Enlaces accesibilidad

"Katia" se transforma en huracán y amenaza con fortalecerse durante el fin de semana

  • Con 120 kilómetros por  hora se convierte en un huracán de categoría 1
  • Puede llegar a transformarse en un huracán de categoría 3, 4, o 5

Por
La tormenta tropical "Katia" se convierte en huracán

La tormenta tropical "Katia" se ha convertido esta noche en huracán de categoría 1 al aumentar sus vientos máximos a 120 kilómetros por hora, y puede llegar a transformarse en un huracán de categría mayor durante el fin de semana, ya que se fortalecerá durante las próximas 48 horas.

Según el Centro Nacional de Huracanes (CNH), "Katia" puede transformarse en un huracán de categoría, 3, 4 o 5 en la escala de Saffir-Simpson, de un máximo de cinco.

A las 05.00 hora penínsular española, la todavía tormenta estaba situada a 1.875 kilómetros al este de las Antillas menores y se desplazaba hacia el oeste-noroeste a 32 kilómetros por hora.

Durante temporada de huracanes en el Atlántico, que este año comenzó el pasado 1 de julio y finaliza el próximo 30 de noviembre, suelen producirse unas 11 o 12 tormentas, y solo este año, cuando todavía queda media temporada por delante, se han producido ya 11 tormentas tropicales.

De hecho, otro frente de turbulencias meteorológicas sobre noroeste del Caribe y el este del Golfo de México podría convertirse en tormenta y afectar a las plantas de extracción petrolífera de la zona. 

La petrolera BP anunció el miércoles que ya había comenzado a evacuar a sus trabajadores. Anadarko Petroleum Corp también está trasladando a tierra a su personal no esencial, y Shell se preparaba para seguir su ejemplo.

La Administración Nacional de Océanos y Atmósfera (NOAA, por sus siglas en inglés), actualizó a inicios de este mes su pronóstico y vaticinó que esta temporada se formarán más tormentas que en años anteriores. Podrían producirse entre 11 y 14, de entre las que siete y 10 podrían transformarse en huracanes.

Segundo huracán de la temporada

"Katia" ha pasado a ser el segundo huracán de la temporada después de "Irene", que ha dejado decenas de muertos a su paso por el Caribe y la costa este de Estados Unidos, además de numerosas zonas inundadas.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha declarado "zonas catastróficas" Carolina del Norte y Nueva York, mientras Vermont y Nueva Jersery han sufrido sus peores inundaciones en décadas.

Algunos ríos siguen crecidos y las inundaciones aún mantienen bajo el agua los estados del este, aunque ya se empiezan a dar algunos síntomas de normalidad.

Noticias

anterior siguiente