Anterior El SPD reitera su intención de liderar la oposición tras la derrota electoral Siguiente La Fiscalía ordena a Trapero requisar urnas e identificar a los responsables de los centros electorales Arriba Ir arriba
MARCAPASOS
Un joven de 20 años ha sido el primer paciente en España a quien le ha sido implantado un pionero marcapasos digital compatible con la resonancia magnética al evitar las interacciones del campo magnético en el dispositivo implantado. EFE-TV EFE

Implantan el primer marcapasos digital compatible con resonancia magnética de España

  • La operación pionera se ha realizado en el Hospital de La Paz de Madrid

  • Está indicado para pacientes que requieren un diagnóstico por imágen

|

Un joven de 20 años ha sido el primer paciente en España a quien le ha sido implantado un marcapasos digital compatible con la resonancia magnética al evitar las interacciones del campo magnético en el dispositivo implantado.

La intervención ha sido llevada a cabo por especialistas del Servicio de Cirugía Cardíaca del Hospital Universitario La Paz, lo que convierte al centro sanitario madrileño en pionero en España en realizar esta técnica.

El paciente, con una cardiopatía congénita, fue intervenido el jueves y veinticuatro horas después se encuentra de alta en su domicilio.

El nuevo marcapasos implantado por el equipo del doctor Jorge Silvestre, coordinador de la Unidad de Marcapasos del Hospital Universitario La Paz, está indicado especialmente para aquellos pacientes que requieren un diagnóstico por imagen a través de resonancia magnética debido a patologías tumorales o en determinados casos de enfermedades traumatológicas y cardiopatías congénitas.

Más de un millón de resonancias al año

En España se realizan cada año alrededor de 1.350.000 resonancias, al ser una de las exploraciones diagnósticas por excelencia para muchas patologías. Hasta el momento se desaconsejaba o denegaba esta prueba a pacientes con marcapasos implantados ya que podía producirse una interacción entre los dos, afectar al funcionamiento del marcapasos o producir lesiones por quemaduras en endocardio en contacto con la punta del cable-electrodo y, por lo tanto, afectar a la seguridad del paciente.

Aproximadamente, dos millones de europeos tienen implantado un marcapasos y se estima que al menos el 50% de los pacientes del mundo con marcapasos podrían necesitar una resonancia magnética a lo largo de la vida de sus dispositivos.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente