Enlaces accesibilidad

El primer borrador de acuerdo de Copenhague fija un alza de la temperatura de 1,5 o 2 grados

  • La decisión final entre ambos extremos influirá en la reducción de emisiones
  • Para cumplir ese objetivo en 2050, habría que emitir en torno a un 85% menos

Por

El primer borrador de acuerdo de la Cumbre de Copenhague se fija como objetivo limitar el alza de la temperatura media del planeta a 1,5 o dos grados, según el documento al que ha tenido acceso AFP.

"Las partes deben cooperar para evitar un cambio climático peligroso [...] reconociendo que el alza de la temperatura media global respecto a los niveles preindustriales no debe sobrepasar (2 grados) (1,5 grados)", refleja el documento de siete páginas, fechado a primera hora de este viernes y que servirá de base a la negociación.

Aunque la media final deberá decidirse en los próximos días, el G-8 y las principales economías del planeta acordaron en julio en la cumbre de L'Aquila limitar el calentamiento a dos grados por encima de los niveles preindustriales.

Sin embargo, a iniciativa de los pequeños Estados insulares que estarían particularmente amenazados por la subida del nivel de los océanos en caso de deshielo de los casquetes polares, un centenar de países en desarrollo abogan por limitar a 1,5 grados la subida de las temperaturas, lo que supondría reducir las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero un 85% respecto a 1990 desde ahora hasta 2050.

Reducir la emisión de gases

Para alcanzar ese objetivo, el texto estipula que las emisiones mundiales deben disminuir significativamente en ese período, dejando tres opciones abiertas: un 50%, un 85% o un 95%.

Además, indica un objetivo específico para los países industrializados, que, en conjunto, deberán reducir sus emisiones, en esa fecha, entre "un 75% y un 85%", "al menos de un 80% a un 95%" o "más del 95%".

La reducción de gases contaminantes por parte de los países industrializados es uno de los principales obstáculos en la negociación de Copenhague, ya que China, India -que ya se encuentran entre los más contaminantes- y los países emergentes se niegan a asumir la mayor parte del esfuerzo.

El texto, además, también estipula una ampliación de los compromisos del Protocolo de Kioto para el período de 2013 a 2020; sin embargo, Kioto no impone reducciones a Estados Unidos, que nunca ha ratificado el acuerdo. Así, según el borrador, los compromisos para Estados Unidos se añadirían en un anexo que está sin elaborar.

Noticias

anterior siguiente