Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

Thomas Cook en tierra se ha declarado en quiebra este lunes de madrugada. Es uno de los mayores turoperadores y el más antiguo del mundo y ha dejado atrapados a 600.000 turistas en varios paises. Esta quiebra deja también turistas en hoteles y aeropuertos españoles. Canarias y Baleares son las dos comunidades más afectadas. El gobierno británico ha anunciado un plan de repatriación masivo.

La expansión del tráfico aéreo de viajeros parace imparable. A lo largo de la historia de la aviación civil, ni crisis económicas, ni atentados, ni accidentes, ni huelgas han podido con este medio de transporte. El nuevo reto es hacer compatible el crecimiento con el cuidado del medio ambiente.

La segunda jornada de huelga del personal de tierra de Iberia en los aeropuertos de Madrid Barajas y de Barcelona El Prat, convocada por UGT, discurre con "normalidad" y con cumplimiento de los servicios mínimos, según informó la compañía aérea en un comunicado.

Hasta las 8.30 horas, Iberia Iberia Airport Services había atendido en el aeródromo madrileño un total de 71 vuelos, 26 salidas y 45 llegadas. En el caso de Barcelona, se habían atendido 96 vuelos, 53 salidas y 43 llegadas.

En cuanto al seguimiento del paro, que coincide con el fin de semana de la 'operación retorno' de las vacaciones de verano, la compañía lo cifra en un 18,06% en el caso de Madrid y en el 12,37% en Barcelona del total de trabajadores de la compañía que no están incluidos en servicios mínimos.

Iberia ha cancelado seis vuelos en Barcelona este viernes y sábado, 30 y 31 de agosto, por la huelga en El Prat, que se suman a los 92 vuelos cancelados por Vueling para los paros de esta semana (54 vuelos el viernes 30 de agosto y 38 el domingo 31).

En Barajas, la huelga del personal de tierra ha obligado a cancelar 102 vuelos a Iberia entre este viernes y el sábado, incluyendo conexiones de Air Nostrum, mientras que ningún vuelo de la aerolínea catalana en Madrid se ha visto afectado, según han informado fuentes de la compañía aérea.

El piloto de un avión de la Patrulla Águila del Ejército del Aire ha fallecido este lunes tras accidentarse en el mar Mediterráneo frente a La Manga del Mar Menor, en la Región de Murcia, informan fuentes de Defensa a Europa Press. Se trata del comandante Francisco Marín Núñez, instructor del la Academia General del Aire de San Javier, de donde ha despegado el aparato siniestrado.

Los servicios de emergencias atendieron este martes a trece personas en el aeropuerto de Barajas por las contusiones que sufrieron a causa de turbulencias en su vuelo, procedente de Mauricio y que aterrizó a 19:15 en la capital española.

El avión cayó 300 metros en picado debido a las turbulencias hasta que pudo ser estabilizado por los pilotos, una información no ha sido confirmada ni por la aerolínea ni por Aena.

Los pasajeros de un vuelo de la compañía Evelop, el EVE838, sufrieron daños personales por los que tuvieron que ser atendidos tres componentes de la tripulación y diez pasajeros, nueve de ellos trasladados a tres hospitales madrileños, sin que su estado revistiese gravedad, y ya han sido dados de alta.

 

Un hombre intentaba subir a bordo un cuchillo de cerámica y la policía procedió a desalojar a todos los pasajeros para hacer un registro. Según han explicado fuentes del aeropuerto a TVE, fue su exmujer quien dio la voz de alarma y avisó a las autoridades de que el sospechoso quería cometer un atentado. La policía procedió a su arresto y el vuelo fue suspendido.

Un fallo mecánico provocó, según British Airways, el incendio ayer en la cabina de un avión que hacia el trayecto Londres-Valencia. Tuvieron que desalojar a 175 pasajeros en el aeropuerto de Manises. Uno de ellos, contó por tuiter el miedo que vivieron. Hoy, superado el susto, denuncia que la evacuación no estuvo bien coordinada.

Diecinueve personas han resultado heridas leves después de que un avión de la compañía British Airways haya aterrizado en el aeropuerto de Manises (Valencia) con fuego en uno de los motores, según han informado fuentes de la Delegación del Gobierno y del Centro de Emergencias de la Generalitat Valenciana.

Tres de los heridos leves lo han sido por intoxicación por humo y han sido trasladados a un hospital, y el resto ha sido atendido en el propio aeropuerto por causas como rozaduras o crisis de ansiedad, según han informado a EFE fuentes de la Delegación del Gobierno en la Comunidad Valenciana.Según el Centro de Emergencias de la Generalitat Valenciana, esta tarde ha recibido una notificación sobre que se había detectado fuego en uno de los motores de un avión al aterrizar, aunque a la llegada de los bomberos no había fuego, solo humo.

A continuación se han abierto las puertas de emergencia del avión, que hacía la ruta Londres-Valencia, y el pasaje ha salido por ellas.
Según Emergencias, el aeropuerto no ha activado la fase de emergencia pero el tráfico aéreo se ha desviado unos 25 minutos y posteriormente se ha restablecido

En el caso de cancelación o retraso del vuelo por una huelga ajena a la compañía, según la normativa europea, los pasajeros no pueden reclamar una indemnización. Si la huelga es interna, es posible reclamar. En todo caso, si se cancela un vuelo tenemos derecho a comida, bebida y alojamiento. También a una compensación de entre 250 y 600 euros. Y a la devolución del billete o un transporte alternativo. Si se sufre un retraso, las compañías tienen obligación de atendernos a partir de las dos horas.

Volar, cien años en el cielo', es el título de la exposición que conmemora el centenario de la aviación comercial española, desde los primeros vuelos hasta la actualidad. 189 fotografías de la historia de la aeronátutica.La exposición ha sido posible gracias al Ministerio de Fomento y la Fundación Enaire. Puede verse en el Círculo de Bellas Artes de Madrid hasta el 1 de septiembre. Nos lo cuenta Ángel Sánchez, comisario de la exposición.

El negocio de la aviación comercial no para de crecer, en las próximas décadas lo hará en más de un 50% y contaminará cuatro veces más. El 2,5% del CO2 vertido a la atmósfera ya proviene de los aviones. Por primera vez este año, una aerolínea -Ryanair-, está entre las diez empresas más contaminantes de Europa. Por eso, la Unión Europea estudia aplicar impuestos a los carburantes que usan las aerolíneas.