arriba Ir arriba
  • Los primeros datos extraídos ratifican las hipótesis apuntadas por los investigadores franceses
  • Estos apuntaron que los sensores habían indicado que había humo en la cabina
  • Restos del fuselaje habían mostrado daños producidos por altas temperaturas
  • La segunda caja negra está aún siendo reparada en Francia

RTVE coproduce junto a Story Producciones ‘La historia secreta de las momias’, un documental que mostrará la historia más desconocida y sorprendente de las momias y del antiguo Egipto a partir del análisis de cuatro momias de la colección del del Museo Arqueológico Nacional en una investigación pionera realizada en el Hospital Universitario Quirónsalud de Madrid.

Este domingo 6 de junio cuatro momias, tres egipcias y una guanche, han sido trasladadas al hospital para ser analizadas con las técnicas de radiología más avanzadas del mundo: un equipo de tomografía computarizada de nueva generación, que permite escanear a las momias y generar su representación volumétrica y tridimensional a partir de la adquisición de más de 2.000 imágenes transversales.

El estudio ha permitido obtener imágenes de alta resolución de los cuerpos, aportando detalles inéditos de su fisionomía, que necesitarán ahora un análisis minucioso para determinar posibles causas de su muerte, enfermedades, hábitos de vida, etc.

Tutankamón fue enterrado con una daga hecha de una plancha que vino, literalmente, del espacio, según un análisis de la composición de la pequeña espada de hierro hallada en el sarcófago del faraón. Usando espectrometría de fluorescencia de rayos X portátil no invasiva, un equipo de investigadores italianos y egipcios ha confirmado que la daga de hierro colocada en el muslo derecho del cuerpo momificado de Tutankamón procede de un meteorito.

El equipo, que incluye investigadores del Politécnico de Milán, Universidad de Pisa y el Museo Egipcio de El Cairo, detalla los resultados de su investigación en la revista Meteoritics and Planetary Science.

Los forenses egipcios han empezado a comparar el ADN de los restos de las víctimas de avión con el de los familiares, para identificarlos. Todos los restos recuperados, una mínima parte, son más pequeños que la palma de una mano, según fuentes forenses citadas por la agencia Reuters, lo que sería compatible, dicen, con una explosión a bordo. Pero el jefe del equipo forense de El Cairo ha dicho que es una mera suposición, y no se han encontrado trazas de explosivos ni en los cuerpos, ni en los objetos procedentes del avión.

El Ejército egipcio ha anunciado este viernes que han encontrado restos del aparato y pertenencias personales de los pasajeros del avión de EgyptAir que desapareció la madrugada del jueves tras despegar de París rumbo a El Cairo con 66 personas a bordo. Han aparecido 290 km al norte de Alejandría. Francia investiga la lista de pasajeros y al personal de tierra del aeropuerto de Charles de Gaulle que tuvo acceso al aparato.

Las autoridades de Francia están reconstruyendo el trayecto del aparato, que antes de despegar de París hizo escala en Eritrea, Túnez y Egipto, y también investigan al personal de tierra del aeropuerto parisino Charles de Gaulle, para intentar esclarecer si existen vínculos entre alguno de los trabajadores y el siniestro del vuelo MS804. Asimismo la lista de pasajeros está siendo objeto de un examen minucioso.

  • Egipto asegura que han aparecido piezas del avión 290 km al norte de Alejandría
  • Francia investiga la lista de pasajeros y al personal del tierra del aeropuerto
  • Egipto y Rusia apuntan a un atentado pero EE.UU. no cree que el avión explotase
  • Los familiares esperan en El Cairo tras una jornada de angustia y especulaciones