Anterior La Policía mexicana difunde el retrato robot de uno de los supuestos secuestradores de la española desaparecida Siguiente 'El ciudanano ilustre' y 'Un monstruo viene a verme' se reparten premios artísticos y técnicos en los Platino Arriba Ir arriba
Compromís y En Comú Podem reiteran ante el rey su no a la investidura de Rajoy

Baldoví dice que el rey cree que hay que "desdramatizar" la reforma de la Constitución

  • Domènech: "Estamos ante la peor versión posible de la gran coalición"

  • Opone el "gran bloque del cambio" como la alternativa a PP, PSOE y C's

  • El rey Felipe comunicará si encomienda de nuevo a Rajoy formar gobierno

|

El rey Felipe ha reanudado este martes la segunda ronda de consultas políticas de la actual legislatura, tras la que decidirá si propone a Mariano Rajoy como candidato a la Presidencia del Gobierno, y lo ha hecho con el portavoz de Compromís en el Congreso, Joan Baldoví, quien ha revelado tras su reunión que el jefe del Estado le ha transmitido que "a veces hay que desdramatizar los temas", en referencia, según el diputado valenciano, a que "no hay que tener miedo" a abordar una reforma de la Constitución.

Baldoví, que representaba en esta audiencia a los nueve diputados de la candidatura A la Valenciana (Compromís, Podemos y EUPV), ha coincidido con otros portavoces en señalar que ha visto a un jefe del Estado "más relajado, sonriente y tranquilo" ante la perspectiva del fin del bloqueo político y de que estas sean las últimas consultas "en al menos dos años", ha dicho el diputado en rueda de prensa en el Congreso.

Como novedad en esta segunda jornada de entrevistas, ha sobrevolado sobre ellas la posibilidad de una reforma de la Constitución de 1978. Además de Baldoví, lo han hecho después el portavoz de En Comú Podem, Xavier Domènech, y el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, quien ha manifestado que "esta puede ser la legislatura que aborde la reforma constitucional".

También lo ha hecho el líder de Podemos, Pablo Iglesias, más pesimista que Rivera sobre la posibilidad de que los demás partidos nacionales aborden "con altura de Estado y generosidad" una reforma constitucional: "Es muy difícil que el bloque inmovilista encabezado por el PP, C’s y también con el PSOE pueda proponer una reforma que satisfaga una aspiración mayoritaria en Cataluña, de un nuevo encaje constitucional que dé forma jurídica al hecho plurinacional constitutivo de nuestro país", ha dicho.

En cambio, no ha habido novedades en el 'no' de Compromís a Rajoy en las presumibles dos sesiones del debate de investidura que harían falta para que pueda formar gobierno. "No nos presentamos a las elecciones para permitir que un señor que permitió más desigualdad en la anterior legislatura vuelva sin apenas más méritos a ser de nuevo presidente del Gobierno", ha afirmado.

En eso no ha variado el mensaje de Compromís, cuyo portavoz, a diferencia de anteriores visitas a la Zarzuela, ha acudido esta vez con traje y corbata a su encuentro con don Felipe en el Salón de Audiencias, donde ha saludado al jefe del Estado con su habitual: "Hola, ¿qué tal?" antes de posar para los medios gráficos y pasar al despacho oficial del monarca.

"No me gusta que Rajoy sea elegido, pero será legítimo"

En la conversación con el rey han abordado la previsión de movilizaciones sociales sobre la que el día anterior alertó el coordinador federal de Izquierda Unida, Alberto Garzón.

Baldoví no ha querido pronunciarse sobre si su formación participará en la manifestación convocada por la coordinadora 25S para rodear el Congreso el día de la segunda votación del debate de investidura, decisión que tomarán por la tarde, ni relacionar una eventual presencia suya con que consideren "ilegítima" la investidura de Rajoy, como reza uno de los lemas de los convocantes.

