Enlaces accesibilidad

Un apartamento reconvertido en una cueva de cristales opta al premio Turner

  • Robert Hiorns es el autor de la obra, la más sorprendente de las cuatro seleccionadas
  • Lucy Skaer, por su parte, presenta una instalación que combina pintura y escultura
  • Los otros dos trabajos seleccionados son obra de Enrico David y Richard Wright

Por
'Seizure', el apartamento reconvertido por el que Roger Hiorns opta al Turner EFE EFE/Marcus Leith/Corvi Mora
El jurado del premio Turner de arte contemporáneo ha elegido a los cuatro candidatos de este año y entre las obras seleccionadas figura un apartamento abandonado y en ruinas que fue reconvertido en una especie de cueva llena de cristales azules.

Los artistas seleccionados "tienen mucho en común", ha resaltado el jurado en la presentación de los candidatos en la Tate Britain de Londres, ya que todos comparten su formación como pintores, aunque sus obras se alejan de lo tradicional e incluyen también esculturas y demás soportes.

Enrico David, Roger Hiorns, Lucy Skaer y Richard Wright son los finalistas de este año, que será la vigésimo quinta edición del polémico galardón, cuyo ganador se anunciará el 7 de diciembre.

Las obras

Las obras seleccionadas tienen en común el punto transgresor y original por el que sus creadores se caracterizan, aunque en cualquier caso están lejos de ser tan controvertidas como algunas piezas galardonadas en anteriores ediciones del Turner.

La creación más sorprendente entre las elegidas es la de Roger Hiorns, quien en Seizure aprovechó un apartamento en ruinas situado en el sur de Londres para crear una especie de cueva llena de cristales azules. "Es como un alquimista moderno. Usa materiales ordinarios y los transforma en algo mágico", ha señalado la portavoz del jurado.

Enrico David ha sido elegido por dos exposiciones "profundamente provocadoras" que albergaron el Museum für Gegenwartskunst de Basilea (Suiza) y el Museo de Arte de Seattle (Estados Unidos), mientras que Lucy Skaer opta al premio con una instalación que combina escultura y pintura.

El cuarto candidato, Richard Wright, definido por el jurado como "un pintor fascinado por la arquitectura, la geometría y las matemáticas", ha sido seleccionado por un trabajo que ha expuesto en la Galería Ingleby, de Edimburgo (Escocia).

Polémica

La polémica ha acompañado a este premio británico desde su creación, ya que ha distinguido a artistas como Damien Hirst, quien en 1995 se alzó con el galardón con una vaca descuartizada y conservada en formol.

Otro ejemplo es la obra de Tracey Emin, quien sorprendió en 1995 al quedar finalista con una cama de sábanas sucias, rodeada de colillas de cigarros, una botella de whisky y de su propia ropa interior.

El premio lleva el nombre del pintor inglés J.M.W. Turner (1775-1851) y reparte un total de 40.000 libras (unos 44.000 euros), 25.000 para el ganador y 5.000 (5.600) para cada uno de los otros tres finalistas.

El director de la Tate Britain y presidente del jurado, Stephen Deuchar, ha destacado que su importancia estriba en que hace que "el público británico hable al menos una vez al año de arte contemporáneo", recordando que el año pasado vieron las obras seleccionadas un total de 92.000 personas.

Noticias

anterior siguiente