Enlaces accesibilidad

Japón confirma la muerte de 12 personas en la erupción del volcán Ontake

  • En total se han localizado 36 cuerpos
  • Las labores de rescate se han suspendido
  • Otras 63 personas están heridas

Por
Miembros de las Fuerzas de Autodefensa (Ejército) de Japón rescatan los cuerpos de senderistas atrapados en la erupción del monte Ontake
Miembros de las Fuerzas de Autodefensa (Ejército) de Japón rescatan los cuerpos de senderistas atrapados en la erupción del monte Ontake. REUTERS REUTERS/KYODO

Las autoridades japonesas han confirmado la muerte de 12 personas en el volcán Ontake, cuya erupción sin aviso este sábado atrapó a un nutrido grupo de senderistas, según asegura la televisión pública japonesa NHK.

Los equipos de rescate que trabajan en la cumbre del monte, de 3.067 metros de altura, encontraron un total de 36 personas en parada cardiorespiratoria. Las autoriades sin embargo no confirman los fallecimientos hasta que los cuerpos no son trasladados a un hospital y los médicos certifican la muerte.

Otras 63 personas han resultado heridas de consideración.

La operación de rescate, en la que participan unos 540 policías, bomberos y miembros de las Fuerzas de Autodefensa (Ejército) ha tenido que ser suspendida por la presencia de gases tóxicos en la cumbre, cubierta por una espesa capa de cenizas, según informa Efe.

La erupción continúa este lunes y los vertidos del volcán podrían caer en un radio de cuatro kilómetros, por lo que las autoridades han recomendado a la población que tome precauciones.

Destino preferido por los senderistas

El monte Ontake, ubicado a unos 100 kilómetros de la ciudad de Nagoya, comenzó a expulsar humo, rocas y cenizas en la madrugada del sábado y desde entonces ha continuado emanando residuos, según informó la Agencia Meteorológica nipona.

Centenares de personas se encontraban practicando senderismo en el volcán en el momento de la erupción, y la mayoría pudieron abandonar la zona por su propio pie o fueron evacuados, los últimos en la mañana del domingo con la ayuda de helicópteros militares.

El monte Ontake es el segundo mayor volcán de Japón, detrás del Monte Fuji (3.776 metros), y se encuentra entre las prefecturas de Gifu y Nagano.

Su última gran erupción se produjo en 1979, cuando expulsó unas 200.000 toneladas de cenizas, mientras que en 1991 registró otra erupción menor y en 2007 provocó una serie de terremotos volcánicos.

Japón está situado en el anillo de fuego del Pacífico y cuenta en su territorio con más de un centenar de volcanes activos e inactivos.

Noticias

anterior siguiente