Enlaces accesibilidad

Indignados y desesperanzados, así se muestran los movilizados del 15-M

       
  • Los concentrados rechazan cualquier tutela de formaciones políticas
  •    
  • Reclaman formas de participación que fortalezcan una "democracia real"
  •    
  • Se consideran víctimas de una crisis que les aboca a no tener futuro

Por
CIENTOS DE CONCENTRADOS EN LA PUERTA DEL SOL, CON AMPLIA PRESENCIA POLICIAL
Banqueros y políticos, los dos principales objetivos de los movilizados en puntos como la Puerta del Sol, en Madrid. EFE EFE/Alberto Martín

Miles de personas han vuelto a la Puerta del Sol y a otras plazas de capitales españolas por tercera noche consecutiva a expresar su hastío con la situación política, económica y social.

Se les ha denominado movimiento 15-M, "Democracia Real Ya" o los "indignados", pero ni siquiera para esto existe hasta el momento una uniformidad. Fundamentalmente ha reunido a jóvenes, a estudiantes, a desempleados y a personas que no se reconocen bajo siglas políticas.

Es un movimiento heterogéneo que no confluye en un ideario común o se ven representados por un liderazgo. Se empiezan a organizar en asambleas y grupos de trabajo.

Establecen sus debates y convocatorias con la mediación de las redes sociales . Algunas de sus web son www.tomalaplaza.net (perfil Facebook), www.democracialrealya.es (perfil Facebook)o www.juventudsinfuturo.net (perfil Facebook).

De momento, tienen más puntos de encuentro en torno al rechazo de la realidad que a las propuestas para cambiarla.

"Lo llaman democracia y no lo es"

"Lo llaman democracia y no lo es" Es uno de los gritos unánimes de los concentrados. Manifiestan así su rechazo a un sistema político que consideran poco representativo y alejado de la realidad.

Denuncian un bipartidismo institucionalizado al que movimientos como "Democracia Real Ya" califican en su manifiesto como PPSOE, que no deja espacio a otras formas de participación.

Entre los replanteamientos de las instituciones, acusan al poder judicial de estar intervenido por los intereses políticos.

"Que no, que no, que no nos representan"

Acusan a los políticos de acercarse al pueblo solo cada cuatro años, en convocatorias electorales. También denuncian la falta de cauces para participar en las decisiones. Piden una democracia más participativa.

Algunos grupos quieren una reforma de la ley electoral, que sea más proporcionada y más representativa. Se han escuchado el testimonio de los que reclaman listas abiertas, para poder elegir a todos los candidatos y no solo al cabeza de partido y a todos los designados por los partidos.

En cualquiera de sus movilizaciones se ha puesto de manifiesto de manera reiterada su independencia y autonomía de los partidos políticos existentes.

Rechazo de los poderes económicos

Entre las consignas más coreadas destacan las que se refieren a un sistema económico injusto y desigual.

Reclaman una limitación del poder de los grandes grupos económicos y de los mercados.

Se les exige la responasibilidad de una crisis económica originada en estos ámbitos que está afectando a los colectivos más desfavorecidos. A este fenómeno, organizaciones participantes en la movilización como Juventud sin futuro (JSF) lo denominan "socialización de las pérdidas" en su manifiesto.

Se pide un reparto más justo y equitativo de los beneficios y las cargas.

"Hay poco pan para tanto chorizo"

"Hay poco pan para tanto chorizo" es otra las críticas contra la corrupción en la política de los movilizados desde el 15 de mayo en diferentes plazas de capitales españoles.

Responde a su rechazo a lo que denominan "falta de ética" de la clase política, que consideran un lastre para la democracia, y que evidencia, en su opinión, la podredumbre del sistema político en España.

Juventud sin futuro

Consideran que se debe hacer una mayor inversión en políticas sociales, en concreto en educación, en empleo y en vivienda.

Muchos de ellos estudiantes, creen que no hay futuro y que su generación tiene menos oportunidades que la de sus padres.

Entre los movilizados existe un alto porcentaje de desempleados de todas las edades. No se ven apoyados por un ficiticio Estado de Bienestar.

Noticias

anterior siguiente