en exclusiva a la Fórmula 1.

Siete títulos: sueño o realidad

En el Gran Premio de Canadá de 2007 el rápido polaco, Robert Kubica, sufrió un escalofriante accidente que le impidió competir la siguiente carrera en el Gran Premio de los Estados Unidos. Vettel tomó su volante y la octava posición le dio otro récord:  ser el piloto más joven en puntuar en Fórmula 1, con 19 años y 349 días.

El 31 de julio de 2007, BMW Sauber permitió a Vettel unirse a la escuderia Toro Rosso, equipo satélite de Red Bull,  para poder competir a partir del Gran Premio de Hungría, más tarde se prorrogó su contrato hasta 2008.

Esa temporada la comenzó de forma desastrosa, no vio la bandera de cuadros en las cuatro primeras carreras pero en la decimocuarta, con lluvia y coche de seguridad en la pista de Monza, subió a lo más alto del podium. Aquel año fue su única visita al olimpo de los campeones.

La retirada de David Coulthard facilitó la llegada de Vettel a la escudería madre en 2008 de la que no se ha movido y donde ha conseguido materializar buena parte de sus sueños y acaparar numerosos registros: piloto más joven en debutar en el 'Gran Circo', en puntuar, en liderar un Gran Premio, en conseguir una 'pole position', en conseguir un podio, en conseguir una victoria en un Gran Premio, el piloto que más puntos consigue en una temporada, el mejor promedio de puntos por carrera, más poles en una temporada, el más joven en lograr un subcampeonato, un campeonato, dos, tres...

El nuevo y único 'káiser' del automovilismo está sobre la pista en la que pretende arrebatar a Michael Schumacher el récord más difícil de conseguir: 7 títulos mundiales y pilotar hasta los 43 años.

Deportes

anterior siguiente