Enlaces accesibilidad

La leche y los productos lácteos deberán indicar el país de origen en la etiqueta desde este martes

  • Las etiquetas deberán indicar el país en el que la leche ha sido ordeñada y transformada
  • La medida afecta a leche y productos lácteos como yogures, nata, mantequilla o quesos

Por
 Los productos lácteos comercializados en España deberán indicar en su etiquetado el país de origen de la leche usada.
Los productos lácteos comercializados en España deberán indicar en su etiquetado el país de origen de la leche usada. Goran 13/Thinkstock

Todos los productos lácteos que sean vendidos en España deberán indicar en su etiquetado desde el próximo martes el país de origen de la leche utilizada como ingrediente, una normativa esperada por los consumidores que facilitará el derecho a la elección de compra, según ha informado la Organización Interprofesional Láctea (Inlac).

El Real Decreto 1181/2018 relativo a la indicación del origen de la leche utilizada como ingrediente en el etiquetado de leche y productos lácteos regulará durante los próximos dos años la indicación obligatoria del origen de la leche utilizada como ingrediente en el etiquetado de leche y productos lácteos elaborados y comercializados en España.

De esta forma, los consumidores verán por primera vez en el etiquetado de yogures, nata, lactosueros, mantequilla o quesos tanto el país de origen en el que la leche ha sido ordeñada, como el país donde ha sido transformada.

Una medida esperada por los consumidores

Se trata de una medida "muy esperada por el sector", según Inlac, que permitirá al consumidor ganar en tranquilidad sobre el origen del producto que está adquiriendo.

También podría tener ventajas para los productores y la industria porque una mejor indicación de procedencia, apuntan desde la organización, podría potenciar las ventas, ya que a menudo los consumidores prefieren adquirir leche de origen nacional.

Con la nueva normativa, se indicará el origen de la leche utilizada como ingrediente que represente un porcentaje superior al 50%, expresado en peso, respecto al total de ingredientes utilizados.

El consumo de lácteos podría aumentar

Tanto si el etiquetado incluye la lista de ingredientes como si solo incluye la denominación del alimento, el origen aparecerá cerca y tendrá caracteres del mismo tamaño y color de fuente que estas referencias.

Los operadores de empresas alimentarias tendrán a partir de ahora la posibilidad de añadir también información más precisa del lugar de procedencia de la leche y si ésta procede enteramente del origen indicado.

Por otra parte, que tal y como establece el Real Decreto en su disposición transitoria primera sobre “comercialización de existencias de productos”, se podrán comercializar los productos fabricados antes de la entrada en vigor de este real decreto que satisfagan las disposiciones aplicables en dicho momento, hasta que se agoten sus existencias.

Noticias

anterior siguiente