Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

2020 y el impacto de la Covid 19 han confirmado el retroceso del sistema de Atención a la Dependencia en todos sus indicadores relevantes. Es una de las conclusiones del Observatorio Estatal de la Dependencia. Un informe que desvela que las prestaciones y los servicios son cada vez de menor intensidad, insuficientes para las necesidades de las personas en esta situación. Nos lo cuenta Iratxe Llarena

  • Bucles de inducción para audífonos, superficies de encaminamiento, ensanche de pasillos y supresión de baldas altas
  • Son algunas de las medidas de inclusión introducidas en 28 establecimientos de C-LM tras el convenio firmado por el gobierno regional, entidades y el Comité Español de Representantes de Personas con discapacidad

Con la práctica totalidad de residentes y personal vacunados, las residencias dejan atrás un durísimo año de pandemia. El presidente de la Federación de Empresas de la Dependencia de Cantabria, Rubén Otero, ha recordado en el programa Encuentros de RNE momentos trágicos. Lo vivido, asegura, hará cambiar el modelo de gestión de estos centros asistenciales.
“Espero que lo primero que se aborde sea una coordinación sanitaria. Es algo que llevamos años reclamando, sin éxito. Se insistió meses antes de la pandemia, porque veíamos lo que se nos venía, y siempre la hemos reclamado al inicio de cada legislatura, sin éxito”, señala Otero. “Luego, habrá que replantearse el funcionamiento de los centros. Se está planteando la construcción de centros por módulos. Módulos no de 200 o 300 plazas, sino módulos pequeños, de 15, 20 o 30 plazas, a modo de “miniresidencias” de gestión independiente”.

También contempla el presidente de la Federación de Empresas de la Dependencia de Cantabria la posibilidad de que algunos de estos centros incorporen a personal sanitario de forma permanente. “Ima gino que algunas residencias de ciertas características tengan que ser medicalizadas. Yo no estoy a favor de que las residencias se medicalicen, porque una residencia es una casa, y tú en tu casa no tienes médicos y enfermeras, pero puede ser que algún tipo de residencias tengan que estar medicalizadas y funcionar como un tránsito intermedio entre la residencia y el hospital”.

Con la práctica totalidad de residentes y personal vacunados, las residencias dejan atrás un durísimo año de pandemia. El presidente de la Federación de Empresas de la Dependencia de Cantabria, Rubén Otero, ha recordado en el programa Encuentros de RNE momentos trágicos. Lo vivido, asegura, hará cambiar el modelo de gestión de estos centros asistenciales.
“Espero que lo primero que se aborde sea una coordinación sanitaria. Es algo que llevamos años reclamando, sin éxito. Se insistió meses antes de la pandemia, porque veíamos lo que se nos venía, y siempre la hemos reclamado al inicio de cada legislatura, sin éxito”, señala Otero. “Luego, habrá que replantearse el funcionamiento de los centros. Se está planteando la construcción de centros por módulos. Módulos no de 200 o 300 plazas, sino módulos pequeños, de 15, 20 o 30 plazas, a modo de “miniresidencias” de gestión independiente”.

También contempla el presidente de la Federación de Empresas de la Dependencia de Cantabria la posibilidad de que algunos de estos centros incorporen a personal sanitario de forma permanente. “Ima gino que algunas residencias de ciertas características tengan que ser medicalizadas. Yo no estoy a favor de que las residencias se medicalicen, porque una residencia es una casa, y tú en tu casa no tienes médicos y enfermeras, pero puede ser que algún tipo de residencias tengan que estar medicalizadas y funcionar como un tránsito intermedio entre la residencia y el hospital”.

Cinta Pascual, presidenta del Círculo Empresarial de Atención a las Personas, ha dicho en Las mañanas de RNE que la situación actual en las residencias no tiene nada que ver con lo ocurrido en el mes de marzo.

Asegura que ahora le preocupa tener test de antígenos por su rapidez, porque lo único que pueden hacer es la prevención, y que cree que debería hacerse todos los lunes a todo el personal. "El coronavirus entra en las residencias a través de los trabajadores", ha dicho.

Sobre la gestión, pide que miremos a Europa. "Hay una desocupación tremenda de los centros. En Europa están pagando las plazas vacías para mantener a todo el personal contratado, aquí no." Y explica que hay miedo a institucionalizar a la gente por la pandemia.

 

 

 

Según ha podido saber Radio Nacional de España, la vicepresidencia de Derechos Sociales de Pablo Iglesias negocia esta partida con el ministerio de Hacienda para que esté en el próximo proyecto de presupuestos. Fuentes moradas apuntan que estaría "muy encaminado" y, de acuerdo al documento de 16 páginas que ha podido consultar RNE. el plan tiene un horizonte de tres años, prevé que la creación de empleo podría ascender hasta los 24.000 puestos de trabajo y tiene entre otros objetivos la reversión de los recortes de años pasados o la reducción de las listas de espera. Informa David Fernández.

Ignacio Fernández Cid, presidente de la Federación Empresarial de la Dependencia, ha asegurado que la medida de poner la red de residencais privadas al servicio de las autonómicas para reducir el número de contagios por coronavirus "nos parece muy bien y el sector de la dependencia se pone como uno más a tirar del carro". También ha afirmado que no entiende por qué las residencias no han contado con más ayudas para hacer frente al Covid-19 si desde el principio se sabía que la población de mayor riesgo eran los mayores. "Necesitábamos más atención para identificar a las personas contagiadas y aislarlas, pero eso solo podíamos hacerlo con test y los test no han llegado". Por otro lado, Fernández Cid también ha criticado que los profesionales no tienen material de protección individual "por tanto sin darnos cuenta igual somos los cuidadores los que con cuadros asintomáticos estemos contagiando más a los mayores y contagiándonos entre nosotros". Dice que no tienen noticias de que a partir de ahora vayan a poder realizar las pruebas a todo el que lo necesite. "En una semana no ha llegado ni un solo material ¿cómo es posible? ¿quién lo tiene?". Fernández Cid también ha celebrado la medida de que la UME esté desinfectando las residencias "una medida estupenda pero insuficiente si no se hacemos al mismo tiempo los test".

