Enlaces accesibilidad

Cómic

David Ramírez: "Al ser sobre una pareja gay, la gente piensa que en mi cómic sólo va a haber orgías y cosas así"

  • El dibujante describe su vida en pareja en el cómic Tal cual
  • Durante el confinamiento David también ha narrado su experiencia con el coronavirus en COnviVIenDO 19 días
  • Más noticias sobre cómic en 'El Cómic en RTVE.es'

Por
Viñeta de 'Tal cual' Norma

Este sábado, 4 de julio, se celebra el día grande del Orgullo LGTBI 2020 y vamos a recomendaros un cómic que habla con mucha ternura y humor de la vida cotidiana de una pareja gayTal Cual (Norma Editorial). Su autor es David Ramírez (Tortosa, 1974) que, durante la cuarentena, también ha narrado en las redes sociales cómo cambió su vida y la de su marido Iván cuando este último contrajo la COVID-19. David nos habla de ambos trabajos.

David Ramírez (Minimonsters, B3, sexo raro) nos comenta qué nos vamos a encontrar en este cómic: "Tal Cual son páginas autobiográficas que narran en clave de humor mi cotidianidad: mis manías, torpezas, inseguridades, la relación con la familia, la convivencia con mi marido, la adicción al azúcar… son temas lo suficientemente universales como para que cualquiera que se acerque a sus páginas se sienta identificado en múltiples ocasiones. Algunos lectores incluso me han acusado de haberles hackeado la cámara del móvil y haberlos espiado por lo reflejados que se sienten en mis páginas, no te digo más".

Como hay tantos cómics de parejas, preguntamos a David qué cree que tiene el suyo de especial: "Bueno, quizá un hecho diferencial sea que está protagonizado por una pareja de hombres. No es el único cómic que explora esa temática, algunas historias de Ralf König ya van por ahí, o los Daily Life of a Gay Couple que cuelga en sus redes sociales Song Inkollo también tocan el tema. Diría que, entre ese tipo de historias, quizá el hecho diferencial en mi caso sea que somos una pareja de lo más aburrida, aunque… dicho así no suena que vendiendo demasiado bien el cómic".

Página de 'Tal cual'

"A ver, me explico: me refiero a algo que Elsa Ruiz comentaba a la perfección el otro día en la presentación (virtual) del cómic. Hay gente que al enterarse de que es un cómic protagonizado por una pareja del colectivo LGTB (en este caso gay) enseguida tiende a pensar que las páginas van a estar llenas única y exclusivamente de saunas, orgías, drogas, apps de ligue y cosas así. Que es algo perfectamente válido, y a quién le apetezca hacerlo pues olé por ellos, si es algo consensuado y les apetece, que se lo pasen lo mejor que puedan".

"Pero en muchas parejas -añade-, y más si llevamos juntos años como es nuestro caso, los temas habituales suelen ser cosas más mundanas del tipo quién tira la basura, qué cocinamos hoy o de qué color va a ser la siguiente lavadora para ponernos ropa interior de ese color. En ese aspecto, creo que Tal Cual sirve para cotidianizar y mostrar que una pareja del colectivo LGTB tiene exactamente las mismas preocupaciones o rutinas que una que no. Que afortunadamente es algo que creo que la mayoría de la gente ya tiene claro, pero por si hay alguna duda, aquí están las pruebas".

Página de 'Tal cual'

'Tal cual' tiene mucho de auto-psicoanálisis

El humor es uno de los géneros más difíciles, y por eso hemos preguntado a David de dónde saca sus ideas. "Las saco del día a día, de mí mismo… hacer Tal Cual también ha tenido un cierto punto de autopsicoanálisis, de saber ver dentro de mí y las dinámicas que tengo con los demás. Conocerse a uno mismo siempre es interesante y además, de esta manera te ahorras los dineros del psicólogo. Y también ha tenido un punto de terapia sanadora"

"Tras publicarlo -añade-, el feedback con el público me ha hecho darme cuenta de que muchas de las manías que yo creía que eran solo cosa mía las comparte mucha gente, y quieras que no, lo de “mal de muchos, consuelo de tontos” algo ayuda. Mi pareja es mi primer lector normalmente, y siempre intento ver con él si el gag funciona o si la página se entiende. Algunas páginas le hacen más gracia que otras, claro, y de alguna en particular opina que no es de demasiado buen gusto, pero no hemos tenido ningún disgusto grave a raíz de esto, piensa que llevamos 17 años juntos y a estas alturas sé hasta dónde puedo llegar. “¿Dónde están los límites del humor?” es un debate que reaparece cíclicamente en redes sociales y medios de comunicación, y en este caso yo lo tengo claro: en mis páginas los límites están en evitar el divorcio".

