arriba Ir arriba

El Consejo de Seguridad de la ONU ha condenado este viernes de forma unánime el último lanzamiento de un misil por parte de Corea del Norte, pero no busca por ahora nuevas sanciones, tras haber adoptado recientemente duros castigos.

Los quince miembros del Consejo se han reunido de urgencia en una sesión a puerta cerrada para analizar la última prueba balística de Pyongyang, que en las últimas horas lanzó un proyectil que sobrevoló el norte de Japón y cayó en aguas del Pacífico.

El máximo órgano de decisión de Naciones Unidas ha condenado en un comunicado el ensayo, calificándolo como "altamente provocador", y ha subrayado que todos los países deben aplicar de forma "completa" e "inmediata" las medidas contra Pyongyang aprobadas por la ONU.

  • Reunión para analizar la última prueba balística del régimen de Kim Jong-un
  • El Consejo de Seguridad ha calificado el ensayo como "altamente provocador"
  • Trump: Hay una "abrumadora" cantidad de opciones para responder a Pyongyang
  • Corea del Norte dice que quería "calmar la beligerancia de EE.UU." con su misil
  • Kim Jong-un asegura que su país está cerca de hacerse con el arma nuclear
  • El paquete de medidas fue propuesto por EE.UU. a raíz del último ensayo nuclear
  • Se limita la venta de petróleo al régimen y se prohíbe la compra de textiles
  • Los 15 miembros del Consejo han votado a favor por unanimidad
  • Corea del Sur y Japón lo consideran una "advertencia" al régimen
  • China y Rusia coinciden en la "posición unánime" internacional

El grupo insurgente rohinyá que atacó a finales de agosto una treintena de puestos gubernamentales en el oeste de Birmania (Myanmar) ha declarado un alto el fuego durante un mes para permitir la entrada de asistencia humanitaria. Las autoridades birmanas no reconocen la ciudadanía a los rohinyá, ya que les considera inmigrantes bengalíes, y les impone múltiples restricciones, incluida la privación de movimientos.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg ha dicho este domingo en una entrevista concedida a la BBC que Corea del Norte es una amenaza global y requiere una respuesta global.
El máximo responsable de las Alianza Atlántica ha calificado el comportamiento de Corea del Norte de "imprudente" y ha abogado por una solución pacífica del conflicto.
Este lunes el Consejo de Seguridad de la ONU estudiará un nuevo paquete de sanciones contra el régimen. Su líder, Kim Jong-Um ha calificado de "éxito perfecto" la prueba nuclear del pasado día 3 y agasajó a los científicos que la llevaron a cabo con una fiesta.

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas ha vuelto a reflejar este lunes las diferencias existentes en la comunidad internacional a la hora de afrontar los ensayos nucleares de Corea del Norte: mientras Estados Unidos avisaba de que el régimen de Kim Jong-un está "implorando una guerra" y reclamaba sanciones más duras para frenarle, China y Rusia pedían mantener la "cabeza fría" y, aunque han condenado la deriva norcoreana, apostaban por el diálogo para desactivar la tensión en la península.

  • Washington amenaza con una "respuesta militar masiva" si es atacado
  • Trump apunta con bloquear "todo intercambio comercial" con Pyongyang a nivel global
  • La situación ha enrarecido las relaciones con China y Rusia, que rechazan una agresión
  • El Consejo de Seguridad de la ONU se reunirá este lunes para analizar la amenaza

La oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos (ACNUDH) ha acusado a las fuerzas de seguridad de Venezuela de la muerte de manifestantes, desapariciones forzadas, allanamientos ilegales y otras graves violaciones de los derechos humanos durante la represión de las protestas opositoras de los últimos meses.

El Consejo de Seguridad de la ONU ha condenado este martes el último lanzamiento de misiles efectuado por Corea del Norte, que sobrevoló el martes territorio japonés, y exigió al país asiático el cese inmediato de estas acciones. El gobierno norcoreano ha justificado este nuevo ensayo como una "advertencia significativa y crucial" para Corea del Sur y Estados Unidos.

La resolución del Consejo de Seguridad describe las acciones de Pyongyang como "indignantes", insiste en exigirle el "cese inmediato" de sus lanzamientos de misiles, y enfatiza la importancia de llevar a cabo "acciones inmediatas y concretas para reducir tensiones en la península de Corea y más allá".

Además, subraya que esos lanzamientos suponen "no sólo una amenaza a la región, sino a todos los estados miembros de la ONU", y se muestra "gravemente preocupado" por que Corea del Norte esté "minando la paz y estabilidad regional de forma deliberada".

Asimismo, el Consejo de Seguridad reclama que Corea del Norte "abandone todas sus armas nucleares y sus programas nucleares existentes de forma completa, verificable e irreversible", y que no lleve a cabo "ninguna otra prueba nuclear ni ninguna otra provocación".

  • Exige a Corea del Norte el cese inmediato de estas "indignantes" acciones
  • Apuesta, de todas formas, por una "solución pacífica, diplomática y política"
  • Corea del Norte confirma el lanzamiento y dice que es una "advertencia significativa y crucial" para Corea del Sur y EE.UU.
  • Afirma que es para contrarrestar los ejercicios militares conjuntos de estos países