Españoles en el Festival de cine de Berlín

Jesús Jiménez 

El Festival Internacional de cine de Berlín, también conocido como Berlinale, es uno de los más importantes del mundo. Tiena la categoría "A" que comparte con los más grandes como Cannes, Venecia o San Sebastián.  Allí se reúnen 19.000 profesionales del cine, de 120 países y más de 4.000 periodistas acreditados.  Y supera las 200.000 entradas vendidas, lo que le convierte en el festival con más espectadores del mundo.

La Berlinale se celebra desde 1951 cuando la película "Rebeca" de Alfred Hitchcock abrió la primera edición del Festival. Desde entonces ha recibido a numerosas estrellas del cine. Por ejemplo, las rivales italianas Sophia Loren y  Gina Lollobrigida se dejaron fotografiar juntas, por única vez, en la edición de 1954. Gary Cooper se manifestó en 1953 en contra de la persecución de los comunistas encabezados por McCarthy .

Al principio el Festival estaba pensado como esparcimiento para los berlineses afectados por la guerra y el bloqueo y los espectadores participaban con sus votos en la elección de las ganadoras hasta que, en 1956, se estebleció un jurado. Luego, cómo estaba organizado con ayuda de los americanos, se convirtió en un escaparate del cine occidental con respecto al este. después en un punto de encuentro entre cineastas de oriente y occidente. Y después en un escaparate del mejor cine con títulos como "El salario del miedo", "Alphaville" o Sorgo Rojo"

Sin olvidar algunas polémicas. por ejemplo, en 1976 la policía secuestró la película "El imperio de los sentidos" por sospechar que era pornografía. Y en 1979 los socialistas abandonaron el Festival por la emisión de "El cazador", ambientada en la guerra de vietnam.  Y en los 90 el director del Festival tuvo que soportar numerosas críticas por la creciente particpación de películas de Hollywood en el certamen.

Españoles en Berlín

Los españoles han conseguido varios éxitos en el Festival  de cine de Berlín. Ya en 1960, César F. Ardavín se alzó con el Oso de oro gracias a su adaptación de "El lazarillo de Tormes", el primer gran premio internacional del cine español, un año en el que vimos por el festival a Fellini, Gene Kelly y Richard Windmark .

Aunque pasarían 18 años antes de repetir, sería en 1978, con un tripe triunfo, "Las truchas" de José Luis García Sánchez, "Ascensor", de Tomás Muñoz, y "Las palabras de Max" de Emilio Martínez Lázaro, que comparieron el máximo galardón del certamen.

Tres años después, en 1981, Carlos Saura, volvía a triunfar con "Deprisa, deprisa", en una edición en la que también destacó "Maravillas", de Manuel Gutierrez Aragón, protagonizada por un inmenso Fernando Fernán Gómez. Aquí podéis recordar la entrevista que hizó Joaquín Pratt a Gutíerrz Aragón.

Y en 1983 fue Mario Camus el que se trajo el Oso de Oro con su adaptación de "La colmena", de Camilo José Cela. Una edición en la que también se premió "El cabezota" de Francisco Lara Polop, en la sección infantil. Os ofrecemos el especial que dedicó el programa "De película" a esta edición.

En 1986 Fernando Trueba consiguió el Oso de plata al mejor director, con "El año de las luces". Desde entonces sólo algún galardón menor como los reconocimientos obtenidos en el año 2000 por "El mar" de Agustí Villaronga y "Manolito Gafotas" de Miguel Albadalejo. Ese año La Berlinale celebraba su 50 aniversario y tuvo una gran presencia española con  películas como "Segunda piel" de Gerardo Vega, protagonizada por Javier Bardem y Jordi Mollá, "Morir o no" de Ventura Pons, uno de los habituales de este festival, "Asfalto" de Daniel Calparsoro, o "Puta de oros" de Miguel Crespi.

Desde entonces la suerte ha sido esquiva a nuestro cine que, sin embargo, ha estado presente, de una manera u otra, en este importante certamen.

En 1989, con gran presencia española gracias a las películas "El vuelo de la paloma" de José Luis García Sánchez, protagonizada por Ana Belén y producida por Victor Manuel, "Esqulache" de Josefina Molina, con Angela Molina, Adolfo Marsillach y Fernando Fernán Gómez. O "La noche oscura" de Carlos Saura, con un inmenso Juan Diego, dando vida a San Juan de la Cruz.

En 1990 la troupe Almodóvar lo intentó con "Atame", que tuvo una gran acogida, aunque se quedó sin premio. Pero nos quedan estas imágenes de la gran acogida que dispensaron al director manchego y sus protagonistas, Victoria Abril y Antonio Banderas.

En 2008, en la 57 edición, Penélope Cruz se quedó sin premio, aunque era una de las favoritas por su papel en "Elegy", de Isabel Coixet. Pero el hecho de que  la directora catalana forme parte del jurado de este año, demuestra que la película no pasó desapercibida.

También en 2008 la Berlinale dedicó una exposión y una retrospectiva a uno de los mejores directores de la historia del cine, Luis Buñuel, con motivo del 25 aniversario de su fallecimiento.

En 2009, la coproducción hispano-peruana, 'La teta asustada', de Claudia Llosa, consiguió el Oso de oro, el máximo galardón del certamen.

En 2010 el Productor español José María Morales fue miembro del Jurado, en una edición en la que el cine español estuvo presente en la sección Panorama, la segunda en importancia del festival: "Nacidas para sufrir", de Miguel Albaladejo, y "El mal ajeno", ópera prima de Oskar Santos, apadrinado por Alejandro Amenabar, con guión de Daniel Sánchez-Arévalo y protagonizada por Eduardo Noriega, Belén Rueda y la colombiana Angie Cepeda.

Y no podemos olvidar a los compañeros de la prensa, que nos comentarán lo peor y lo mejor del festival durante estos días, como hicieron en ediciones anteriores, Carlos Boyero, o Antonio Gasset.

Espacio reservado para promoción
cid:24732