El Gobierno ha acordado con los agentes sociales la subida del salario mínimo interprofesional a 950 euros mensuales. La Ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, entrevistada en Radio Nacional, ha asegurado que hay que cumplir con la legalidad y, en concreto, si no se puede pagar a las empleadas del hogar, asumir que esas tareas se tienen que repartir entre la unidad familiar. En Radio 5, la Secretaria de la Asociación de Servicio Doméstico activo, Edith Espínola, ha dejado claro que hay labores de las que no se pueden prescindir como las del cuidado de niños y ancianos. Por eso, reclama al Gobierno que se apruebe cuanto antes el convenio del sector y que se actualice la ley de dependencia.  

La Ley de Depencencia dice que las personas que soliciten atención no deberán esperar más de 6 meses. La realidad es que solo 3 Comunidades y las dos Ciudades Autónomas cumplen esos plazos. La media nacional de espera es de 426 días. El año pasado, 31.000 personas murieron en España sin haber llegado a recibir ayuda. MARTA CURIEL desarrolla estos datos y los motivos que hay detrás de ellos. 

La ley de dependencia acaba de cumplir 13 años. Es estatal, pero la gestión de las ayudas depende de las comunidades autónomas. De media, los solicitantes tardan 426 días en ver su expediente resuelto. En algunas regiones, mucho más, como Canarias, Extremadura, Andalucía o Cataluña. La propia ley obliga a que los trámites no pasen de 180 días.

La ley de Dependencia establece que las personas dependientes con derecho a ayuda deben recibirla en un plazo máximo de 180 días, pero en la práctica la lista de espera supera el año. Según los datos del Imserso, cada día fallecen 85 personas sin haber recibido las prestaciones a las que tenían derecho. La Asociación Estatal de Directores y Gerentes en Servicios Sociales calcula que este año morirán 31.025 personas dependientes esperando por culpa de la burocracia y de un recorte acumulado de 5.600 millones de euros desde que comenzó la crisis.

Más de 290.000 trabajadores de la dependencia, en su mayoría mujeres, se movilizan en Madrid este jueves para exigir mejoras salariales en un nuevo convenio laboral, así como para pedir al Gobierno financiación suficiente para sostener el sistema. Los sindicatos CC.OO y UGT han llamado a la movilización de los trabajadores instádoles a concentrarse ante las puertas de la CEOE. En concreto, solicitan un salario mínimo de 1.000 euros mensuales en 14 pagas para el año 2020.

Casi trescientos mil trabajadores del sector de la dependencia están llamados hoy a protestar por la situación del sector, porque se les reconozca su trabajo y se den unas condiciones justas. La Secretaria de salud y dependencia de UGT, Gracia Álvarez, asegura que es un trabajo muy precario a pesar de la aprobación de la Ley de Dependencia. Son, en general, jornadas a tiempo parcial y con turnos partidos. Afirma que desempeñan un trabajo esencial para nuestra sociedad que no está reconocido. 

Unas jornadas en Cáceres con motivo del Día Internacional de las Personas Cuidadoras tratan uno de los principales problemas de este colectivo: la dificultad de las cuidadoras para pensar en ellas mismas por su falta de tiempo libre.

El tiempo y la energía empleados en cuidar de sus familiares implica "vivir y no darte cuenta de que está pasando el tiempo por ti, no te atiendes para nada: no vas a depilarte, no vas a la peluquería... te abandonas por completo, porque no tienes tiempo".

La necesidad de proporcionar herramientas para el autocuidado y la importancia de la corresponsabilidad son algunos de los principales temas que se han tratado en estas jornadas.

Hoy se han convocado numerosos actos en distintas ciudades españolas con motivo del Día Internacional de las Personas de Edad. Un día para poner en valor las importantes aportaciones que nuestros mayores hacen a la sociedad y crear conciencia sobre los desafíos del envejecimiento. Con motivo de esta fecha hemos querido saber más sobre la figura del "abuelo sandwich", aquellos que cuidan de sus nietos y de un familiar dependiente.

Elecciones autonómicas y municipales

Miles de personas en nuestro país -sobre todo mayores- carecen de compañía alguna. Nuestra compañera de RNE en Aragón -Inmaculada Muñoz- ha podido comprobar que, aunque la soledad obligada no figura en la agenda política de esta campaña electoral, es un asunto cada vez más preocupante. Tanto que hay expertos que hablan ya de «pandemia», de «muerte social»... y piden medidas para paliar este problema de nuestro tiempo.

En 2018, 80 dependientes murieron cada día sin haber recibido la ayuda, pese a estar reconocidos. José Manuel Ramírez, presidente del Observatorio Estatal para la Dependencia, ha asegurado en una entrevista a 14 horas de RNE que en España hay más de 1.300.000 personas que tienen reconocida la situación de dependientes pero que poco más de un millón reciben la ayuda. "Eso quiere decir que hay 250.000 personas en el 'limbo' de la depedencia', asegura Ramírez, quien añade que la inversión en dependencia no solo permitiría paliar esta situación sino que repercutiría positivamente en el mercado laboral.