Anterior Evacúan a los pasajeros del AVE Marsella- Madrid por un incendio en la locomotora de cola Siguiente El ejército de Nigeria rescata a 178 rehenes del grupo islamista Boko Haram Arriba
Ejemplar mutado de una de las mariposas que habita en las inmediaciones de la central nuclear de Fukushima
Ejemplar mutado de una de las mariposas que habita en las inmediaciones de la central nuclear de Fukushima

La radiactividad de Fukushima provoca graves malformaciones en los insectos

  • Las mariposas presentan mutaciones en alas, ojos, antenas y patas

  • Los investigadores han analizado 144 ejemplares de mariposa Zizeeria maha

  • La causa está en los alimentos contaminados y los genes de los progenitores


|

La exposición a material radiactivo liberado en el medio ambiente tras el descontrol de la central nuclear de Fukushima ha provocado graves mutaciones en las mariposas de la región como malformaciones en las piernas, antenas y alas, según sugiere un estudio que ha comparado insectos procedentes de diez zonas diferentes de Japón.

Dos meses después del accidente nuclear, un equipo de investigadores japoneses recogió 144 ejemplares de mariposa Zizeeria maha en lugares diferentes del país nipón, incluyendo el área de Fukushima.

Las mariposas de Fukushima presentan alas más pequeñas y ojos irregulares

Así, mediante la comparación de las mutaciones encontradas en las mariposas, el equipo descubrió que en las zonas con mayor grado de radiación en el ambiente estos insectos presentaban alas mucho más pequeñas y ojos desarrollados de forma irregular.

El trabajo, que ha sido publicado en una revista científica, ha demostrado mediante experimentos de laboratorio que existe un vínculo entre estas mutaciones y el material radiactivo descontrolado de la central nuclear de Fukushima a causa del tsumani que arrasó el país nipón el pasado año.

Sorpresa en la comunidad científica

Hasta ahora se había creído que los insectos eran muy resistentes a la radicación, por ello "nuestros resultados fueron inesperados", ha señalado Joji Otaki, de la Universidad de Ryukyu a la BBC.

La investigación se ha basado en la cría de larvas de mariposas, por lo que las mutaciones no han sido provocadas por factores ambientales sino que están incluidas en el genoma de algunos de estos insectos. Con la cría de las mariposas los científicos comenzaron a notar una serie de anomalías que no se habían observado en la generación anterior.

Meses después los investigadores volvieron a las diferentes zonas a recolectar más mariposas y los resultados sugirieron que la mutación de los insectos de Fukushima fue más severa que en los insectos recogidos inmediatamente después del desastre nuclear.

El equipo llegó a la conclusión de que estas mutaciones se deben al consumo de alimentos contaminados por la radiactividad, pero también a mutaciones en el material genético de los progenitores.

Mariposas como indicador ambiental

El equipo de investigación llevaba más de diez años estudiando la evolución de la mariposa Zizeeria maha para utilizarla como un indicador ambiental. Previamente se había demostrado que la mariposa es un animal extremadamente sensible a los cambios ambientales.

"Este estudio es importante y contundente en sus implicaciones para las comunidades humanas y biológicas que viven en Fukushima, estas mutaciones y alteraciones morfológicas solo pueden explicarse como resultado de la exposición a contaminantes radiactivos", concluye Tim Mousseau, de la Universidad de Carolina del Sur.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente