Enlaces accesibilidad

La OCDE agrava las previsiones para España en 2013, cuando el paro rozará el 27%

       
  • El paro alcanzará el 26,9% el año próximo y se mantendrá en el 26,8% en 2014
  •    
  • Aconseja no aplicar más recortes por su efecto negativo sobre el crecimiento
  •    
  • Advierte que será el país que salga más despacio de la recesión, tras Grecia
  •    
  • El Gobierno defiende sus previsiones, que "se ajustan más a la realidad"

Por
La OCDE pronostica un paro de casi el 27% para el 2013

La economía española registrará en 2012 una contracción del 1,3%  que el próximo año se agravará hasta el 1,4% (casi el triple de la previsión de contracción del Gobierno) como consecuencia de las  medidas de consolidación fiscal y la desaceleración prevista para el  conjunto de la eurozona. Esa situación económica elevará la tasa de paro al 25% este año y hasta el 26,9% en 2013, según  las últimas proyecciones para España de la Organización para  la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

El organismo que agrupa a las economías más desarrolladas del mundo mejora así en tres décimas su anterior pronóstico para España en  2012, pero revisa drásticamente a la baja sus expectativas para  2013, puesto que en mayo pasado apostó por una caída del PIB español del  0,8%.

Aconseja no aplicar más recortes para cumplir los objetivos

"Se prevé que, en un ambiente de restricción del crédito, la consolidación fiscal tendrá efectos más fuertes de lo habitual en el crecimiento, lo que aconseja no tomar más medidas para lograr los objetivos, especialmente, si el crecimiento se demuestra mucho más débil de lo previsto por el Gobierno", se lee en el informe de la OCDE.

Lo que sí recomienda esa organización internacional al Gobierno es que mantenga la aplicación de las reformas destinadas a mejorar la competitividad de la economía española y que termine cuanto antes la reestructuración del sistema bancario. Esa ganancia de competitividad y un mejor comportamiento de las exportaciones son, según la OCDE, las variables que podrían ayudar a aliviar la caída de la economía el año que viene.

Las previsiones sobre el PIB contradicen las realizadas por el Gobierno español, que contemplan  una caída de la actividad económica del 1,5% este año, que pasará a  ser sólo de medio punto el que viene.

Por contra, las expectativas de la OCDE coinciden con las del Ejecutivo en que España no volverá a crecer hasta 2014, aunque en el  caso de la organización internacional, los pronósticos son mucho  menos optimistas: el país crecerá un 0,5%, la tasa más baja de todos los países miembros con excepción  de Grecia, que seguirá en recesión en 2014 (-1,3%).

Como consecuencia de la "intensificación de la recesión" prevista  para el próximo año, la OCDE prevé que la tasa de paro suba hasta el  26,9% en 2013, frente al 25% estimado para el cierre del presente  ejercicio. Ese nivel marcaría un nuevo récord que sólo bajaría muy levemente en 2014,  cuando se situaría en el 26,8%, solo superada por  Grecia (27,2%).

Respecto al déficit público, la OCDE calcula en un 8,1% el nivel con el que España terminará este año, muy por encima del 6,3% fijado como objetivo. Para el año que viene también prevé un incumplimiento, ya que estima que el desequilibrio de las cuentas públicas se situará en el 6,3%, lejos del 4,5% fijado.

Según el Ministerio de Economía, estas desviaciones se explican porque la OCDE incluye en sus cálculos del déficit las ayudas concedidas a la banca, que no se tienen en cuenta en el proceso abierto por la Comisión Europea a España por déficit excesivo.

El Gobierno asegura que sus previsiones están "más ajustadas a la realidad"

Desde el Gobierno, la secretaria de Estado de Presupuestos y Gastos, Marta Fernández Currás, ha defendido las previsiones económicas del Ejecutivo que -ha dicho- están "más ajustadas a la realidad".

Fernández Currás ha asegurado que el Gobierno sabe el impacto de las medidas que está poniendo en marcha sobre las magnitudes macroeconómicas. Además, ha subrayado que "no deja de resultar significativo" que la OCDE o la Comisión Europea hagan unas previsiones e, "inmediatamente, digan que España está haciendo lo que tiene que hacer, el ajuste que tiene que hacer, y que está dando sus frutos".

Si las medidas que se han tomado en distintas materias "no son tenidas en cuenta o lo son sólo parcialmente, los resultados pueden diferir", ha indicado la secretaria de Estado.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha dicho desde Turquía -en el marco de la cuarta cumbre bilateral entre los dos países- que respeta las previsiones económicas de la OCDE pero que trabajará para que no se cumplan. Rajoy ha recordado que para el año 2012 el Gobierno había pronosticado una caída del PIB del 1,7%, un dato que se espera sea algo mejor según las últimas estimaciones del Ejecutivo.

Noticias

anterior siguiente