Xabier López Peña 'Thierry', uno de los 'duros' que acabó con la tregua

  • Xabier López Peña fue el número uno militar de ETA desde 2007
  • Era uno de los responsables de la ruptura del alto el fuego en 2006
  • Se le atribuye la orden del atentado de la T-4 en Barajas, en  2006
  • Ha fallecido a causa de un derrame cerebral a los 54 años de edad
El número 1 de ETA fue detenido en Burdeos, Francia, en una operación de la Guardia Civil y de los servicios secretos franceses.

El número 1 de ETA fue detenido en Burdeos, Francia, en una operación de la Guardia Civil y de los servicios secretos franceses.

Noticias relacionadas
RTVE. es - MADRID 

Xabier López Peña, alias Thierry, es un veterano militante de ETA, que asumió la dirección de la banda terrorista desplazando a José Antonio Urrutikoetxea, Josu Ternera. Desde entonces, Thierry es el principal objetivo de las Fuerzas de Seguridad del Estado.

Nacido en la localidad vizcaína de Galdakao el 30 de mayo de 1958, es conocido por varios alias, entre ellos los de Bartolo, Zulos, Pierre, Marcel y Thierry. Se cree que milita en ETA desde 1980 y que desde 1993 era el responsable de los zulos de la banda terrorista.

Su actividad es discreta: apenas hay imágenes de su rostro y sólo tiene en su haber una detención, en Francia, en 1983, cuando fue arrestado en las proximidades de la localidad vascofrancesa de Bayona junto a otros ocho presuntos miembros de ETA político-militar, entre ellos Arnaldo Otegi, que con el tiempo se convertiría en portavoz de la ilegalizada Batasuna.

Thierry fue entonces procesado y encarcelado bajo la acusación de constitución de asociación de delincuentes destinada a la extorsión de fondos. Tras su puesta en libertad pasa a la clandestinidad y se reintegra a la actividad terrorista. Temporalmente estuvo refugiado en Cuba, a mediados de los noventa, y a su vuelta se hizo cargo de los grupos de reserva, responsable de cursillos y jefe de la estructura militar de la organización terrorista.

En este sentido, está considerado como uno de los representantes del ala dura de la banda, de tal forma que sería uno de los responsables de la ruptura del alto el fuego declarado en 2006, que terminó con el atentado de la T-4 de Barajas. Thierry participó en las últimas reuniones del proceso de negociación entre el Gobierno y la organización terrorista ETA, desde diciembre de 2006. También estuvo presente en el último encuentro con el Ejecutivo en mayo de 2007.

Número uno militar

Desde finales del verano pasado había asumido la jefatura militar de ETA, en sustitución de Txeroki, tras la intensa campaña policial que se saldó con la detención de 26 militantes etarras en apenas tres meses, a partir de la ruptura oficial de la tregua, el 5 de junio.

Como número uno militar de ETA, sería el responsable de los últimos atentados mortales de la banda terrorista, como el que el 7 de marzo le costó la vida al ex concejal socialista de Mondragón Isaías Carrasco o el coche bomba que mató al guardia civil Juan Manuel Piñuel hace menos de una semana.

También bajo su mando, el 1 de diciembre, se produjo el asesinato de los guardias civiles Fernando Trapero y Raúl Centeno, aunque en este caso no se trataba de un atentado preparado desde la cúpula etarra, sino que los terroristas decidieron actuar tras cruzarse con los agentes en una cafetería de la localidad francesa de Capbreton.

Las fuerzas antiterroristas, en cualquier caso, también le atribuyen la orden para atentar contra la T-4, el 30 de diciembre de 2006, que acabó con la vida de los ecuatorianos Carlos Alonso Palate y Diego Armando Estacio y que puso fin a la tregua.

Un largo historial delictivo

López Peña fue detenido por primera vez en Bayona (Francia) en 1983 acusado de asociación de malhechores, según una nota difundida por el ministerio del Interior.

En marzo de 1991, a raíz del arresto en Francia de Jesús Arcauz Arana, alias Josu de Mondragón, por entonces jefe del aparato militar de ETA, se supo que Thierry era el encargado de confeccionar "zulos" en los vehículos utilizados por la banda terrorista.

El 8 de julio de 2005 fue condenado, en rebeldía, por el Tribunal Correccional de París a 8 años de prisión por asociación de malhechores. El 7 de febrero de de 2007 la Audiencia Nacional ordenó su búsqueda, detención e ingreso en prisión por colaboración con banda armada. Fue arrestado en Burdeos el 20 de mayo de 2008.

El exjefe terrorista fue ingresado en un hospital francés para ser operado del corazón en marzo de 2013 y tras varios días en el centro sufrió un derrame cerebral causa que ha acabado con su vida a los 54 años de edad.

Espacio reservado para promoción
cid:825