Enlaces accesibilidad

Lina Morgan, una de las más grandes y queridas 'cómicas' españolas

  • Originaria de una familia humilde, debutó a los 13 años
  • Fue secundaria y protagonista del cine de los 60
  • Consiguió que sus comedias alcanzaran grandes audiencias televisivas
  • En los 80, fundó compañía propia y compró su propio teatro
  • Especial Lina Morgan en RTVE.es

Por
Autorretrato - Lina Morgan

Gracias a Charles Chaplin, podríamos decir, ha existido Lina Morgan. Tras ver, siendo una niña Luces en la ciudad, se dijo a sí misma que algún día "podría triunfar y hacer reír al público". Y decidió, según ha contado ella misma, "luchar por ello".

Su padre -"un hombre excepcional" que "luchó lo indecible" por sacar adelante a ella y a sus cuatro hermanos- y que fallecería en 1983, y su hermano José Luis -que estaría a su lado en los grandes proyectos artísticos y empresariales- fueron sus principales apoyos.

A pesar de sus inmensos éxitos escénicos, televisivos o cinematográficos, Lina Morgan ha confesado que a menudo se ha sentido sola y que tan sólo el teatro ha podido aliviar esa soledad.

Nació el 20 de marzo de 1937 en el barrio madrileño de La Latina, en una familia humilde. Sólo pudo estudiar Primaria en una escuela municipal. Y llegó a tener que recoger cartones y botellas para ayudar a sus padres, Emilio y Julia. Gracias a ellos, a pesar de las penurias, pudo asistir a clases de baile.

Primera gira en 1951

A los 13 años, debutó en la compañía infantil Los Chavalitos de España, donde actuó como solista de baile clásico español y conoció al actor Manolo Zarzo. Un año después, entró en el coro de una revista.

En 1951 realizó su primera gira. Su primera actuación profesional sería en el Teatro Pérez Galdós de Las Palmas de Gran Canaria.

Dos años más tarde, gracias a su hermana que trabajaba en un ballet -y añadiendo algunos años a su verdadera edad- consiguió entrar a trabajar en el local La parrilla del rey. Allí coincidiría con Esperanza Roy, y como ella misma contaría luego, con "mujeres espectaculares" junto a las cuales con su físico más modesto era difícil sobresalir.

De aquellos duros primeros años, la actriz recordaría más tarde que tuvo que "dormir en pensiones de mala muerte" donde a veces, se acostaba "con abrigo y calcetines", debido al frío.

Nace la vedette Lina Morgan

A los 22 años, consiguió el papel de "segunda vedette" en la revista Atraco en Nueva York donde cantaba 'El pichi' y consigió que la gente comenzara a hablar de ella. Fue entonces cuando cambió su nombre real -Ángeles López Segovia- por el artístico de Lina Morgan.

Tomó aquella decisión con su hermano José Luis. "Creímos que aquel nombre" de resonancia americana "podría traernos dinero".

La popularidad obtenida sobre las tablas la llevaría por el camino del cine. Debutó en 1961 con El pobre García.

A la que seguirían películas como Vampiresas de 1930Objetivo, las estrellasJulieta engaña a Romeo, Las que tienen que servir o Soltera y madre en la vida (1969), de Javier Aguirre, que fue su primer film como protagonista.

Aquellos trabajos los compaginaba con la revista donde actuó por aquellos años con figura como Gila, Manuel Gómez Bur, Tony Leblanc o Juanito Navarro.

La tonta del bote y el cine de los 70

El año 1970 fue el de su consagración el cine con el gran éxito de La tonta del bote de Juan de Orduña. En la década de los 70 participó en numerosas cintas. Hasta ocho películas rodó al mando de Mariano Ozores, cintas como La graduada o Fin de semana al desnudo.

A la postre, como ella misma afirmaría, el cine, aquel cine, le aportó mucha popularidad pero poca rentabilidad.

Uno de sus papeles más elogiados pertenece a una película poco recordada: Una pareja distinta de José María Forqué donde encarnaba a una mujer barbuda casada con un travestido que no era otro que José Luis López Vázquez.

Compañía y teatro propios en los 80

En 1979 formó su propia compañía. Debutó en el Teatro Barceló. Según la actriz, fue "un absoluto fracaso" y perdieron todo lo invertido.

Del Teatro Barceló pasó al Teatro La Latina. Permaneció tres años en cartelera con una gran éxito titulado La marina te llama. Lina Morgan se encariñó con este teatro. Lo acabó comprando con su hermano y mánager, José Luis, en 1985.

En La Latina presentó en la segunda mitad de los 80 Casta ella, casto él, Vaya par de gemelas El último tranvía Celeste no es un color; grandes éxitos de taquilla que permanecieron en cartel varias temporadas.

