Enlaces accesibilidad

El presidente de Portugal convoca elecciones anticipadas el 30 de enero

  • La decisión ha llegado propiciada por la crisis política originada a raíz del fracaso presupuestario para 2022
  • El gobierno socialista de Antonio Costa había pedido elecciones lo antes posible

Por
Imagen del presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa
Imagen del presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa EFE

El presidente de PortugalMarcelo Rebelo de Sousa, ha anunciado a última hora de este jueves la disolución del Parlamento y la convocatoria de elecciones anticipadas que se celebrarán el próximo 30 de enero para salir de la crisis política abierta en el país con el rechazo del Presupuesto para 2022.

"Estoy en condiciones de decir que decido disolver la Asamblea de la República y convocar elecciones para el 30 de enero", ha dicho Rebelo de Sousa en un mensaje institucional poco después de las nueve de la noche. 

Rebelo de Sousa ha defendido que "forma parte de la vida propia de la democracia devolver la palabra al pueblo" y el anticipo electoral es el "mejor camino" frente a soluciones alternativas, como presentar un nuevop resupuesto o mantener en vigor el de 2021.

El jefe del Estado ya había dejado claro antes de la votación de las cuentas de 2022 que en caso de no salir adelante los presupuestos del gobierno de Antonio Costa, anunciaría la convocatoria del adelanto electoral, una decisión que apoyan casi todos los partidos y que ha sido respaldada por mayoría por el Consejo de Estado. "Era un presupuesto especialmente importante en un momento especialmente importante" para el país ha dicho al respecto.

Para los portugueses, el anticipo electoral también es la mejor opción para salir de la crisis, según el 59 % de los cuestionados en un sondeo publicado este jueves, aunque el 54 % considera que acudir a las urnas antes de tiempo es "malo".

Fin, de momento, a seis años de gobierno de Costa

Hasta este momento el socialista Costa ha gobernado durante seis años, y durante la última legislatura lo había hecho en minoría apoyándose en formaciones de la izquierda antiliberal, el Bloque de Izquierda y el Partido Comunista y que hace seis años le apoyaron en una alianza sin precedentes, pero que recientemente le retiraron el apoyo. 

Desde el fracaso de los presupuestos y hasta la disolución del parlamento, los diputados han realizado esta semana varias sesiones maratonianas para conseguir tramitar el máximo de medidas posibles hasta entonces.

Entre las cuestiones que quedaban pendientes y que se quieren resolver antes de la disolución están la regulación del teletrabajo y la despenalización de la eutanasia, que vuelve a la Cámara después de que el Tribunal Constitucional vetase la ley aprobada a principios de este año.

Debate en torno a la fecha elegida

La decisión por parte de Rebelo de Sousa de escoger el 30 de enero ha llegado después de que los diferentes partidos políticos hayan mostrado sus preferencias en torno a una fecha u otra. 

La elección de celebrar a finales de enero las elecciones puede ser determinante para algunos partidos, especialmente dentro del bloque derechista, a quienes la crisis política derivada de los presupuestos les ha pillado con primarias en el horizonte para resolver liderazgos internos. 

"Todos sabemos que la campaña electoral, así como los debates que deben precederla, se realizarán en Navidad, la primera después de la que en realidad no tuvimos",  ha afirmado el Presidente de la República defendiendo que una fecha más temprana podría conducir a una mayor  "e indeseable"  abstención.

El principal partido conservador, el PSD (centro-derecha), que lidera la oposición, tenía previsto realizar primarias entre su líder, Rui Rio, y el eurodiputado Paulo Rangel el 4 de diciembre.

En una situación similar están los democristianos del CDS, aliados históricos del PSD, que iban a realizar elecciones este mismo mes, entre su actual presidente, Francisco Rodrigues dos Santos, y el eurodiputado Nuno Melo.

Los Socialistas garantizan que no habrá "vacío de poder"

Tras conocer la noticia, la dirección del Partido Socialista ha asegurado tras conocer la noticia que no habrá vacío de poder en Portugal.

"No habrá vacío de poder. Procuraremos que esta situación perjudique lo menos posible el interés de Portugal y de los portugueses", ha afirmado el secretario general adjunto del PS, Jose Luis Carneiro.

"Haremos todo lo posible para garantizar la confianza y la estabilidad, factores esenciales para la recuperación del país", ha insistido.

Carneiro ha evitado pronunciarse sobre la idoneidad de la fecha escogida por el conservador Rebelo de Sousa.

"Comprendemos y respetamos la decisión". "La fecha permite que todos puedan participar activamente y conscientemente en esta campaña electoral", ha zanjado.

Noticias

anterior siguiente