Enlaces accesibilidad

Europa sale a la calle en solidaridad con los refugiados

  • Miles de personas se manifiestan por todo el continente con pancartas de bienvenida
  • Piden una política más adaptada a la actual crisis migratoria
  • Londres, Hamburgo, Copenhague o Sevilla muestran una ciudadanía europea involucrada
  • En España también ha habido manifestaciones en varias ciudades

Por
Manifestaciones en toda Europa en apoyo a los refugiados

Miles de personas se han ido congregando a lo largo de este sábado en distintas ciudades europeas para mostrar su solidaridad con los refugiados que han llegado y que intentan llegar a Europa huyendo de las guerras y miseria de sus países de origen. Con el emblema de “Bienvenidos, refugiados”, ciudades como Londres, Hamburgo o Copenhague reclaman a Europa una política efectiva para proteger a estas personas.

"Los inmigrantes no son chivos expiatorios”, “fronteras abiertas” o “las vida de cada refugiado también cuenta” eran algunos de los mensajes que se podían leer en los carteles que decenas de miles de personas han mostrado este sábado en Londres, frente a Hyde Park y las oficinas del primer ministro, David Cameron.

Algunos de los mensajes dirigidos a Cameron mostraban su descontento con la tasa de 20.000 refugiados sirios que el primer ministro anunció acoger en cinco años. “El gobierno está equivocado ( ... ) Veinte mil refugiados solamente es patético ", afirmaba uno de los manifestantes.

Los niños también han mostrado su apoyo. Un menor vestido como Paddington Bear, un famoso oso de peluche de Perú, convertido en un icono de la literatura infantil británica, mostraba un mensaje que rezaba “El Oso Paddington era también un refugiado”.

Copenhague, contra las medidas de inmigración

Convocados por medio de Facebook, unas 30.000 personas también se han congregado este sábado en Copenhague, según la estimación de la policía de Dinamarca, un país que se ha comprometido a reforzar sus leyes de inmigración.

Los políticos del país también se han referido a la cuestión migratoria. “Ofrecemos a los refugiados una cálida bienvenida. Ven y únete a nosotros”, ha dicho el diputado y presidente de un pequeño partido ecologista de la oposición, Johannes Schmidt-Nielsen.

Sin embargo, Dinamarca se niega a participar en un sistema de distribución centralizada de refugiados de los países de la Unión Europea, que es justo lo que propone Bruselas. A principios de esta semana, el país había publicado publicidad en medios libaneses para pedir a los refugiados que no intentaran llegar al país y advirtiéndoles de un endurecimiento de las normas de inmigración.

Ante esta cuestión, el viernes pasado Médicos sin Fronteras del país escribió una carta al primer ministro, Lars Løkke Rasmussen , junto con un chaleco salvavidas , llamando a la solidaridad : " Cualquiera que sea su situación jurídica a todas las personas necesitadas deben recibir ayuda", concluyó la ONG.

Estocolmo también ha protagonizado actos de protesta en los que han participado más de mil personas para expresar su apoyo a desarrollar una política más generosa de bienvenida a los refugiados. Suecia concede automáticamente un permiso de residencia por dos años a los sirios que presenten su solicitud de asilo en el país.

La Europa que quiere a los refugiados

anterior siguiente
16 Fotos 1 / 16 ver a toda pantalla
  • Peticiones ante el Parlamento británico

    Peticiones ante el Parlamento británico

    Un manifestante sujeta su pancarta frente al Parlamento británico, donde también se pueden ver otras pancartas en apoyo a los refugiados.

    REUTERS
  • Pancartas frente al Big Ben

    Pancartas frente al Big Ben

    Los manifestantes sostienen sus pancartas delante de uno de los monumentos más emblemáticos de Londres, el Big Ben, y del Parlamento británico. 

    REUTERS

Hamburgo se posiciona contra la xenofobia y los neonazis

Mientras, en Hamburgo, al norte de Alemania, miles de personas se han concentrado también a favor de la acogida de refugiados y contra la xenofobia tras la prohibición de una marcha neonazi en la ciudad por parte del Tribunal Constitucional alemán.

Frente al ayuntamiento y en los teatros de la ciudad unas 7.500 personas reclamaban tolerancia y multiculturalismo y sentenciaban que no hubiera “ningún espacio para los nazis”. Incluso las radios locales suspendieron su emisión a mediodía para leer un comunicado conjunto a favor de una ciudad abierta.

