Enlaces accesibilidad

Hallan en Francia un cráneo en la zona donde los GRAPO enterraron al empresario Publio Cordón

  • Interior ha confirmado el hallazgo en el sur de Francia de restos humanos
  • Unos cazadores encuentran los restos, que se someterán a análisis forense

Enlaces relacionados

Por
Hallan en Francia un cráneo en la zona donde los GRAPO enterraron al empresario Publio Cordón

Fuentes de Interior han confirmado a TVE el hallazgo en Mont Ventoux, en el sur de Francia, de restos humanos en la misma zona donde los GRAPO habrían enterrado al empresario Publio Cordón.

Unos cazadores han hallado este lunes un cráneo humano en el mismo lugar donde, según el testimonio de uno de los terroristas, el arrepentido Silva Sande, fue enterrado Publio Cordón.

La Guardia Civil y la gendarmería francesa han peinado en varias ocasiones esa zona boscosa pero sin éxito. Ahora el cráneo será sometido a pruebas forenses para esclarecer si se trata de los restos del empresario, cuyo cuerpo nunca se ha encontrado.

Las fuentes han explicado que la zona donde el grapo arrepentido Fernando Silva Sande dijo haber enterrado el cadáver es "muy amplia" y que es posible que el cráneo pudiera pertenecer a otra persona, informan EFE y Europa Press.

La familia, a la espera de las pruebas forenses

Por su parte, los miembros de la familia de Publio Cordón están "nerviosos y a la expectativa" por conocer a quién pertenece el cráneo humano hallado al tratarse de la misma zona donde podría estar enterrado el empresario.

Así lo ha manifestado en declaraciones a Europa Press una de las hijas, María Cordón, quien ha deseado que "cuanto antes" se pueda conocer a quién pertenecen esos restos.

La Gendarmería francesa analiza ahora el cráneo humano hallado, una vez que el que fuera 'jefe militar' de esta banda antiterrorista, Fernando Silva Sande, revelara en 2008 que Cordón fue enterrado tras fallecer, modificando la versión que hasta ese momento había dado la banda, que señalaba que tras pagar sus familiares el rescate, éste había desparecido y desconocían su paradero.

Tras la confesión de Sande, la Guardia Civil y la Gendarmería francesa iniciaron un operativo de búsqueda que ha experimentado varias fases pero, de momento, ninguna ha tenido el éxito deseado.

En este sentido, el portavoz de la familia, Eugenio Gisbert, ha indicado a Europa Press que "hasta la fecha ha habido un montón de expectativas que han sido falsas" y por eso la familia va a esperar que se lleven a efecto los análisis forenses y se conozcan los resultados, algo que no será "ni hoy ni mañana".

Según ha precisado, la familia está "perfectamente al corriente de todo lo que ha ido sucediendo a través de la Guardia Civil, que comenta cualquier cosa que pase", si bien prefiere esperar a que tengan lugar "hechos consumados" para pronunciarse.

Un secuestro de hace casi 20 años

Publio Cordón, fundador de la aseguradora Previasa y del Grupo Hospitalario Quirón, fue secuestrado por los GRAPO hace casi veinte años, el 27 de junio de 1995, cerca de su domicilio en Zaragoza, mientras practicaba ‘footing’.

El 'test de la verdad' realizado al exgrapo Silva Sande el pasado mes de octubre apuntaba que el cuerpo de Cordón se encontraba en el sur de Francia.

El terrorista habría marcado durante la prueba varios lugares posibles donde podrían encontrarse los restos del empresario zaragozano, que él mismo habría enterrado, según su testimonio.

Aunque aún no se ha encontrado el cuerpo del empresario, el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, dio por "prácticamente esclarecido" el caso  tras la detención en noviembre de 2013 de los miembros del GRAPO María Victoria Gómez Méndez y José Antonio Ramón Teijelo, que habrían participado en la inhumación del cuerpo, y de otros dos, Manuela Ontanilla y Vicente Sarasa, quienes habrían participado supuestamente en el cobro del rescate de 400 millones de pesetas (otros cinco miembros de la banda fueron anteriormente a prisión por el secuestro).

Según la versión ofrecida por el ministro, Publio Cordón habría fallecido al intentar escapar y caer de una ventana después de 15 o 16 días de ser secuestrado del armario zulo en el que fue encerrado en la casa de Lyon que localizó en 2012 la Guardia Civil en colaboración con la policía francesa.

Según el titular del Interior, hay suficientes pruebas que apuntan a que los hechos fueron así, pero para confirmarlos con absoluta certeza hay que esperar a que el cuerpo fuera localizado, aseguró entonces.

Noticias

anterior siguiente