arriba Ir arriba

María Dueñas narra en la novela Las hijas del capitán, la historia de las hermanas Arenas que se ven obligadas a sobrevivir en el Nueva York de principios de los años 30, tras la muerte de su padre. La escritora manchega relata las dificultades para salir adelante de tres jóvenes en un ambiente hostil, un homenaje a los inmigrantes españoles de la época de los años 30 en Nueva York. La gran manzana fue vista como una oportunidad para ganar dinero en poco tiempo, aunque la Guerra Civil y luego la Segunda Guerra Mundial, complicaron el regreso a España. Estos emigrantes se agruparon en un barrio que durante muchos años fue conocido como 'Little Spain' y por la novela también desfilan personajes reales como Carlos Gardel, Rita Hayworth o Xavier Cugat.

Doce personas han muerto, entre ellas un niño de un año, y otras cuatro están en estado crítico en el peor incendio ocurrido en la ciudad de Nueva York desde 1990. El fuego ha devorado el interior de un edificio de apartamentos en el distrito del Bronx, en la zona conocida como "Pequeña Italia".

La cifra de fallecidos podría aumentar debido a la gravedad de los heridos y a que aún se busca a personas en el inmueble.

El incendio ha comenzado por causas que aún se desconocen poco antes de las siete de la tarde, hora neoyorquina -la una de la madrugada, hora peninsular española-, en la planta baja de un edificio de ladrillo de cinco plantas a la altura del cruce de la calle 187 con Prospect Avenue, en la zona de Belmont, cerca del zoológico.

Las llamas se han extendido rápidamente por las otras cuatro plantas del inmueble y sus 25 apartamentos.

Los bomberos llegaron al lugar tres minutos después de que comenzara el incendio y lograron apagarlo dos horas más tarde. Cerca de 170 bomberos han trabajado en la extinción y han conseguido rescatar con vida a una docena de personas.

Los vecinos han pasado la noche en una escuela cercana convertida en refugio para guarecerse del frío helador, ya que los termómetros han bajado hasta los 10 grados bajo cero, lo que también ha complicado mucho el trabajo de los bomberos, al igual que el fuerte viento que soplaba en el momento del siniestro, que avivó mucho las llamas.

En la zona residen muchos vecinos de origen latino aunque en el edificio vivían también inmigrantes de procedencia africana y afrocaribeña.

Un intento de atentado con explosivos en la estación de autobuses de Port Authority, uno de los centros neurálgicos del transporte público en la ciudad de Nueva York, ha herido este lunes a cuatro personas, entre ellas al presunto autor del ataque frustrado, un joven de 27 años que ha tratado de hacer estallar un artefacto "poco sofisticado" que llevaba adosado al cuerpo y que ha sido posteriormente detenido.

La tentativa de atentado, que ha tenido lugar a las 7:20 de la mañana hora local (13:20 hora peninsular española), ha afectado considerablemente al sistema de transporte de la ciudad estadounidense, ya que se ha perpetrado en una de las estaciones de autobuses más concurridas del mundo, situada entre la calle 42 y la Séptima Avenida, cercana a Times Square, por lo que ha trastornado la circulación viaria y del metro.

El presunto autor, el único sospechoso arrestado por la Policía hasta el momento, es Akayed Ullah, "un joven de 27 años" que llevaba adosado a su cuerpo "con velcro y cinta adhesiva", un artefacto explosivo "poco sofisticado", según han indicado las autoridades locales y estatales en una rueda de prensa.

El detenido es, además, el "herido más grave" por la explosión, con "quemaduras en manos y abdomen, así como heridas de diversa consideración", ha indicado el jefe de bomberos municipal, Daniel Nigro. Otras tres personas que se encontraban en las inmediaciones del atacante han sufrido heridas menores.