Enlaces accesibilidad

Al menos 60 muertos en un ataque suicida en el norte de Mali

  • Ha sido un atentado suicida contra un cuartel militar en la ciudad de Gao
  • El ataque ha sido reivindicado por el grupo Al Murabitún, ligado a Al Qaeda
  • Supone el golpe más sangriento que sufre Mali en los últimos tiempos

Por
Ex milicianos y militares en el cuartel maliense de Gao atacado este miércoles con un coche bomba
Ex milicianos y militares en el cuartel maliense de Gao atacado este miércoles con un coche bomba AFP AFP

Un coche cargado de explosivos ha matado este miércoles a al menos 60 personas en Mali, en un cuartel militar en Gao (al norte del país), en el peor atentado que ha sufrido el país en los últimos años. El ataque ha sido reivindicado por el grupo yihadista Al Murabitún, afiliado a Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI).

El presidente del país, Ibrahim Bubacar Keita, que ha decretado tres días de luto oficial, se ha dirigido por televisión a la nación para explicar que el saldo de muertos ya había subido a sesenta víctimas, a los que había que sumar 117 heridos. Sin embargo, según fuentes médicas y militares citadas por Efe, hay un mínimo de 67 muertos.

"Terroristas, superaremos todos los golpes y os venceremos, y vosotros vais a perder esta guerra", ha señalado el presidente en su alocución.

Testigos han explicado que la magnitud de la explosión, que ha causado una nube de polvo que cubrió toda la ciudad, ha provocado un gran caos en la urbe que se tradujo en el cierre de los locales comerciales y las escuelas. Además, han agregado que los hospitales estaban desbordados de heridos, varios de ellos en estado grave, y que las autoridades sanitarias locales han lanzado llamamientos urgentes para donar sangre.

Un ataque suicida

Se sabe con certeza que ha sido un ataque suicida perpetrado en la entrada de un campamento donde las Fuerzas Armadas Malienses (FAMA) se coordinaban con milicianos de la Coordinadora de Movimientos del Azawad (separatistas) y de la Plataforma (unionista) para emprender unas novedosas patrullas conjuntas. En el campamento se encontraban en ese momento unos 600 combatientes del ejército y de las milicias tuaregs, cuya misión es la protección y la estabilidad en la región de Gao, tal como lo estipula el acuerdo de paz firmado entre esas partes

El gobierno ha asegurado que han sido cinco los atacantes suicidas, lo que fue desmentido por los supuestos autores, pertenecientes al grupo Al Murabitún, filial local de Al Qaeda en el Magreb Islámico, en un comunicado emitido esta tarde por sus webs afines.

Fuentes militares han explicado que el coche bomba que explotó dentro del cuartel iba camuflado de los mismos colores de los vehículos de las fuerzas ubicadas en ese cuartel, por lo que pudo entrar sin llamar la atención.

AQMI, por su parte, ha explicado que el atentado fue perpetrado por un combatiente maliense de la brigada Al Murabitún contra ese sitio militar "auspiciado por las fuerzas francesas y la Minusma", la misión de la ONU en Mali. "A través de esa operación, advertimos de que no vamos a permitir el establecimiento de cuarteles y sedes ni la organización de patrullas que dependen del ocupante francés para que luchen contra los muyahidines o acosen a los musulmanes", afirma la nota de los terroristas.

Mali, un país paralizado

La Minusma, que ha condenado ese ataque "cobarde", ha dicho que no cejará en sus esfuerzos por apoyar el proceso de paz en el país. Además de los continuos ataques de los yihadistas y de sus filiales locales contra las fuerzas malienses, Gao es escenario de enfrentamientos intermitentes entre grupos armados locales, que ponen constantemente en entredicho el acuerdo de paz.

El pasado 20 de noviembre se celebraron elecciones locales en el país pero debido al deterioro de la situación de seguridad, una gran parte de la región de Gao, entre otras zonas, no votó en estos comicios, lo que da una idea de la fragilidad de la región.

Este miércoles se reúne en Nueva York el Consejo de Seguridad de la ONU precisamente para analizar un informe del Secretario General de Naciones Unidas acerca de la situación actual en Mali, que preocupa a la comunidad internacional.

Una fuente militar en Gao contactada por Efe ha explicado que las autoridades castrenses no descartan que los atacantes realicen otros asaltos en medio del pánico que reina en la ciudad. Gao, la ciudad más grande del norte del país, es una de las zonas más inseguras.

Noticias

anterior siguiente