Pero... ¿hasta qué punto los personajes del cómic están inspirados en el propio David y su pareja? "Los personajes somos nosotros tal cual -confiesa el dibujante-, pero las situaciones a veces están exageradas un poco para aumentar el punch humorístico. Yo siempre digo que las primeras 3 o 4 viñetas de cada página son reales al 100%, y luego el remate final pues puede estar exagerado en aras de la comicidad. Aunque muchas veces ni siguiera es necesario, la realidad puede ser muy cómica sin ningún aditivo. Y hablando de eso, sí, adicto total al azúcar. Aunque también te digo que debido al confinamiento he aumentado varios kilos (como media España), así que ahora estoy intentando controlarme un poco".

Página de 'Tal cual'

COnviVIenDo 19 días, el cómic en el que narra su experiencia con el coronavirus

Como os comentábamos al principio, durante el confinamiento Iván, el marido de David, contrajo la COVID-19. Y, cuando todo pasó, David decidió narrar la experiencia en unas páginas que ha titulado COnviVIenDo 19 días. "El tomo de Tal Cual recopila todas las páginas que dibujé el 2019 -saegura DAvid-, y la idea era seguir haciendo ese tipo de páginas este 2020 para recopilarlas en un hipotético Tal Cual 2, porque me lo había pasado muy bien realizándolas y sabía que había material de sobra para hacer una segunda parte. De hecho, empecé en enero a subir a mis redes sociales las páginas del siguiente recopilatorio. Pero entonces llegó el coronavirus y se paró todo. El mundo en general, debido al estado de alarma, y mi mundo en particular: mi marido trabaja en un centro de atención primaria y acabó pillando la COVID-19 a los pocos días".

"Empezó a sentirse mal hasta el punto que tuvieron que acabar hospitalizándolo y permaneció allí bastantes días -nos cuenta David-. Dejé de dibujar esos días, como es normal, porque tenía la cabeza a otras cosas. Cuando todo empezó a normalizarse y vi que él salía del peligro, me planteé volver a realizar páginas del Tal Cual. Pero me di cuenta de que la mitad de los temas que tenía planeados ya no eran factibles debido a la situación en la que estábamos inmersos: no podía hacer un gag sobre ir al cine y escondernos en la mochila comida comprada barata en el súper de al lado porque los cines estaban cerrados, por ejemplo. La mitad de esas ideas no eran posibles en esta nueva realidad, y la otra mitad me parecían demasiado banales".

Viñeta de 'COnviVIenDo 19 días'

"Entiendo -continúa- que en las circunstancias en las que estábamos, probablemente lo más apetecible para leer en ese momento eran precisamente páginas simpáticas y feel good como las del Tal Cual, pero no me pedía el cuerpo ponerme a ello después del susto con mi marido. Hablándolo con él mientras aún estaba ingresado, me comentó que una opción podía ser seguir contando mi cotidianidad, pero no la de la Vieja Normalidad, sino la que estaba viviendo ahora, todas las circunstancias que envolvían el hecho de estar compartiendo techo con él infectado de coronavirus".

"Al principio no lo vi claro, pero al día siguiente me di cuenta de que solo de ir pensando en ello a ratos ya tenía material para realizar más de 20 páginas. Jamás había tenido tal profusión de ideas, supongo que estaba siendo una experiencia tan intensa que mi cabeza necesitaba expulsarla fuera, como si fuese un exorcismo. Y así empecé el COnviVIenDo 19 días, que no es el Tal Cual 2 que me había planteado para 2020, pero sí, porque al fin y al cabo los protagonistas somos los mismos. De momento, voy subiendo páginas a mis redes sociales (@davidramirezros en Twitter e Instagram), y la idea es que cuando esté finalizado se recopile también en papel".

