Enlaces accesibilidad

Bolivia

Evo Morales denuncia un golpe de Estado "en marcha" tras varios motines policiales

  • Las sublevaciones han tenido lugar en  Cochabamba, Santa Cruz y Sucre, la capital constitucional de Bolivia
  • Tras los motines el Ejecutivo ha aseguradi que no tiene intención de responder movilizando a las Fuerzas Armadas.

Por
Policías bolivianos desplegando una pancarta contra Evo Morales en el techo de una unidad policial en Cochabamba. EFE/Jorge Abrego

El presidente de Bolivia, Evo Moralesha denunciado este viernes un golpe de Estado "marcha" tras un motín de policías en tres ciudades del país. Las sublevaciones han tenido lugar en Cochabamba, Santa Cruz y Sucre, la capital constitucional de Bolivia. 

“Hermanas y hermanos, nuestra democracia está en riesgo por el golpe de Estado que han puesto en marcha grupos violentos que atentan contra el orden constitucional. Denunciamos ante la comunidad internacional este atentado contra el Estado de Derecho”, ha tuiteado el mandatario indígena. 

"Convoco a nuestro pueblo a cuidar pacíficamente la democracia y la CPE para preservar la paz y la vida como bienes supremos por encima de cualquier interés político. La unidad del pueblo será la garantía para el bienestar de la Patria y la paz social", ha añadido Morales en su cuenta de Twitter. 

Por el momento, no se movilizarán a las Fuerzas Armadas

Su gobierno había descartado poco antes enviar a los militares a someter a los policías amotinados.

Manifestantes pegando una pancarta en las puertas del cuartel de la Policía en Santa Cruz (Bolivia). EFE/Juan Carlos Torrejón

El mensaje del jefe de Estado boliviano ha sido publicado después de que la Cancillería de Bolivia emitiera un comunicado en términos similares, en el que en nombre del Gobierno culpa a la oposición y a los comités cívicos de la situación en el país.

El Ejecutivo de Evo Morales denuncia este intento de golpe de Estado desde que tras las elecciones del pasado 20 de octubre la oposición anunció fraude en el recuento que le dio la victoria, exigiendo su renuncia y la convocatoria de nuevos comicios.

El texto del comunicado de la Cancillería culpa expresamente a Luis Fernando Camacho, líder del comité cívico de la región oriental de Santa Cruz, y al expresidente Carlos Mesa (2003-2005), de la alianza opositora Comunidad Ciudadana, de estar detrás de los sucesos en el país.

Morales había llamado en los últimos días a sus seguidores a defender el triunfo que le dio el órgano electoral, advirtiendo del intento de golpe de Estado, una denuncia recurrente desde que gobierna cuando surgen situaciones críticas a su gestión.

Al menos tres personas han muerto en los enfrentamientos entre afines y contrarios al presidente en disturbios desde el día después de los comicios, en los que ha habido 383 heridos según la Defensoría del Pueblo de Bolivia.

Noticias

anterior siguiente