Enlaces accesibilidad

Trump llama "agujeros de mierda" a El Salvador, Haití y varios países africanos

  • Los comentarios han sido reproducidos por el diario The Washington Post
  • Sugiere que EE.UU. debería traer a más inmigrantes de países como Noruega
  • La ONU ha calificado sus palabras de "racistas" y "vergonzosas"

Por
Trump llama "agujeros de mierda" a El Salvador, Haití y varios países africanos

El presidente estadounidense, Donald Trump, ha llamado  "agujeros de mierda" a países como El Salvador, Haití y varios países africanos, y ha sugerido que preferiría recibir en Estados Unidos más inmigrantes de Noruega en lugar de los procedentes de esos Estados pobres, según informa este jueves el diario The Washington Post.

La oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos ha reaccionado ante estas palabras, que ha calificado de "racistas".

"Estos comentarios del presidente de Estados Unidos son sorprendentes y vergonzosos. Lo siento, pero no pueden ser definidos de otra manera que como racistas", ha afirmado en rueda de prensa el portavoz de ese departamento, Rupert Colville.

Quiere más inmigrantes de Noruega

Según lo publicado por el Post confirmado después por Los Angeles Times, durante una reunión con legisladores en la Casa Blanca, Trump habría afirmado: "¿Por qué tenemos a toda esta gente de países (que son un) agujero de mierda viniendo aquí?".

Trump reaccionó así cuando dos senadores le plantearon un proyecto de ley migratorio que otorgaría visados a algunos ciudadanos a los que se ha retirado recientemente del programa de Estatus de Protección Temporal (TPS) y que proceden de El Salvador, Haití, Nicaragua y Sudán.

El gobernante ha sugerido entonces que Estados Unidos debería traer a más inmigrantes de países como Noruega, con cuya primera ministra se reunió este miércoles, de acuerdo con el Post.

Los comentarios de Donald Trump han sorprendido a los legisladores presentes en la cita, según el periódico.

El proyecto elaborado por seis senadores -tanto demócratas como republicanos- eliminaría la llamada "lotería de visados" que cada año asigna 50.000 visas a ciudadanos de países con una baja tasa de emigrantes a Estados Unidos, un mecanismo que beneficia mayoritariamente a países de África.

Según ha dicho a Efe una fuente del Senado que ha pedido el anonimato, la mitad de esos visados beneficiaría a los que hasta ahora estaban protegidos por el TPS, y la otra mitad estaría reservada a inmigrantes que demostraran cualidades profesionales que merecieran su entrada en Estados Unidos, el famoso "mérito" que defiende Trump.

El acuerdo también abriría un camino a la ciudadanía para más de un millón de jóvenes indocumentados que llegaron de niños al país, conocidos como "soñadores", y concedería más de 1.000 millones de dólares para proyectar y construir una barrera física en la frontera con México.

La Casa Blanca no niega las declaraciones

El periódico Los Ángeles Times ha completado la descripción de lo sucedido al señalar que, antes de proferir el insulto, Trump exclamó: "¿Para qué queremos a haitianos aquí? ¿Para qué queremos a toda esta gente de África aquí?".

Preguntado al respecto, un portavoz de la Casa Blanca, Raj Shah, no ha negado que Trump hubiera hecho esas declaraciones.

"Ciertos políticos de Washington eligen luchar por países extranjeros, pero el presidente Trump siempre luchará por el pueblo estadounidense", ha dicho Shah en un comunicado citado por varios medios.

"El presidente Trump lucha para conseguir soluciones permanentes que hacen a nuestro país más fuerte, al dar la bienvenida a aquellos que puedan contribuir a nuestra sociedad, hacer crecer nuestra economía e integrarse en nuestra gran nación", ha agregado el portavoz.

Trump "siempre rechazará las medidas temporales, débiles y peligrosas que amenacen las vidas de los estadounidenses que trabajan duro, y que socaven a aquellos inmigrantes que buscan una vida mejor en Estados Unidos mediante una vía legal", ha indicado Shah.

El embajador de Haití en EE.UU. las considera una agresión

El embajador de Haití en Estados Unidos, Paul Altidor, ha considerado estas declaraciones una "agresión".

El embajador ha asegurado a la cadena MSNBC que su Gobierno ha presentado una petición formal al Ejecutivo estadounidense para que explique los comentarios formulados por Trump.

Según recoge la cadena MSNBC, Altidor ha asegurado que su Gobierno condena "vehementemente" los comentarios de Trump al considerar que están "basados en estereotipos" y, en base a ello, el diplomático ha añadido contundente: "o el presidente ha sido mal informado o no ha sido bien educado".

El diplomático ha asegurado que la embajada de Haití en Washington ha recibido quejas de muchos ciudadanos estadounidenses de ascendencia haitiana que piden a Trump que se disculpe.

"Los haitianos luchamos junto a los soldados estadounidenses en la guerra de la independencia de Estados Unidos y seguimos siendo grandes contribuyentes a la sociedad estadounidense", ha destacado Altidor, según recoge MSNBC.

Republicanos y demócratas condenan los comentarios 

Políticos demócratas y republicanos han condenado este jueves los "racistas" y "divisivos" comentarios de Donald Trump. 

"Los comentarios (del presidente) son desagradables, divisivos, elitistas y contrarrestan los valores de nuestra nación", ha considerado en un comunicado la legisladora Mia Love, la primera mujer afroamericana del Partido Republicano en ser elegida para el Congreso y cuyos padres huyeron de Haití en 1973.

Love ha exigido a Trump que emita inmediatamente una disculpa y ha defendido a sus padres, a los que ha considerado la encarnación del "sueño americano" y ha alabado por "haber trabajado duro, pagado sus impuestos y criado desde la nada a sus hijos para darles todas las oportunidades".

En el mismo tono se ha posicionado el congresista demócrata Luis Gutiérrez, uno de los políticos hispanos más combativos en la defensa de los inmigrantes y que ha surgido como uno de los posibles candidatos para las elecciones presidenciales de 2020.

"Como estadounidense, me siento avergonzado por el presidente. Sus comentarios son decepcionantes e increíbles, pero no son una sorpresa. Siempre supimos que al presidente Trump no le gusta la gente de ciertos países o personas de ciertos colores", ha dicho Gutiérrez en un comunicado.

"Ahora -ha continuado- podemos decir con una confianza del 100% que el presidente es un racista que no comparte los valores consagrados en nuestra Constitución o en nuestra Declaración de Independencia".

Noticias

anterior siguiente