"Y sí, es difícil hacer humor en un tema como este… de hecho, hay algunas páginas del COnviVIenDo en las que abandono la pretensión de que sean humorísticas, porque la situación que estoy contando en ellas no da para sonreír. Esos días fueron una montaña rusa de emociones y he intentado plasmar eso en las páginas, hay espacio para las risas, sí, pero también para el miedo y la ternura" -concluye David-.

Página de 'COnviVIenDo 19 días'

"Cuando por fin dió negativo estuvimos un montón de minutos abrazados"

David confies que solo pudo empezar a dibujarlo cuando Iván ya estabba en casa: "Sí, sí, empecé a dibujarlo cuando mi marido ya estaba fuera de peligro. Él aún seguía en el hospital y yo no podía ir a visitarlo, así que era una manera de estar con él sin estar con él: cada vez que acababa una página se la mandaba por whatsapp para que estuviese un rato entretenido, era como decirle “ok, no puedo estar contigo pero estoy pensando en ti”.

"Algunas páginas le hacían gracia y otras le ponían triste -añade-, porque como he dicho en esta obra no todas intentan ser humorísticas. Empecé a subir las páginas a mis redes sociales cuando por fin él regresó a casa y pude verlo en persona (a una distancia de dos metros, claro). Ahí ya me di cuenta de que él estaba lo suficientemente bien como para empezar a ver la luz al final del túnel y atreverme a compartir la experiencia con mis lectores".

Pero. afortunadamente, la historia tuvo final feliz. "¡Uf! Fueron muchas semanas de convivir en habitaciones separadas sin ningún tipo de contacto, cuando por fin dio negativo en los tests estuvimos un montón de minutos abrazados, no queríamos despegarnos".

Página de 'COnviVIenDo 19 días'

Alterna el cómic adulto y el infantil

Aunque David Ramírez tiene una larga carrera en el cómic adulto, mucha gente le conoce por sus trabajos dirigidos al público infantil como MiniMonsters. "Bueno, antes de mis cómics infantiles también había realizado páginas para lectores más talluditos en revistas de divulgación sobre manga (Kame, Neko) o cómic americano (Dolmen), aunque sí que es cierto que mucha gente me descubrió leyendo MiniMonsters y Dinokid en la revista infantil ¡Dibus! Lo más gratificante para mí como autor es que la persona que lea mis páginas se quede con una sonrisa dibujada en la cara cuando llegue al final, tanto me da si tiene 8 como 88 años. El único cambio es que según qué temas no puedes tratarlos si tus lectores son muy jóvenes, o bien porque no son adecuados o bien porque no les van a interesar. Por suerte, en Tal Cual no he tenido esa limitación así que he podido hablar de todo lo que quería".

En cuanto a sus influencias, David nos comenta que: "A lo largo de mi vida he leído todo tipo de cómic, así que mis influencias son un poco un cajón de sastre. Ibáñez, cómo no, todos los que tenemos una cierta edad hemos crecido con Mortadelo y Filemón, El Botones Sacarino y 13 Rue del Percebe. También Jan (Superlópez), Quino (Mafalda), Hergé (Tintín), Akira Toriyama (Dr. Slump y Dragon Ball), Sergio Aragonés (Groo), Peter Bagge (Odio), Rumiko Takahashi (Ranma 1/2)… ¡muchos!

En cuanto a sus proyectos, David confiesa que: "Lo más a corto plazo es acabar el COnviVIenDo 19 días, de momento llevo más o menos la mitad de la historia que quiero contar. Y relacionado con el público infantil, lo que tengo más cercano en el horizonte es ponerme con los guiones de la segunda temporada de Momonsters junto con Javier Martínez, el otro guionista de la serie. Nos lo pasamos muy bien escribiendo la primera temporada y, por suerte, la serie parece haber funcionado lo suficientemente bien en Clan TV como para que se produzcan más capítulos. Y ojalá poder volver más tarde o más temprano a la vieja normalidad, para poder retomar la idea del Tal Cual 2. Pero bueno, sea vieja o nueva, sé que mi normalidad es dibujar páginas y de ahí no voy a salir".

Portada de 'Tal cual'

Noticias

anterior siguiente