Enlaces accesibilidad
Terremoto en Nepal

El balance oficial por el terremoto en Nepal supera ya los 5.200 muertos y los 10.300 heridos

  • Los daños completos o parciales afectan a más de 150.000 infraestructuras
  • Acción contra el hambre advierte de que empieza a escasear el agua

Por
AYUDA DE INDIA A LAS VÍCTIMAS DEL TERREMOTO
Miembros de las fuerzas armadas de Nepal evacuando a una persona herida del área afectada por el terremoto. EFE EFE

Más de 5.200 personas han muerto en Nepal por el potente terremoto que sacudió el país el pasado sábado, según una última actualización del balance oficial que también incluye daños completos o parciales en más de 150.000 infraestructuras. Por su parte, onegés como Acción contra el Hambre han advertido de que empieza a escasear el agua en Katmandú

El Centro Nacional de Operaciones de Emergencia, dependiente del Ministerio del Interior nepalí, ha elevado este miércoles a 5.238 el balance oficial de fallecidos y a 10.348 el de heridos, según una serie de mensajes difundidos en Twitter.

Las autoridades han confirmado daños completos en 94.744 infraestructuras públicas y parciales en 64.645. Los inmuebles del Gobierno también han sufrido los estragos del seísmo y 10.136 han quedado completamente destruidas. Según los datos publicados por la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA), unas 70.000 viviendas han sido destruidas y 530.000 dañadas por el temblor.

El Gobierno de Nepal ha reconocido que necesita urgentemente unas 500.000 tiendas de campaña para poder dar cobijo a los millones de damnificados. La ONU ha apuntado este miércoles que se requieren 415 millones de dólares para financiar en los próximos tres meses la ayuda más urgente a los damnificados por el devastador terremoto.

Los requerimientos más inmediatos son alojamiento temporal, agua, alimentos, instalaciones de saneamiento básico, atención médica de urgencia, así como protección a las víctimas, especialmente a los más vulnerables, como niños y mujeres.

Escasez del agua

Por su parte, la ONG Acción contra el Hambre (ACH) ha advertido de que está empezando a escasear el agua en Katmandú y ha alertado de la importancia de hacer llegar asistencia urgente a las zonas rurales, que se han visto gravemente afectadas por el terremoto del pasado sábado.

Las dificultades para acceder a zonas rurales complican valorar la magnitud de la tragedia

Según ha indicado en un comunicado, en Nepal y "más que la cantidad es su calidad del agua lo que se prevé que en breve se convierta en un problema" ya que se ignora la gravedad de los daños en los depósitos y canalizaciones. Por otra parte, la evaluación de los daños en las zonas rurales más alejadas no se ha podido realizar de momento. "Por experiencia personal, esta es una situación muy similar a la del seísmo de Pakistán en 2005.

Más allá de las ciudades, es la vasta región rural y montañosa la más afectada", ha resaltado el director de operaciónes de ACH-Francia, Vincent Taillandier. "Aunque los testimonios son escasos aún debido a la dificultad de acceso y de comunicaciones, sabemos que los daños son considerables", ha añadido. En este sentido, la ONG subraya que son precisamente las zonas aisladas las que requieren ayuda inmediata.

"Si bien las poblaciones de la montaña, por su fragilidad, se han derrumbado, esperamos que hayan provocado menos muertes que en la ciudad", ha afirmado, subrayando que "la situación de los nepalíes del medio rural no es fácil".

Noticias

anterior siguiente