Enlaces accesibilidad

Estados Unidos anuncia nuevas sanciones a Irán después de su retirada parcial del acuerdo nuclear

  • Se trata de sanciones a los sectores del hierro, acero, aluminio y cobre, que representan el 10% de las exportaciones iraníes
  • La decisión llega horas después de que Rohaní anunciara que su país abandona algunos de los compromisos del acuerdo nuclear

Por
El presidente estadounidense, Donald J. Trump
El presidente estadounidense, Donald J. Trump EFE/ Jim Lo Scalzo

El presidente de Estados UnidosDonald Trump, ha anunciado este miércoles la imposición de sanciones a los sectores del hierro, acero, aluminio y cobre de Irán, que según la Casa Blanca representan el 10% de las exportaciones iraníes.

La decisión llega en plena escalada de tensión entre los dos países depués de que el presidente de Irán, Hasán Rohaní, anunciara que su país abandona algunos de los compromisos del acuerdo nuclear, un año después de que Estados Unidos saliera de dicho acuerdo.

"Hoy he firmado una orden ejecutiva para imponer sanciones a los sectores del hierro, acero, aluminio y cobre de Irán, que son las mayores fuentes de ingresos derivados de las exportaciones después de los productos relacionados con el petróleo", ha informado Trump en un comunicado.

El presidente estadounidense asegura que Teherán podría usar los beneficios de la venta de metales "para proporcionar fondos y apoyo a la proliferación de armas de destrucción masiva, grupos y redes terroristas, campañas de agresión regional y expansión militar".

También recordó que EE.UU. está decidido a "cortar todas las vías" que puedan permitir a Irán obtener "un arma nuclear o misiles balísticos intercontinentales".

Deseo de reunirse 

Trump, también ha señalado en el comunicado su deseo a reunirse "algún día con los líderes de Irán para alcanzar un acuerdo", pero advierte de que habrá más sanciones si Teherán no altera "fundamentalmente su conducta".

El presidente Rohani ha dado 60 días a los firmantes del Tratado (Rusia, China, Francia, Reino Unido y Alemania, ya que EE.UU. abandonó el acuerdo el pasado año) para que cumplan su parte del pacto: eliminar restricciones a la exportación de petróleo iraní y levantar las sanciones al sistema bancario que, según Teherán, arruinan al país. Si no lo hacen, Irán romperá definitivamente el acuerdo.

A partir de ahora, Irán no van a exportar el excedente de uranio enriquecido y de agua pesada, sino que lo almacenarán, saltandose los límites del acuerdo firmado con las seis grandes potencias mundiales del combustible nuclear.

Poco antes de anunciarse estas sanciones, el director para Armas de Destrucción Masiva en el Consejo de Seguridad Nacional, Tim Morrison adelantaba que se impondrían nuevas sanciones y advertía a Europa contra las repercusiones de ceder al "chantaje" iraní  al que debería resistirse "y presionar a Irán para que vuelva a la mesa negociadora con el fin de llegar a un acuerdo".

La tensión entre EE.UU. e Irán ha aumentado desde abril, cuando el Gobierno estadounidense decidió no renovar las exenciones a la compra de crudo iraní otorgadas a ocho países.

Este domingo, la Casa Blanca anunció que desplegaría en Oriente Medio un portaaviones con su equipo de combate y un grupo especial de cazabombarderos, debido a lo que el Pentágono describió como "indicaciones" de que Irán planeaba "operaciones ofensivas contra fuerzas e intereses estadounidenses en la región".

Noticias

anterior siguiente