Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

Al menos dos personas resultaron gravemente heridas este lunes durante la celebración en el centro de Toronto de la consecución del campeonato de la NBA por los Raptors, en una ceremonia en la que hubo estampidas entre la multitud.

La policía informó de que además de los dos heridos graves, otras dos personas fueron detenidas debido a los incidentes, que según los medios locales se generaron en una pelea que derivó en un tiroteo.

Algunas estimaciones cifraron en hasta dos millones de personas, a los participantes en las celebraciones de la consecución del título por los Toronto Raptors, equipo en el que militan Marc Gasol, Serge Ibaka y Sergio Scariolo.

Los Toronto Raptors ganaron por primera vez en su historia el campeonato de la NBA al derrotar en la noche del jueves en el sexto partido de la serie a los Golden State Warriors en Oakland (EE.UU.) por 110-114.

La guerra comercial entre China y Estados Unidos se recrudece, ahora, en el campo de las telecomunicaciones. Anoche, Trump firmó una orden ejecutiva para restringir la compra de componentes a empresas tecnológicas extranjeras. China lo ve como un ataque directo a Huawei. Además, el gobierno de Pekín ha confirmado que ha detenido a dos ciudadanos canadienses que estaban desaparecidos desde hacía cinco meses. Se sospecha que es una represalia por el arresto en Vancouver de una alta directiva de Huawei, que podría ser extraditada desde Canadá a EEUU.

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, y el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, conversaron sobre la situación en Venezuela y la alternativa del diálogo como solución a la crisis en el país suramericano, informó este sábado el mandatario cubano.
El presidente cubano no especificó cuándo ni cómo se produjo la conversación con Trudeau, a quien agradeció "su oposición a la Ley Helms Burton" de EE.UU., cuyo título III permite llevar ante cortes estadounidenses demandas por propiedades confiscadas en la isla tras el triunfo de la Revolución en 1959.
Cuba, estrecho aliado del Gobierno de Nicolás Maduro, reiteró su apoyo al mandatario durante un levantamiento fallido liderado el martes pasado por Juan Guaidó, reconocido como presidente encargado de Venezuela por más de 50 países, quien ordenó la liberación del dirigente opositor Leopoldo López.
Guaidó pidió a la población salir a la calle para respaldar esta iniciativa, lo cual generó la respuesta de las fuerzas leales a Maduro.
Canadá está entre las naciones que reconocen a Guaidó como mandatario encargado de Venezuela y expresaron su pleno respaldo al "proceso constitucional y popular" para recuperar la democracia en el país suramericano, durante la reunión del Grupo de Lima, celebrada el viernes en la capital de Perú. 4/05/19
 

La siguiente parada en el exterior, la hacemos en Canadá. Allí la corrupción no se observa como un gran problema. De hecho, aunque ha bajado posiciones en los últimos años, el país norteamericano aún se sitúa entre las 10 potencias con menor índice de percepción de esta lacra entre sus habitantes, según la Organización para la Transparencia Internacional. No obstante, es este fantasma, el de la corrupción, el que amenaza con pasar factura a uno de los políticos jóvenes con mayor proyección: hablamos del primer ministro Justin Trudeau.

En el exterior, una parada más. Entre los escollos para llegar a un nuevo acuerdo comercial entre Estados Unidos y China, uno tiene nombre y apellidos: Meng Wanzhu, la directora financiera de Huawei e hija del fundador de la compañía, que está detenida en Canadá. Washington la reclama por, supuestamente, saltarse las sanciones impuestas a Irán por la Casa Blanca. Un juez canadiense ha aplazado a este martes su decisión sobre ponerla o no en libertad provisional.

La detención de la directora financiera de Huawei, Meng Whanzhou, en Canadá ha elevado la tensión comercial entre Estados Unidos y China. El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, ha insistido en que la investigación es independiente, mientras que Pekín sigue pidiendo su liberación. Un tribunal de Vancouver decidirá este viernes si Whanzhou sale en libertad provisional o si la extraditga a Washington. 

Canadá se ha convertido en el segundo país, tras Uruguay, en legalizar el consumo recreativo de la marihuana, medida que algunos consideran uno de los mayores experimentos sociales y económicos en décadas. En algunos estados de Estados Unidos, como Colorado, también es posible consumir legalmente el cannabis.

Varias empresas tienen ya licencia para producirla y decenas de establecimientos en todo el país, regulados por las autoridades sanitarias, venderán el gramo a un precio medio de casi siete euros. También por internet. Se recaudarán impuestos, se controlará el acceso de los menores y lo más importante -según el gobierno- se combatirá el mercado negro. El nuevo sistema, dice el primer ministro Justin Trudeau, mantendrá el cannabis alejado de los adolescentes y los beneficios alejados del crimen organizado.

Se calcula que los canadienses gastaron el año pasado 3.800 millones de euros en marihuana. Solo el 10 por ciento fue para uso medicinal; el resto ilegal. Y hay unos 300 grupos criminales que operan en el mercado ilícito. Ahora el gobierno espera pornerles coto.

Canadá será el primero del G-20 en legalizar esta droga y se enfrenta a varios retos. Algunos denuncian que se ha abandonado a las autoridades locales, las que tienen que regular los aspectos concretos de la ley. La oposición acusa a Trudeuau de precipitarse y ocultar riesgos para la salud y la seguridad el país. Además, hay organizaciones que piden amnistiar a los condenados por posesión de marihuana.

El presidente del Gobierno dio una rueda de prensa en Canadá junto al primer ministro canadiense, Justin Trudeau, que estuvo centrada en Cataluña. Allí, Pedro Sánchez puso el referéndum de Quebec como ejemplo de solución política ante un desafío independentista. Sánchez ha rechazado pronunciarse sobre los posibles indultos a los políticos independentistas que defiende su delegada de Gobierno en Cataluña aunque no la desautoriza.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, cree que el ejemplo de Quebec demuestra que pueden hallarse soluciones políticas a problemas políticos como el conflicto en Cataluña. Sánchez ha hecho esta reflexión en Montreal, donde se ha entrevistado con el primer ministro, Justin Trudeau, durante su visita oficial a Canadá.

"La mayoría social en Cataluña ha pedido lo mismo, no ha pedido independencia sino reforzar su autogobierno (...) Y es ahí donde está centrando el gobierno de España su propuesta política. Esa es la conclusión que podemos sacar del proceso que solucionó la crisis en Canadá respecto a Quebec".

Los ciudadanos de la región de Quebec votaron en dos ocasiones sobre su posible independencia de Canadá, y en ambas la rechazaron. Ambas consultas fueron legales y organizadas por el propio gobierno, de acuerdo con la llamada Ley de Claridad que establecía las condiciones para el referéndum y la secesión.

"Lo que propone este Gobierno es que dejemos a un lado la vía judicial y empecemos a hablar de política. Desde la ley, diálogo", ha recalcado Sánchez durante la rueda de prensa con Trudeau, donde la crisis catalana ha tenido un protagonismo especial.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha rechazado opinar sobre la posibilidad de indultar a los dirigentes independentistas que están en prisión porque considera que es una mera "hipótesis". "El Gobierno no se pronuncia sobre hipótesis; el Gobierno se pronuncia sobre realidades", ha recalcado en la conferencia de prensa que ha ofrecido junto al primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, en Montreal.