Entrevista al director de '¡Copiad, malditos!'

Stéphane M. Grueso: "Prefiero la difusión a poseer unos derechos de autor"

Ampliar foto¡Copiad, malditos! - Entrevista a Stéphane M. Grueso

Stéphane M. Grueso, director de ’¡Copiad, malditos!’ durante la entrevista con La 2 y con RTVE.es.RTVE.es

VICKY BOLAÑOS - MADRID 

¿Por qué nadie me ofrece una salida barata, cómoda y legal para seguir disfrutando del cine que me gusta? Es una de las preguntas con las que el equipo del documentales de ¡Copiad, malditos! inauguró su blog en RTVE.es en marzo de 2010. Pero ya hace más de un año que empezó la aventura del director de documentales Stéphane M. Grueso de desentrañar el complicado entramado que rodea a la propiedad intelectual. Muchas preguntas que el director sevillano ha intentado responder en el documental ¡Copiad, malditos!

Grueso preguntó a entrevistados como el abogado David Bravo o al director de la SGAE, Enrique Loras, qué es para ellos copiar. "Copiar es un acto que hacemos todos todos los días. Copiando se aprende", ha explicado el director en una entrevista a La 2 Noticias. Pero el documental que se estrena en La 2 y en RTVE.es el domingo a las 22 h va mucho más allá de la simple copia. Analiza la legalidad, las industrias culturales, las opiniones de los ciudadanos...

Preguntado por la 'piratería' Grueso ha manifestado que el problema es "acceder a la cultura y compartirla" y su precio. En su opinión faltan alternativas al elevado precio de contenidos como el de una serie. Después de declararse fan de The Wire, el director ha contado su experiencia: adquirir una temporada en una tienda cuesta casi 40 euros. Todas las temporadas compradas en internet, 70 euros.

"En España, con lo que gana la gente, no es factible comprar una serie", ha manifestado Grueso, al mismo tiempo que ha remitido a las alternativas on-line que existen en EE.UU., donde por unos 10 euros al mes se puede acceder a un amplio catálogo de contenidos en la red. " En España los catálogos son escasos y sigue siendo caro".

Copyleft no es igual a 'todo gratis'

El documental que los usuarios podrán descargar a partir del 3 de mayo en RTVE.es y en copiadmalditos.net tiene una licencia Creative Commons. Mientras que copyright significa tener todos los derechos reservados, la licencia de ¡Copiad, malditos! solo tiene limitado el uso comercial.

"Aposté por la licencia Creative Commons por una cuestión ideológica. Entiendo que TVE ha financiado el documental con dinero de los ciudadanos y parte de la producción debería revertir a la sociedad más rápido", ha opinado Grueso, quien prefiere difundir su obra a poseer unos derechos.

Un ejemplo de esa filosofía es que en su página web pueden verse y descargarse las entrevistas íntegras de los protagonistas como una manera de completar la experiencia de ver el documental. El director de ¡Copiad, malditos! es consciente de que recibirá críticas y por ello invita a los espectadores y usuarios disconformes con el montaje o la obra final a que vean las entrevistas completas y se hagan su propio juicio.

Tortuoso recorrido por la propiedad intelectual

Uno de los temas de actualidad que más ha pesado en los últimos meses en el debate de la propiedad intelectual ha sido el de la Ley Sinde. El documental no se centra demasiado en él porque se centra en otros aspectos de la propiedad intelectual. "Hemos tratado de contar nuestra experiencia. Queríamos contar cómo hacer un documental y que se pueda difundir y descargar libremente", ha contado, "yo no pertenecía a ninguna entidad de gestión; he investigado si me conviene asociarme y ya se verá lo que pasa".

Sobre la Ley Sinde Grueso ha opinado que "va a ser inútil", ya que a su juicio "no va a parar el intercambio". "Hay un ente que decide qué página puedo ver y qué página no, eso me asusta", ha sentenciado.

Espacio reservado para promoción
cid:46750