Enlaces accesibilidad

Vonn se despide de Vancouver con un oro y un bronce

  • Optaba a cinco medallas, pero se va "sólo" con dos
  • La estadounidense ha corrido el eslalon de hoy con un dedo fracturado

Ver también: Especial: Juegos Olímpicos de Vancouver 2010

Por

La prensa estadounidense había bautizado a estos Juegos de Invierno como los de Vonn-Couver, pero la esquiadora estadounidense ha terminado su participación en la cita más importante de su carrera deportiva saliéndose de la pista en el eslalon y con sólo dos medallas de las cinco a las que aspiraba. "Tengo el oro por le que vine aquí", dijo la esquiadora tras caerse en la primera manga de la prueba disputada esta mañana. "Pero me despido luchando. Hoy no era mi día, aunque estoy muy satisfecha con todo lo que he hecho. Tengo un oro y un bronce, me voy a casa feliz", explicó.

Vonn llegaba a Vancouver no sólo como la estrella indiscutible del equipo femenino de esquí alpino estadounidense, sino también como una estrella mediática, con la prensa persiguiéndola a todos sitios. Su trayectoria en las pruebas de este año en la Copa del Mundo la colocaba como la gran favorita para ganar unos cuantos oros en Vancouver, pero ella misma fue la que dio la voz de alarma apenas unos días antes de comenzar los Juegos. Vonn anunciaba en rueda de prensa que se resentía de una fuerte contusión en la tibia, lo que la prensa denominó "el moratón más famoso del mundo", que a punto estuvieron de impedirla disputar el descenso.

Pero los dos días de retrasos por culpa de las malas condiciones meteorológicas jugaron a su favor y Vonn dominó claramente el descenso, donde ganó de forma aplastante. Luego se llevó el bronce en el super gigante, pero la actuación de Vonn en los últimos días no ha sido tan brillante. Primero se salió en el gigante. Luego, en el eslalon gigante. Tanto, que ha recibido críticas incluso de su propia compañera de equipo, Julia Mancuso, que ha logrado dos medallas de plata en estos Juegos y que culpó a Vonn de su mala actuación en el eslalon gigante.

Y es que en esta prueba Vonn se cayó, y su compañera Mancuso, que salía justo después, tuvo que abandonar la pista a mitad de bajada para que las asistencias sacaran de la ladera a Vonn. Mancuso tuvo que repetir la bajada con mucho peores condiciones de la nieve y de visibilidad, y quedó en la posición 18.

Vonn hoy volvió a tomar la salida en el eslalon pese a que tenía un dedo meñique de la mano fracturado, en la caída de ayer, pero no tuvo suerte y volvió a acabar en el suelo tras saltarse una puerta en el eslalon.  "No quise renunciar. Se trata de los Juegos Olímpicos, son algo  especial y quería darme una oportunidad de lograr otra medalla. Yo  sabía que era una posibilidad remota", dijo. Me voy a casa feliz, tal vez un  poco más quebrada y magullada que cuando llegué aquí, pero feliz",  añadió.

Deportes

anterior siguiente