Enlaces accesibilidad

A España se le resisten las espadas

  • Aún no hemos conseguido ninguna medalla olímpica en esgrima
  • Es el único deporte olímpico originario de España

Por
Luchadores de esgrima
Luchadores de esgrima REUTERS REUTERS

La esgrima es un deporte de combate en el que se enfrentan dos contrincantes, que deben intentar tocarse con un arma blanca, en función de la cual se diferencian tres modalidades: sable, espada y florete. Los contrincantes reciben el nombre de "tiradores". Cuando un tirador es "tocado" por el arma, el contrario recibe un punto.

Es el único deporte olímpico de origen español y uno de los cuatro deportes que siempre han estado presentes en los Juegos Olímpicos modernos desde su inicio en Atenas en 1896.

En Pekín lucharán 212 atletas: 102 hombres, 102 mujeres y ocho del país anfitrión. Los clasificados españoles son: José Luis Abajo (espada), Jorge Pina (sable), Jaime Martí (sable), Javier Menéndez (florete) y Araceli Navarro (sable).

El italiano Aldo Montano se erige como uno de los grandes favoritos. El deportista intentará revalidar el oro conseguido hace cuatro años en Atenas. Los españoles, a pesar de competir en un deporte "autóctono", aun no hemos conseguido ningún metal en los Juegos Olímpicos.

Modalidades

Son 12 modalidades olímpicas: Espada masculina y femenina individual (2) , y por equipos (2), Florete masculino y femenino individual (2), y por equipos (2), y Sable masculino y femenino individual (2), y por equipos (2). Es decir, las tres armas: Espada, Florete y Sable, en Masculino y Femenino, y en Individual y por Equipos. Sin embargo, a partir de Atenas 2004 se acordó que en los Juegos Olímpicos la competición por equipos vaya "rotando" quedando dos modalidades descartadas en cada edición. En Pekín, las modalidades que no participan son Espada Femenina y Florete Masculino.

Historia

El primer reglamento de esgrima aparece en 1474 y tras adoptar la hoja de metal, mucho más ligera, a finales del siglo XVIII se incorpora la máscara como parte del equipo del deportista, una apuesta por la seguridad de los tiradores que ha tenido que superar las críticas que la consideraban algo femenino e insultante. Con la desaparición del duelo en el último tercio del siglo XIX, aparecen también las reglas propias de cada una de las armas de la esgrima moderna. Desde ese momento, las tres seguirán una evolución paralela.






 

Deportes

anterior siguiente