Enlaces accesibilidad

EE.UU. advierte del peligro de una guerra civil en Siria y anuncia nuevas sanciones

  • EE.UU. iniciará consultas para aumentar la presión sobre el régimen sirio
  • En Libia han asaltado la embajada rusa y han izado la bandera siria

Por
La Unión Europea endurecerá las sanciones contra el régimen sirio

La secretaria de Estado de EE.UU., Hillary Clinton, ha condenado este domingo en Sofía el veto de Rusia y China en el Consejo de Seguridad de la ONU a la resolución sobre la crisis en Siria y ha advertido del peligro de una guerra civil en ese país y ha amenazado con nuevas sanciones.

En rueda de prensa, tras una reunión con el primer ministro búlgaro, Boiko Borissov, la secretaria de Estado ha dicho que EE.UU. iniciará una serie de consultas diplomáticas con socios de todo el mundo para aumentar la presión sobre el régimen sirio.

Según Clinton, el Gobierno de EE.UU. trabajará para establecer nuevas sanciones regionales e internacionales contra Siria e además reforzar las ya existentes.

"Trabajaremos para cortar los suministros de armamento para el régimen sirio y haremos públicos los países que apoyan este régimen de forma financiera", ha advertido la secretaria de Estado.

Veto de Rusia y China

El veto de Rusia y China en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas impidió este sábado al máximo órgano de seguridad internacional hablar con voz única ante la violenta represión que el régimen sirio ejerce contra su población desde hace ya 11 meses.

Estos países, manifestó la jefa de la diplomacia estadounidense, tienen la plena responsabilidad por el apoyo al régimen de Bachar al Asad, "lo que aumenta el peligro a una brutal guerra civil".

La resolución buscaba una salida a la crisis siria mediante el apoyo el plan de transición de la Liga Árabe y que condenaba la violencia del régimen de Damasco contra la población civil.

Manifestantes libios asaltan la embajada rusa e izan la bandera siria

Varias decenas de manifestantes libios han irrumpido en la embajada rusa en Trípoli, en protesta por el veto de Moscú a la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU sobre Siria, y han izado la bandera siria que enarbolan los rebeldes (verde, blanca y negra).

Los manifestantes han exigido también al Consejo Nacional de Transición (CNT) libio que expulse al embajador ruso en Libia, en protesta por la decisión de Rusia de bloquear la iniciativa árabe en el Consejo de Seguridad de la ONU.

En el momento del asalto, en el que no se han producido daños físicos ni materiales, el embajador no se encontraba en el edificio, aunque sí había varios funcionarios y empleados de la misión diplomática, que abandonaron la sede, según aseguraron varios manifestantes.

Los jóvenes acusaron a Rusia de apoyar a los regímenes árabes durante las revueltas de la conocida como "Primavera Árabe, y de mantener un papel neutral durante la rebelión popular libia que derrocó al régimen del coronel Muamar al Gadafi.

Hasta el momento, el CNT no se ha pronunciado sobre la postura rusa en el Consejo de Seguridad, ni sobre el asalto del edificio diplomático, que se encuentra en el barrio tripolitano de Dahra, en el centro de la ciudad.

Varios países árabes han criticado con dureza el veto que tanto Rusia como China impusieron ayer a la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU sobre Siria en la última jornada de la Conferencia de Seguridad de Múnich (MSC), dedicada a la primavera árabe.

Yemen, Cátar, Turquía, Túnez y Egipto condenaron la postura de estos dos estado que calificaron como un mal uso de la capacidad de veto de y corresponsabilizaron a Rusia y China de las masacres del régimen de Bachar al Asad.

Noticias

anterior siguiente