Anterior Ideas para la financiación de los partidos políticos, según ellos mismos Siguiente Un terrorista mata a cuatro personas a las puertas del Parlamento británico antes de ser abatido Arriba Ir arriba

El Congreso rechaza prohibir el 'fracking' en España con los votos de PP, CiU y UPyD

  • PSOE e Izquierda Plural se oponen al uso de esta técnica en España

  • El 'fracking' supone extraer gas y petróleo de las gases de las rocas

  • La técnica usa agua, arena y productos químicos para la extracción

|

El Pleno del Congreso de los Diputados ha rechazado la moción de La Izquierda Plural (IU-ICV-CHA) de prohibir en España la técnica de la fractura hidráulica o 'fracking', utilizada para extraer gases no convencionales de las rocas subterráneas poco porosas y poco permeables.

El PP, CiU y UPyD han votado en contra de esta moción, propuesta por el diputado aragonés de CHA Chesús Yuste, que se deriva de una interpelación al ministro de Industria, José Manuel Soria, el pasado mes de diciembre, y que se debatió en la Cámara. Por su parte, el PNV, FAC y UPN se han abstenido, mientras que IU-ICV-CHA, PSOE y el resto del Grupo Mixto han votado a favor del texto.

Para Yuste (CHA-La Izquierda Plural) los argumentos de los especialistas son concluyentes. No se debería arriesgar ni contaminar acuíferos y aire, ya que “se pone en riesgo la salud de los ciudadanos a un precio altísimo, porque cuesta el doble que la explotación del gas convencional”.

Polémica por el posible uso del 'fracking' para extraer gas natural

La técnica para liberar esos gases y llevarlos a la superficie, el 'fracking', consiste en romper la roca mediante explosiones y en inyectar a presión toneladas de agua, arena y productos químicos.

El texto pedía al Gobierno aprobar, en el plazo máximo de tres meses, un proyecto de ley que prohíba el uso de la técnica extractiva de la fractura hidráulica 'fracking', atendiendo al principio de precaución, dados los riesgos que supone para la salud de las personas y el medio ambiente.

Además, se pedía que, de forma inmediata y hasta que la citada ley entre en vigor, se suspendan todas las actividades de prospección, exploración, investigación y explotación de hidrocarburos no convencionales que utilicen la fractura hidráulica, y por consiguiente no autorizar ninguna nueva solicitud y dejar en suspenso las previamente autorizadas.

Posturas de los grupos frente al 'fracking'

El portavoz del PP José Flores, ha defendido su negativa a la propuesta de La Izquierda Plural afirmando que Reino Unido y Alemania acogen esta técnica, que en EE.UU. se lleva a cabo desde los años 80 y que España "no puede renunciar a explorar nuevas técnicas que puedan derivar en una menor dependencia energética".

España no puede renunciar a explorar nuevas técnicas para tener una menor dependencia

Además, ha abogado por ser "enormemente exigentes" con cada solicitud, para velar por la protección del medio ambiente y para evitar riesgos para la salud.

Por parte de UPyD, su portavoz, Carlos Martínez, ha considerado que “teniendo en cuenta la crisis económica de España y que los costes energéticos son el segundo factor de competitividad, no se puede renunciar expresamente a examinar y explorar las posibilidades de autoabastecimiento de hidrocarburos".

CiU ha votado en contra de la prohibición al no lograr sacar adelante una enmienda que proponía, en el plazo de seis meses, redactar un informe de expertos que sirva como precedente ante cualquier regulación, incidiendo en los aspectos de mayor riesgo y que pudiera avalar una posición en un sentido u otro.

El PNV -que se ha abstenido- ha abogado, también sin éxito, por crear una comisión científica para el análisis permanente de esta técnica y de su evolución tecnológica. Su diputado Andoni Agirretxea señaló que su grupo no podía permitir que una ley estatal, obviando competencias, dicte sentencia "y prohíba realizar investigaciones y exploraciones que se necesitan en Euskadi".

En cuanto a la posición del Grupo Socialista, su diputado Joaquín Puig ha afirmado que, a día de hoy, el 'fracking' es un método  "inseguro, incierto y peligroso", y ha defendido prohibir las nuevas concesiones y suspender de forma inmediata las exploraciones realizadas.

Según ha referido el diputado Joan Baldoví, de Compromís, actualmente se han solicitado 86 permisos para perforaciones que afectan a 195.000 hectáreas.

Soria: "se aprovecharán todas las oportunidades"

Horas después, en unas jornadas sobre Energía, el ministro de Industria, José Manuel Soria, ha asegurado que el Gobierno aprovechará, sin complejos, todas las oportunidades para investigar y extraer hidrocarburos en España, con el objetivo de reducir la dependencia energética respecto al exterior.

Soria se ha mostrado convencido de "la importancia de este tipo de fuentes de energía para los próximos quince o veinte años", por lo que se continuará la investigación y explotación "siempre y cuando esas tecnologías y proyectos cumplan con las consideraciones ambientales".

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente