Enlaces accesibilidad

Estados Unidos

Trump agita a sus seguidores con nuevos comentarios racistas contra las congresistas demócratas

  • "¡Envíala de vuelta!", gritan los asistentes a un mitin, en referencia a Ilhan Omar
  • Los ataques provocan reacciones de apoyo a la congresista en redes

Por
Trump agita a sus seguidores con sus comentarios racistas contra las congresistas demócratas

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, continúa con su campaña contra las congresistas demócratas que pertenecen a minorías étnicas, y en su último acto público ha encontrado el apoyo de sus seguidores.

El presidente dedicó buena parte de su discurso del miércoles en Greenville, (Carolina del Norte) a cargar contra las cuatro congresistas a las que ha elegido como objetivo y a las que ya se conoce como "el escuadrón": Alexandria Ocasio-Cortez, Rashida Tlaib, Ayanna Pressley e Ilhan Omar. Durante el fin de semana, Trump sugirió en Twitter que las congresistas debían "volverse a su país" si no le gustaban las políticas de su administración sobre temas como inmigración o las relaciones con Israel. Tanto Ocasio-Cortez como Tlaib y Pressley han nacido en EE.UU. Omar nació en Somalia pero emigró a Estados Unidos de niña huyendo de la guerra civil y desde los 17 años tiene la nacionalidad. 

"Estas congresistas con sus comentarios contribuyen al ascenso de una peligrosa y militante extrema izquierda", dijo Trump. Y continuó: "Hoy tengo una sugerencia para las extremistas llenas de odio que constantemente tratan de destruir nuestro país. Nunca tienen nada bueno que decir. Por eso he dicho: 'Hey, si no les gusta, dejad que se vayan, dejad que se vayan'".

Nunca tienen nada bueno que decir. Por eso he dicho: 'Hey, si no les gusta, dejad que se vayan, dejad que se vayan'

A continuación, repasó algunas de las declaraciones de las congresistas. Cuando hablaba de Omar el público empezó a gritar "¡Envíala de vuelta [a su país]!".

Trump volvió también a referirse a la senadora demócrata Elizabeth Warren como "Pocahontas", una burla sobre sus raíces que tanto Warren como grupos de nativos americanos han tachado de racista.

Estrategia de campaña

El presidente, por tanto, no ceja en su discurso, que le ha granjeado acusaciones de racismo y de apoyar al supremacismo blanco incluso fuera de EE.UU., lo que parece indicar que forma parte de su estrategia para la reelección en 2020. Trump vuelve a jugar con los prejuicios raciales en beneficio propio, como hizo en la campaña de 2016, cuando prometió levantar un muro con México y deportar a los inmigrantes indocumentados.

Una fuente cercana al presidente, citada por la agencia Reuters, asegura que el objetivo es presentar a las cuatro congresistas como la cara del Partido Demócrata, y a este como peligrosamente escorado a la izquierda, para ganarse así al electorado más moderado.

"Los demócratas son ahora el partido de los impuestos altos, del aumento de los delitos, las fronteras abiertas, el aborto tardío, la intolerancia y la división - dijo Trump en Carolina del Norte - El Partido Republicano es elo de todos los americanos y los valores americanos".

"Si los americanos tienen que elegir entre el escuadrón y el presidente, es una decisión fácil", ha asegurado a Reuters un asesor político.

Campaña de apoyo a Omar

Los ataques, sin embargo, también están encontrando respuesta. El exvicepresidente y candidato a las primarias demócratas Joe Biden ha comentado en Twitter que "estas congresistas, hijas de inmigrantes, como tantos de nosotros, son exactamente un ejemplo de lo que hace grande a América".

El martes, la Cámara de Representantes, de mayoría demócrata, condenó las manifiestaciones de Trump como "racistas", aunque sin mayoría suficiente para solicitar que se inicie un proceso contra el presidente (el conocido como impeachment).

En redes sociales se ha puesto en marcha una campaña con la etiqueta #IStandWithIlhanOmar (Yo estoy con Ilhan Omar), que se ha convertido en tendencia en EE.UU. 

Según una encuesta de Ipsos para el diario USA Todayel 68% de los estadounidenses consultados cree que los comentarios de Trump fueron ofensivos y "poco americanos". Sin embargo, la mayoría de quienes se identifican como votantes republicanos aseguran que están de acuerdo con las manifestaciones del presidente.

Noticias

anterior siguiente