Enlaces accesibilidad

Piepoli y Schumacher, nuevos positivos por dopaje en el Tour

  • La Agencia Francesa de Lucha contra el Dopaje sólo confirma los resultados del italiano
  • El Gerolsteiner expulsa al alemán, ganador de las dos cronos del Tour
  • Ambos dieron positivo por CERA, la EPO de tercera generación, más difícil de encontrar

Por

El italiano Leonardo Piepoli fue controlado positivo por CERA en dos ocasiones durante el pasado Tour de Francia, ha afirmado la Agencia Francesa de Lucha contra el Dopaje (AFLD). El presidente de esta institución, Pierre Bordry, responsable de los controles durante el pasado Tour, ha asegurado que ha pedido al Comité Olímpico Italiano (CONI) que notifique al ciclista estos positivos al igual que los de su compatriota y compañero de equipo Riccardo Riccó.

"He recibido la confirmación por parte de Christian Prudhomme -director del Tour- de que Stefan Schumacher dio positivo por CERA", la EPO de última generación, dijo Hans-Michael Holczer, director del equipo, que ha suspendido inmediatamente al corredor. 

"No tengo ninguna duda de que es verdad", añade el director  del equipo, según las mismas fuentes. Sin embargo ni la Agencia  Francesa Antidopaje ni la Unión Ciclista Internacional (UCI) han confirmado todavía la noticia.

Riccó y Piepoli dieron positivo por CERA en un control efectuado en los días previos al inicio de la carrera en Brest y, posteriormente, en un control que tuvo lugar en la octava etapa, con final en Toulouse el día 15, señaló. El 17 de julio el equipo decidió retirarse en pleno de la carrera tras conocerse el positivo de Riccó.

Piepoli fue controlado positivo en un control efectuado el pasado 4 de julio, antes del inicio de la carrera, y otro que tuvo lugar once días más tarde, en la etapa que finalizaba en Toulouse, dos días antes de su triunfo en la cima de Hautacam.

Piepoli y Riccó, seguidos por la agencia francesa

Bordry ha confirmado que ambos ciclistas, que fueron expulsados del equipo Saunier Duval durante el pasado Tour, formaban parte del grupo de corredores sobre los que la AFLD hacía un particular seguimiento a causa de las sospechas que generaban sus niveles sanguíneos.

Ha precisado, asimismo, que los doctores de la AFLD se habían centrado en particular en la detección de la CERA, una EPO de nueva generación que ha eclosionado en el pasado Tour de Francia y que resulta más difícil de detectar.

Si bien el positivo de Riccó ya se había conocido durante el Tour, lo que provocó la expulsión del ciclista que había ganado dos etapas, el de Piepoli se mantenía en la nebulosa de la sospecha, porque hasta ahora no había sido confirmado oficialmente.

La sospecha sobre Piepoli, que se había impuesto en la etapa con final en Hautacam, se hizo más persistente después de que su equipo le suspendiera por incumplimiento del código ético.

Piepoli había negado haberse dopado en una declaración ante la fiscalía del Comité Olímpico Italiano (CONI) que tuvo lugar en Roma el 31 de julio, donde acudió como testigo tras la admisión de Riccó. El 2 de octubre, el Tribunal Antidopaje del CONI condenó a dos años de suspensión Riccò tras su confesión

Schumacher, también señalado por la sospecha

Entre los que estaban particularmente seguidos por la AFLD figuraba también el germano Stefan Schumacher. Su rendimiento en las dos contrarreloj sorprendió a muchos, que no se privaron de desempolvar su turbulento pasado con el dopaje.

Schumacher ya ha tenido problemas de dopaje en el pasado. La policía alemana encontró restos de anfetaminas en la sangre del ciclista tras haber sufrido un accidente de tráfico en enero pasado.

Dos años antes el ciclista fue declarado positivo por un medicamento contra el asma, antes de ser absuelto tras haber justificado médicamente su consumo.

Su positivo no fue confirmado por Bordry, pero según "L'Équipe", el ciclista ha sido cazado por el mismo método combinado que se utilizó para desenmascarar a Piepoli.

De confirmarse su positivo, se elevarían a seis los positivos en el pasado Tour. Los españoles Manuel Beltrán (Liquigas) y Moisés Dueñas (Barloworld) fueron los primeros en caer al detectarse en su orina EPO clásica. Les siguió Riccó y, en la última etapa, se conoció el positivo del kazako Dmitri Fofonov (Crédit Agricole), que consumió un estimulante prohibido.

Deportes

anterior siguiente