Enlaces accesibilidad

Turquía no descarta la creación de una "zona tapón" para los civiles en el norte de Siria

  • Declaraciones del ministro de Exteriores, Ahmet Davutoglu
  • Turquía desviará su comercio hacia Irak si la situación empeora
  • Rusia pide una solución similar a la de Yemen y se opone a las sanciones

Enlaces relacionados

Por
Fotografía de archivo del ministro de Exteriores de Turquía, Ahmet Davutoglu
Fotografía de archivo del ministro de Exteriores de Turquía, Ahmet Davutoglu REUTERS REUTERS/Murad Sezer

Turquía no descarta que sea necesario crear una "zona tapón" en el norte de Siria si la población civil huye de la represión violenta del régimen de Bachar al Asad.

Así lo ha declarado el ministro de Exteriores turco, Ahmet Davutoglu, en una entrevista a un canal de televisión nacional. Davutoglu ha explicado que una decisión en este sentido correspondería a la ONU.

"Trabajamos sobre todos los escenarios. Si miles de personas huyen hacia nuestra frontera, se creará una situación diferente. Se podrían adoptar medidas junto con la comunidad internacional", ha asegurado.

"Si la opresión continúa, Turquía está lista para cualquier escenario. Esperamos que una intervención militar nunca sea necesaria. El régimen sirio ha de encontrar una forma de hacer la paz con su propio pueblo", ha añadido Davutoglu.

El jefe de la diplomacia turca ha advertido a las autoridades sirias que ningún régimen puede sostenerse matando y torturando a su propio pueblo.

Por su parte, el titular turco de Transportes, Binali Yildirim, ha anunciado que su país desviará hacia Irak su tráfico comercial con la región de Próximo Oriente si la violencia en Siria empeora. Según Yildirim, Turquía abrirá más pasos fronterizos con Irak si es necesario.

Rusia, opuesta a cualquier sanción

Rusia, por su parte, continúa apoyando al régimen de Damasco. El ministro de Exteriores, Sergei Lavrov, ha pedido el fin de los "ultimatums" y sanciones contra Siria.

"Lo más importante es dejarse de ultimatums y trabajar la situación en el terreno político", ha declarado Lavrov, quien ha citado a Yemen como ejemplo de resolución pacífica.

"Todos los estados, incluyendo los que han adoptado sanciones contra Siria, han tenido una actitud muy diferente respecto a Yemen, donde las negociaciones sobre un plan pacífico propuesto por el Consejo de Cooperación del Golfo han durado meses", ha subrayado.

"Al final, tras haber mostrado paciencia y perseverancia, y tras ejercer una presión idéntica sobre todas las partes, la comunidad internacional ha conseguido que el plan sea firmado", ha explicado Lavrov, quien ha pedido un acercamiento similar al conflicto sirio, en especial desde la Liga Árabe.

Coincidiendo con estas declaraciones, la agencia rusa Itar-Tass ha informado de que la Marina ha adelantado el viaje de una flota de barcos de guerra que harán escala en el puerto sirio de Tartus.

La flota, encabezada por el portaaviones ruso "Almirante Kouznetsov", "zarpará el 10 de diciembre hacia el Atlántico y el Mediterráneo", han declarado una fuente anónima del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas, y llegará a la costa siria a finales de diciembre.

El viaje, que las autoridades rusas insisten en desvincular de la situación política en el país árabe, estaba inicialmente previsto para la primavera de 2012.

La UE pide una reunión sobre derechos humanos

Desde la Unión Europea (UE), la alta representante de la Política Exterior, Catherine Ashton, ha pedido una reunión extraordinaria del Consejo de Derechos Humanos de la ONU para tratar la situación.

"Dada la gravedad de la situación y la urgencia de una respuesta internacional, la UE hace un llamamiento para una sesión especial del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas", ha señalado la jefa de la diplomacia europea en un comunicado.

Noticias

anterior siguiente