Enlaces accesibilidad

Los rumores de crisis empañan las últimas horas del príncipe Alberto y Charlene antes de la boda

  • Varios medios franceses aseguran que Charlene ha querido fugarse
  • El Principado ha desmentido los rumores y asegura que todo está bien

Ver también:  Especial  Boda real en Mónaco

Por
Alberto de Mónaco y Charlene Wittstock se han mostrado distantes en sus últimas apariciones, según los medios franceses.
Alberto de Mónaco y Charlene Wittstock se han mostrado distantes en sus últimas apariciones, según los medios franceses. AFP AFP PHOTO / VALERY HACHE

La supuesta crisis entre Alberto II de Mónaco y la sudafricana Charlene Wittstock revelada por un diario francés empaña las últimas 48 horas de la pareja antes de su enlace, aunque el Palacio del Principado ha desmentido "formalmente" que la joven exnadadora haya tenido la inteción de anular los preparativos de la boda y volver a su país.

El semanario L'Express soltó la bomba informativa este martes al asegurar que la boda real monegasca "peligraba". Al parecer, "todo comenzó hace una semana con la marcha precipitada de la futura princesa al aeropuerto de Niza", en el sureste de Francia, decidida a tomar un vuelo hacia Sudáfrica "sin billete de vuelta", después de descubrir supuestamente que la vida de su prometido "no es tan ejemplar como imaginaba".

L'Express apunta que el príncipe y su círculo necesitaron llevar a cabo "una persuasión infinita" para evitar que Wittstock embarcara.

Y el director adjunto de la revista Paris Match, Régis LeSommier, en declaraciones recogidas por Le Parisien, ha afirmado también que "es imposible negar en bloque estos rumores", y "algo pasó realmente en el aeropuerto de Niza", al que al parecer la sudafricana se dirigió "sin billete de vuelta".

El Palacio del Principado se ha apresurado a "desmentir formalmente las falsas alegaciones" aparecidas en la publicación, antes de que este viernes se celebre la ceremonia civil y el sábado tenga lugar la boda religiosa.

Son rumores que quieren dañar la imagen del soberano

"Esos rumores solo tienen como objetivo dañar gravemente la imagen del soberano, y en consecuencia la de Wittstock, y suponen un perjuicio grave para este feliz acontecimiento", ha indicado en un comunicado. En Sudáfrica, un amigo de Charlene también ha asegurado que "todo está bien" a dos días de matrimonio civil, y tres días de bendición.

El supuesto tercer hijo ilegítimo del príncipe

Pese a ello, L'Express añade que la novia, que esta semana ha acudido a París para las últimas pruebas del vestido, al parecer "evita ostensiblemente" las reuniones y fiestas familiares, lo que contribuye, a su juicio, a incrementar los rumores.

El cronista real y asesor de la familia Grimaldi, Stéphane Bern, tiene su propia opinión a cerca de las especulaciones sobre la pareja y ha declarado al diario Le Parisien que "cualquier mujer puede decir que está embarazada del príncipe, no le vamos a hacer una prueba de ADN a tres días de la boda". 

El periódico conservador Le Figaro también apunta en esta dirección y se ha hecho eco de un mensaje difundido en Twitter en el que un periodista al que no identifica sugirió el pasado sábado que tres semanas antes habría nacido un tercer hijo del soberano monegasco.

Estamos lejos de las miradas de enamorados de Catalina y el príncipe Guillermo

El príncipe Alberto ha reconocido públicamente a dos hijos fruto de sendas relaciones esporádicas: Alexandre Eric Stéphane, nacido en agosto de 2003 en París, y Jazmin Grace Rotolo, nacida en 1992. Ninguno de los dos asistirá al enlace para que no sean sometidos a "una exposición mediática importante", según informa Le Figaro.

Y es que los medios franceses coinciden en que si los supuestos problemas de Wittstock se han propagado tan rápido por el principado, es porque "a nadie se le escapan desde hace semanas sus miradas ausentes".

"Estamos lejos de las miradas de enamorados que se lanzaban Catalina y el príncipe Guillermo (de Inglaterra)", concluye Le Figaro, según el cual los monegascos han recibido entre perplejos y curiosos este nuevo escándalo en el seno de la familia Grimaldi.

Noticias

anterior siguiente