Enlaces accesibilidad

Obama resalta el avance "sin precedentes y significativo" logrado en Copenhague

  • Barack Obama reconoce que cerrar un tratado vinculante "llevará tiempo"
  • Apunta a la falta de confianza entre las partes como un problema

Por
Obama resalta el avance 'sin precedentes y significativo' logrado en Copenhague

Los países reunidos en la cumbre de la ONU en Copenhague contra el cambio climático han logrado un "avance sin precedentes y significativo", según ha anunciado el presidente de EEUU, Barack Obama, tras el acuerdo de mínimos suscrito por China, EE.UU., la UE, Sudáfrica y la India.

En declaraciones a la prensa, Obama ha expresado su satisfacción por el acuerdo conseguido tras más de 12 horas de negociaciones en la capital danesa que culminaron con un encuentro entre EEUU, Brasil, India, China y Sudáfrica en el que se forjó el pacto.

Obama ha reconocido que será "muy complicado" y "llevará un tiempo" cerrar un tratado que sea legalmente vinculante, algo que requerirá "más confianza" entre las partes.

El acuerdo logrado, según ha precisado, no será legalmente vinculante pero sí hará que los países fijen sus objetivos de recorte de emisiones de gases contaminantes.

El presidente estadounidense apuntó que en Copenhague las conversaciones se vieron perjudicadas por un "punto muerto fundamental en las diferentes perspectivas".

Propuestas menos ambiciosas

Acerca de por qué no ofreció propuestas más ambiciosas para tratar de romper ese punto muerto, Obama indicó que su Gobierno no quiere hacer promesas que no pueda cumplir y no puede "de la noche a la mañana" alcanzar la independencia energética.

Según había indicado previamente un alto funcionario estadounidense que habló bajo la condición del anonimato, el pacto aporta un mecanismo para supervisar y verificar los recortes de emisiones en los países en desarrollo pero fija unos objetivos menos ambiciosos de lo que esperaban inicialmente EE.UU. y los países europeos, según las fuentes.Sí mantiene el objetivo de limitar el aumento de la temperatura terrestre a dos grados, como buscaban europeos y estadounidenses.

También incluye un acuerdo sobre la financiación que aportarán los países más ricos a las economías en vías de desarrollo para su adaptación al uso de tecnologías limpias.

Ninguno de los países está completamente satisfecho con lo logrado pero el acuerdo representa, insistió el alto funcionario, un "paso histórico" que servirá de base para pactos más sustanciales en el futuro.

Intensa jornada de reuniones

Obama llevó a cabo una intensa serie de reuniones a lo largo de su estancia en Copenhague de 12 horas, que comenzaron con un encuentro multilateral con más de veinte países e incluyeron dos encuentros con el primer ministro chino, Wen Jiabao, cuyo país mantenía las principales diferencias con Washington en la cumbre.

En su discurso de este viernes ante los líderes reunidos en Copenhague, Obama había instado a los participantes a lograr un acuerdo, al recordar que "se nos agota el tiempo" y "debe haber movimiento por parte de todos".

Noticias

anterior siguiente