Repor
Noche del miércoles al jueves a las 01.30 horas   Los Domingos a las 20:30 horas  
Visitamos algunos pueblos españoles que "Con la iglesia han topado"

Repor: Con la Iglesia hemos topado

  • La ley hipotecaria española concede a la Iglesia Católica la potestad de inscribir a su nombre bienes que no estaban inscritos a nombre de nadie.
  • A este acto, se le conoce como Inmatricular y ha provocado un auténtico revuelo en muchos pueblos de nuestro país.
  • Los vecinos han visto como bienes que creían que eran del pueblo han pasado de la noche a la mañana a manos de algunos obispados.
Programas para todos los p├║blicos
Ampliar foto En Navarra se ha constituido una asociación de afectados contra las inmatriculaciones de la iglesia

En Navarra se ha constituido una asociación de afectados contra las inmatriculaciones de la iglesiaRepor

Ampliar foto La iglesia católica en España tiene el privilegio de la inmatriculación de bienes

La iglesia católica en España tiene el privilegio de la inmatriculación de bienesRepor

Ampliar foto Este campo es motivo de disputa jurídica entre vecinos y el obispado de Lugo

Este campo es motivo de disputa jurídica entre vecinos y el obispado de LugoRepor

Ampliar foto Otra de las propiedades que enfrenta a la iglesia con municipios

Otra de las propiedades que enfrenta a la iglesia con municipiosRepor

Ampliar foto Una de las casas que ha registrado a su nombre el arzobispado de Navarra

Una de las casas que ha registrado a su nombre el arzobispado de NavarraRepor

Ampliar foto Los vecinos denuncian que la iglesia se ha apropiado de bienes de la comunidad

Los vecinos denuncian que la iglesia se ha apropiado de bienes de la comunidadRepor

Repor

Es un programa de televisión de los Servicios Informativos de TVE. Aborda en sus reportajes contenidos sociales, de denuncia o retratos y situaciones de la vida cotidiana que preocupan e interesan a todos.

Repor 

Poco se sabe de un artículo de la ley hipotecaria española que concede a la Iglesia Católica la potestad de inscribir a su nombre en el Registro de la Propiedad bienes que no estaban inscritos a nombre de nadie. A este acto, contemplado en el artículo 206 de la citada ley, se le llama Inmatricular y ha provocado un auténtico revuelo en muchos pueblos de nuestro país que han visto como bienes que creían que eran del pueblo han pasado de la noche a la mañana a manos de algunos obispados.

Las Inmatriculaciones: una potestad legal pero controvertida en un Estado aconfesional

En los últimos años, en Navarra, el Arzobispado ha inmatriculado más de un millar de propiedades, según datos facilitados por el Ministerio de Justicia. Algunas son lugares de culto como ermitas o iglesias y otras son más variopintas: garajes, casas, huertos o algún que otro viñedo o finca de labor. Precisamente en esta comunidad se ha constituido la Plataforma en Defensa del Pueblo Navarro que ha denunciado este tipo de inmatriculaciones; el municipio de Huarte es uno de los que ha interpuesto una denuncia contra el Arzobispado. Por su parte desde el Arzobispado se insiste en que todo lo que hacen se ajusta a la legalidad e invitan a que haya más denuncias porque -dicen- "en los tribunales se verá que nosotros nos ajustamos a la ley".

La ley hipotecaria española concede a la Iglesia Católica la potestad de inscribir a su nombre en el Registro de la Propiedad bienes que no estaban inscritos a nombre de nadie

Desde la Conferencia Episcopal también se recuerda la legalidad de las inmatriculaciones en aras de los acuerdos Iglesia-Estado de 1979 que rigen en España. Pero otras voces como la de Alejandro Torres, catedrático de Derecho Eclesiástico opinan que la Iglesia Católica goza en España de privilegios más propios del Antiguo Régimen que no de los que le correspondería en un Estado aconfesional.

Batallas legales enfrentan a vecinos e Iglesia

Ajenos a los debates legales, los vecinos de la aldea gallega de Ribadulla descubrieron un día que la Iglesia les había dado la espalda. En este caso, el Obispado de Lugo puso a la venta el campo donde se erige la pequeña capilla que ellos han financiado con sus ahorros o que limpian y conservan. Los vecinos se opusieron a la venta porque consideran que pertenece al pueblo, el Obispado ha denunciado a los vecinos, que tienen una media de edad de 70 años, y ahora se ven inmersos en una batalla legal. Hasta tal punto llegó la disputa que el Obispado les dejó 4 meses sin misa y ahora han conseguido que les venga el cura cada 15 días.



Con la Iglesia hemos topado”: Es un reportaje de Vanesa Benedicto y Sara Boldú.

 

Ver Repor relacionado: Mujeres de dios

 

 

 

 

Comentarios

Espacio reservado para promoción
cid:1706