En 1983, TVE emitió Vaya par de gemelas. Una emisión que congregó a 20 millones de espectadores ante el primer canal. Al año siguiente se repitió el experimento con Sí al amor (18 millones de espectadores).

Pronto la televisión le ofrecería no ya grabar y retransmitir sus obras teatrales sino producirlas -en formato de serie- en sus propios estudios.

Hostal Royal Manzanares

1996 fue el año del grandísimo éxito de Hostal Royal Manzanares en TVE , una serie estrenada el 15 de febrero de 1996 por Televisión española, dirigida por Sebastián Junyent y producida por Prime Time, propiedad de Valerio Lazarov.

En ella, encarnaba a Remedios "Reme" Martín, una mujer de pueblo de edad indeterminada -ella dice tener taytantos- que llega a Madrid junto a su padre Paciano (Rafael Alonso) y su gallina Cristal (en referencia a la protagonista de la teleserie Cristal) para hospedarse en un hostal regentado por su tía Asunción (Mary Begoña).

Allí convivía  con su prima Elena (Mónica Pont), la prostituta Sonsoles "Sonsy" (Ana Obregón), la anciana Filomena "Filo" (Tote García Ortega), las solteronas Casta (Marta Puig) y Virginia (Julia Martínez) de Jimeno y con Luis (Joaquín Kremel), del que se enamorará perdidamente.

La serie rodada en escenarios teatrales representaba perfectamente el estilo personal de Lina Morgan: un humor basado en el sainete castizo, con personajes costumbristas y apoyado en la expresividad gestual de la actriz.

La serie, que duró cuatro temporadas, hasta 1998, contó con el respaldo de enormes sectores de la audiencia, especialmente entre los segmentos de población de mayor edad, llegando a alcanzar en su emisión de 15 de mayo de 1996 los 8.675.000 espectadores (con una cuota de pantalla del 50,6%).

Otras series de éxito

Luego llegaron Una de dos (1998-99), de José Frade, con quien repitió en Escuela de baile Gloria (2001).

La lista completa de películas, series y obras teatrales que ha protagonizado es interminable.

1984 y 1995 fueron dos años muy duros para la actriz que, en el primero de ellos, fue operada de un desprendimiento de retina en la Clínica Barraquer de Barcelona. En 1995 murió su hermano José Luis, uno de sus más fuertes apoyos, y su familiar más cercano ya que nunca contrajo matrimonio.

En 2004, regresó a TVE, interviniendo en la serie cómica ¿Se puede?. Se emitió en prime time, los sábados y estaba dirigida por Gustavo Pérez-Puig.

Abandona la escena

En 2008 abandonó por sorpresa la serie Escenas de Matrimonio, la serie de sketches producida por José Luis Moreno para Telecinco, según informó el diario 20 minutos.

Llevaba sólo tres semanas en el equipo . Algunos rumores apuntaron según señalaba el mismo medio, a problemas de salud. Tenía entonces 71 años.

En 2010 vendió el Teatro La Latina, aunque se le reservó un palco vitalicio. Lo contaba el director Jaime Azpilicueta en el programa de RNE No es un día cualquiera.

Su última aparición en TVE data de 2012 cuando participó en el especial Reyes y Estrellas de TVE, emitido en enero de ese año.

Así se explicaba en la promoción de TVE, la participación de la actriz:

"La gala contará con la participación extraordinaria de la actriz Lina Morgan, que encarna a una mujer sencilla que opina que no se puede celebrar una fiesta dedicada a los Reyes Magos sin su presencia, así que decide probar suerte para convencerles de que asistan. Tal será su empeño y terquedad, que al final conseguirá la presencia de Sus Majestades de Oriente en la fiesta."

Premios y más premios

Ha recibido, entre otras distinciones: Premio de la Popularidad (1969), Premio Miguel Mihura a la mejor actriz (1982), Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo (1984), Medalla al Mérito Artístico (1985), Fotogramas de Plata (1988), Empresaria del Año (1989), Premio Empresa y Economía (1992), TP de Oro (1995, 1997 y 1998). También el Premio Ondas (1998), entre muchos otros galardones.

Hablando de los premios, Lina Morgan ha confesado que "Dios me ha ayudado en todo" y que para ella el premio más especial es La Medalla de Jesús el Pobre, que recibió en el año 2000.

Haciendo balance de su vida y hablando entre líneas de su discreta vida sentimental, declaró hace unos años: "Quizás me he entregado demasiado a mi profesión, he tenido éxitos como actriz y unos cuantos desengaños amorosos. He amado mucho y me han amado. He dejado mucho y me han dejado"

Noticias

anterior siguiente