Enlaces accesibilidad

Strauss-Kahn regresa a Francia tras su absolución

  • El exjefe del FMI vuelve tres meses y medio después de su detención
  • Ahora se espera que aclare el caso y su futuro político

Por
Dominique Strauss-Kahn ha llegado a París

El exjefe del FMI, Dominique Strauss-Kahn, ha regresado este domingo a Francia procedente de Nueva York, donde ha pasado los últimos tres meses y medio después de su detención por una presunta violación de la que ha sido absuelto.

Strauss-Kahn ha aterrizado a las 07.05 horas, según una fuente del aeropuerto Charles de Gaulle citada por la agencia France Presse.

Ha llegado acompñado de su mujer y protegidos por un nutrido cordón policial. La pareja ha entrado en un coche que ha sido seguido durante algo más de media hora por una procesión de motoristas de prensa hasta que han llegado a su domicilio, en la plaza de los Vosgos de París, una de los puntos más exclusivos de la capital.

Unas horas antes la pareja había abandonado su casa de Nueva York y se había dirigido al aeropuerto JFK, el mismo en el que fue arrestado el 14 de mayo.

El político, acompañado por su esposa Anne Sinclair, no hizo declaraciones y pasó sin colas el control de seguridad.

Gran expectación en Francia

No obstante, fuentes del entorno del exministro y potencial candidato del Partido Socialista a las presidenciales francesas del año que viene, han dicho que ya en su país dará explicaciones de lo que ocurrió aquel día en una suite del Hotel Sofitel en Manhattan, según la misma agencia.

Una camarera denunció que el entonces director gerente del Fondo Monetario Internacional le había violado. El fiscal presentó rápidamente siete cargos en su contra y fue llevado a una cárcel de máxima seguridad.

Pero después, sus abogados y el fiscal desacreditaron a la demandante al detectar algunas sombras en su testimonio y constatar que mintió en anteriores procedimientos, sin entrar en el fondo del asunto de este caso.

Los informes médicos confirmaron la relación e indicios de agresión, pero mientras el político alegó que hubo consentimiento, el testimonio en sentido contrario de la demandante no resultó prueba suficiente para el juez, que lo dejó en libertad sin cargos el 23 de agosto.

Entonces, DSK (por sus inciales) expresó su vivo deseo de regresar a Francia, pero antes se pasó por Washington, donde se despidió de sus antiguos compañeros del FMI.

Ahora, se espera que desvele si optará o no a competir por la candidatura para las presidenciales francesas, para la que según varios sondeos realizados antes de su arresto, era el favorito (a pesar de no haber confirmado sus intenciones).

Desde su dentención, DSK no ha hablado en público, aunque ha protagonizado mucho espacio en los debates políticos de los medios franceses.

Noticias

anterior siguiente