A pesar de ello, la manifestación acabó con disturbios cuando un grupo de extremistas de izquierdas atacó un tren ente la sospecha de que en él había ultraderechistas, lo que obligó a suspender temporalmente el tráfico ferroviario.

También Varsovia, Praga o Berna, son muchas las ciudades que se han sumado a las protestas para reclamar en Europa una política más adaptada a la actual crisis migratoria.

España pide una política a la altura de las circunstancias

En Madrid, la manifestación ha reunido a unas 2.500 personas y ha recorrido algunas de las calles más céntricas hasta terminar frente a las puertas del Ministerio de Asuntos Exteriores.

La protesta, que ha arrancado al grito de "No a la guerra", ha sido promovida por CCOO y UGT y los partidos PSOE, IU, UPyD, Podemos, Equo-Compromís y Geroa Bai, con el apoyo de la Cumbre Social Europea.

En declaraciones a los periodistas antes de comenzar la marcha, el candidato a la Presidencia del Gobierno de IU, Alberto Garzón, ha pedido al Gobierno que sea solidario y fraterno para acoger a las personas que están huyendo de países en conflicto y ha reivindicado el lema "No a la guerra".

Garzón ha expresado su solidaridad con todas las personas que sufren las guerras y las consecuencias de las políticas que crean conflictos en todas partes del mundo.

La Unión Europea tiene que dejar de tratar a las personas como mercancías que son subastadas y entender que las personas son lo más importante

"La Unión Europea que tiene que cambiar radicalmente su lógica para dejar de tratar a las personas como mercancías que son subastadas y entender que las personas son lo más importante", ha afirmado Garzón.

Asimismo ha recordado que "las guerras de las que están huyendo las personas que ahora son refugiados de Siria tienen responsables en la OTAN o en los países occidentales".

El político ha resaltado que la solución no puede ser nunca bombardear esos países, sino que hay que acoger a todas esas personas, resolver su drama actual y volver a sacar el lema siempre necesario del "No a la guerra".

Concentraciones en Madrid

Manifestación convocada por sindicatos, partidos y organizaciones sociales en la madrileña calle de Atocha para reclamar al Gobierno español y a la Unión Europea la adopción de medidas urgentes para la protección y acogida a los miles de ciudadanos, en su mayoría sirios, que llegan a Europa. EFE J.P.GANDUL

En Barcelona, unas 400 personas según la Guardia Urbana, han recorrido esta tarde el centro de Barcelona bajo el lema "Refugees welcome" (Bienvenidos refugiados).

En la marcha, convocada por la plataforma Stop Mare Mortum y Unitat contra el Feixisme i el Racisme, los organizadores han reclamado a las instituciones que se acepte la llegada de refugiados y que se aplique un plan de acogida planificado y dotando económicamente y humanamente para hacer frente a esta necesidad.

También han exigido a las instituciones europeas que acaben de con las políticas de protección de fronteras que, a su juicio, favorecen el aumento de la crisis humanitaria, y con las políticas exteriores que favorecen acuerdos con regímenes de países donde se vulneran los derechos humanos

La manifestación, que se ha desarrollado sin incidentes, ha terminado en el Portal de la Pau, en el Port Vell, donde se han lanzado flores al mar en homenaje a las miles de personas que han fallecido en el Mediterráneo tratando de llegar a Europa.

En Murcia, la manifestación convocada de manera conjunta por partidos de izquierdas, sindicatos y colectivos sociales, ha reunido a unas 300 personas que han protestado contra las guerras y por el derecho de asilo de los refugiados.

"No son terroristas, son refugiados", se oía de fondo corear en referencia a las palabras del ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, quien advirtió de que "tomará las medidas adecuadas" para evitar la posible infiltración de yihadistas entre los refugiados que España acogerá, "una realidad que no podemos descartar",

En Sevilla cientos de personas se concentraban a mediodía para reclamar a la Unión Europea y al Gobierno español, con el apoyo de las autonomías y de los ayuntamientos, que impulsen medidas “a la altura de las circunstancias”.

Representantes de distintas organizaciones sociales han leído un manifiesto en el que exigen que se cumplan los convenios internacionales y las directivas europeas en materia de asilo, que se abran rutas legales y seguras para las personas que huyen del conflicto y la persecución, y que se garanticen sistemas adecuados de acogida para la población refugiada.

Lo que se ha repetido en las distintas ciudades ha sido el apoyo de ONG como Amnistía Internacional o Médicos sin Fronteras.

Noticias

anterior siguiente