Anterior Israel deporta a la activista española que viajaba a bordo de la "Flotilla de la Libertad" interceptada rumbo a Gaza Siguiente Grecia confirma que no pagará al FMI este martes salvo que logre una solución de último minuto Arriba
'El Gran Vázquez', estrella de la segunda jornada de San Sebastián

De la casi nada a la nada en la segunda jornada

  • El Gran Vázquez, primera película española a concurso en la Sección Oficial

  • Violencia explícita de un filme coreano y contenida en uno alemán

  • Buried (Enterrado), de Rodrigo Cortés, pasa como un ciclón

|

¿Qué preferís primero, las buenas o las malas noticias? Pues vayamos por partes. La jornada del sábado ha comenzado con El Gran Vázquez, la primera de las cuatro películas españolas a competición en la Sección Oficial del 58º Festival de cine de San Sebastián.

La película participada por Televisión Española recrea la vida de uno de los grandes clásicos del cómic español, Manuel Vázquez, autor de personajes como Anacleto, La familia Cebolleta, Las hermanas Gilda, y El Tío Vázquez, un personaje basado en él mismo.

Santiago Segura: "Por primera vez interpreto a un personaje real"

Vázquez era un moroso incorregible que vivía de hotel en hotel, sin pagar las facturas, que tuvo 11 hijos con 7 mujeres distintas y fue a la cárcel por bigamia.

Santiago Segura se encarga de interpretar el papel, para lo cual -como aseguraba el director Óscar Aibar- han "tenido que matar a Torrente".

Un Tarantino mal digerido a la coreana

Justo después del desayuno se ha proyectado en dos pases I saw the devil, de Kim-Jee Woon, que habrá cortado a más de uno la digestión del café y los cruasanes.

Tráiler: 'I saw the devil', de Kim-Jee Woon

El director coreano cuenta la historia de un asesino en serie que mata a una chica, cuyo novio, agente secreto, decide vengarse por el procedimiento de capturarle cada vez que va a violar y matar a una jovencita, darle una paliza y dejarlo escapar, sucesivamente. Así hasta que el psychokiller decide a su vez tomarse la venganza en una vorágine de torturas, descuartizamientos y canibalismo en la que no se le ahorra al espectador ningún detalles.

Tras la proyección con público -se notaba que era sábado, el auditorio del Kursaal estaba a rebosar- ha habido numerosos aplausos. Al arribafirmante, que cree en la capacidad catártica del sufrimiento, el espectáculo gore le ha parecido degradante y alejado del verdadero arte, por mucho que la realización sea brillante (el cineasta ha mentado al Fincher de Zodiac en la rueda de prensa).

La película de Woon contiene un sadismo -aderezado con algunos golpes de humor- que no hace más profundo el drama de los personajes implicados en la historia, que a pesar de su crudeza es a ratos aburrida.

Un Bergman en alemán

La tercera de las películas en competición proyectadas en el Zinemaldia ha sido Todos los colores hasta el oscuro (Colours in the dark), la opera prima de Sophie Heldman,  [AVISO: SPOILER] una película de trazos delicados en sus formas pero devastadora en sus contenidos sobre la defunción de un matrimonio que dejó morir su amor tiempo ha.

Bruno Ganz y Senta Berger interpretan brillantemente a esta pareja cuyo suicidio final refleja asépticamente, sin juicio moral alguno, el nihilismo que corroe la cotidianiedad de buena parte de las sociedades más avanzadas. [FIN DEL SPOILER]

El discurso narrativo de esta película se construye en los silencios, en las miradas, en los gestos, en esas sonrisas vacías. Y se construye con un ritmo interno que logra mantener despiertas las mentes y los corazones (aunque sea en un puño) del público a una hora tan intempestiva como las tres de la tarde.

Con parecido minismalismo, aunque en un tono muy diferente, narra el español Rodrigo Cortés una película llamada a arrasar en las taquillas y en las crónicas de los medios de todo el mundo. Buried (Enterrado) ha sido presentada en la tarde de este sábado en la sección Zabaltegi. Un ejercicio de cine en estado puro.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente