arriba Ir arriba

Tiene sólo 10 años, nació en Afganistán pero vive como refugiado en Serbia, donde han difundido sus enormes dotes artísticas. Le llaman 'el pequeño Picasso' y no sólo dibuja sino que también fotografía. Ahora expone por primera vez bajo el título "Necesitamos afecto". Lo recaudado será para un niño serbio en tratamiento por un tumor cerebral.

El incumplimiento de los compromisos de la Unión Europea en materia de acogida de personas refugiadas y noticias como que España solo ha cumplido su compromiso de acogida en un 7,5%, ha llevado a Macaco a desarrollar el proyecto "Red Alerta" con el que pretende sacudir y remover conciencias. Se trata de una denuncia en forma de canción/videoclip que está disponible en las principales plataformas digitales desde hace una semana que también se puede descargar en la página web de la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (www.cear.es) y cuyos beneficios irán destinados a las personas refugiadas con las que trabaja esta ONG. "Un debate a la deriva", dice la letra de esta canción porque "por desgracia está ahí, seguimos hablando de ello pero no solo parece que esté estancado sino que parece que vamos para atrás, el Gobierno está criminalizando a las ONG, pidiendo rebajas como si se tratara de unos grandes almacenes, y son personas", ha asegurado el cantante en Las mañanas de RNE.

Carles Mesa charla con el economista Arcadi Oliveres, expresidente de la Associació Justícia i Pau de Barcelona, una organización que lucha por la promoción y defensa de los derechos humanos en todo el mundo. Con él, analizamos la actualidad económica y social, especialmente la acogida de solicitantes de asilo, de los que España solo ha aceptado a 1.700 de los 21.000 comprometidos.

El corazón de África está acostumbrado a vivir tragedias. La pobreza eterna, la falta de oportunidades y los conflictos armados han perpetrado tragedias humanitarias tan largas, que muchos no conocen otra cosa. Hoy, los cuatro países que comparten las aguas del lago Chad, Níger, Nigeria Camerún y Chad, viven una de las mayores crisis del planeta. Combinada con la sequía que ha azotado en los últimos meses la región se ha convertido en la tormenta perfecta.

Hay más de siete millones de personas en situación crítica, que necesitan ayuda según las agencias de las Naciones Unidas. Entre Nigeria, Níger, Chad y Camerún hay más de 2,4 millones de personas desplazadas en su propio país, o refugiadas más allá de sus fronteras.