Enlaces accesibilidad

"Árboles de junta, guardianes de la palabra", este sábado en 'Documentos RNE'

  • En otros tiempos los árboles constituían el centro de la vida de las comunidades
  • Eran primitivos parlamentos, ayuntamientos e incluso juzgados

Por
Documentos RNE - Árboles de junta, guardianes de la palabra - 12/07/18

En un tiempo anterior al de nuestras sociedades hiperactivas y en un lugar alejado de la urbe, donde el bosque aún era el estado natural de los paisajes, el árbol constituía el centro de la vida de las comunidades. Ubicados en lugares estratégicos, a veces plantados por remotos ancestros, otras elegidos y adoptados como seres totémicos, los venerables árboles de junta ejercieron de primitivos parlamentos, ayuntamientos e incluso juzgados. Su valor simbólico es evidente en casos como el de Guernica, cuyos robles sagrados llevan incontables siglos recogiendo el juramento de quienes aspiran a gobernar las tierras de Vizcaya y, más recientemente, del conjunto del País Vasco.

El árbol es nexo emocional entre generaciones, es testigo insobornable del acuerdo y del conflicto desde mucho antes del nacimiento de las instituciones que gestionan la convivencia humana; antes incluso de la generalización de la escritura.

Fotogalería: voces del documental

'Árboles de junta: guardianes de la palabra'

anterior siguiente
9 Fotos 1 / 9 ver a toda pantalla

Documentos RNE se detiene ante estos magníficos ejemplares, símbolos del orden natural y del respeto al valor colectivo. La geografía española está repleta de huellas, relatos y tozudas realidades que siguen remitiendo a la dendrocracia, es decir, a esta suerte de gobierno de los árboles.

Celebrados hasta no hace mucho bajo monumentales olmos, tejos, encinas o morales, los concejos (juntas, consells, consellos, conceyus o batzarres) han venido rigiendo el día a día de los pueblos. Todavía puede seguirse su rastro en muchas zonas de España, con especial concentración en la cornisa cantábrica. Su herencia –a veces ya sin árbol y sentimentalmente unida al toque de campana– sigue viva en las entidades locales menores que aún funcionan, no exentas de problemas, en pequeñas poblaciones donde una junta vecinal o un concejo abierto maneja con eficacia las cuestiones del día a día.

El documental de Álvaro Soto "Árboles de junta, guardianes de la palabra" plantea una vuelta al bosque, un recorrido por España para recoger las historias –en peligro de extinción– de sus individuos vegetales más sobresalientes. Guían el camino el naturalista Ignacio Abella, autor de Árboles de junta y concejo. Las raíces de la comunidad (editorial Libros del Jata); el botánico, experto en árboles monumentales, Bernabé Moya; el investigador de la historia del árbol de Guernica Joseba Iribar; la ingeniera técnica agrícola Mar Verdejo; la economista Ana López, autora del censo de tejos monumentales de Asturias; el secretario general de la Federación de Concejos de España, Carlos González-Antón; y la periodista María José Parejo, directora del programa El bosque habitado de Radio 3. El programa recoge también voces de vecinos, convertidos en cronistas de los milenarios árboles concejiles de sus pueblos, como los asturianos Manolo Corces, residente en San Esteban de Cuñaba, y Ana María Moradiellos, vecina de Sotres de Cabrales.

Documentos RNE se emite los sábados, de 15.00 a 16.00 horas en Radio Nacional.

Radio

anterior siguiente