"Cuando un partido se presenta a unas elecciones diciendo una cosa y propiciando otra me parece un poco fraudulento", ha dicho en referencia al cambio de postura del PSOE para abstenerse ante la investidura del candidato del PP. "Pero la legitimidad de lo que pase en la Cámara depende de los votos de los diputados", ha añadido. "No me gusta que Mariano Rajoy sea elegido, pero será legítimo", ha zanjado.

El portavoz valenciano ha transmitido al rey que su partido no quiere "perder el contacto con la calle". "Entendemos que la gente que nos votó quiere que hagamos una oposición constructiva y que cambiemos muchas cosas". Entre ellas, ha citado como temas pendientes de la legislatura la financiación autonómica o la cuestión catalana.

Por otro lado, Baldoví ha sugerido que se busque un modo de elección del presidente del Gobierno más sencillo y que impida un bloqueo como el vivido este año, citando como ejemplo el procedimiento de investidura del lehendakari en el País Vasco.

"Gran bloque del cambio" frente a "gran coalición"

Iglesias, Rivera, Doménech y Baldoví trasladan al rey su voto en la investidura

Tras el diputado de Compromís, ha acudido a su cita con Felipe VI el portavoz de En Comú Podem, Xavier Domènech, que ha manifestado su crítica a la "salida en falso" del bloqueo político y ha proclamado que, frente a la "gran coalición" que conforman PP, PSOE y Ciudadanos en torno a la investidura de Rajoy, En Comú Podem, junto al resto de las confluencias que integran Unidos Podemos, asume la responsabilidad de ser "un gran bloque del cambio" para una oposición "contundente" y "responsable".

"Las confluencias hemos quedado como la única oposición y eje vertebrador de una alternativa de presente, que deberá ser también una alternativa de futuro", ha valorado Domènech, que en lo formal también ha alterado su indumentaria habitual en anteriores rondas de consultas, al acudir a la Zarzuela por primera vez en mangas de camisa.

En ese sentido, Domènech espera poder "construir mayorías alternativas en el Congreso para derogar leyes" aprobadas por el PP cuando tenía mayoría absoluta.

Crítica a PSOE y C's por incumplir sus promesas electorales

En rueda de prensa en el Congreso, Domènech ha subrayado que Ciudadanos y el PSOE han pasado de un 'no' rotundo a Rajoy a permitir "la peor versión posible de la gran coalición, porque han dado gratis sus votos al PP de la Gürtel, la desigualdad y la negación constante de la realidad plurinacional del Estado", y ha vaticinado que incluso "vayan a tener que pagar con votaciones para asegurar la estabilidad" de modo que esta alianza "tendrá un precio enorme para España".

Respecto a si considera que es "ilegítimo" que Rajoy sea finalmente investido presidente tras el viraje a la abstención del PSOE, como sostienen los convocantes de la manifestación 'Rodea el Congreso', Domènech no ha querido ponerle un calificativo concreto, pero se ha mostrado comprensivo con los motivos de la protesta:

"Más allá de los calificativos, hemos vivido un proceso extremadamente intenso con dos elecciones, en las que los partidos se presentaron con una serie de compromisos, y hay dos partidos no menores que han incumplido claramente su compromiso [PSOE y Ciudadanos], y eso puede decirse de muchas maneras: ilegítimo, traición… pero está claro que es algo que puede provocar rechazo y protesta", ha reflexionado, añadiendo que la gran propuesta del PP para el país en este tiempo ha sido "amenazar con terceras elecciones" en Navidad.

Sobre la situación política en Cataluña, Domènech ha abogado ante el rey por "un proceso constituyente o, al menos, una reforma constitucional" para resolver la "evidente" crisis del sistema que ha diagnosticado el portavoz de En Comú Podem.

Posteriormente a estos portavoces parlamentarios, el rey tenía previsto recibir al presidente de Ciudadanos (C's), Albert Rivera, al secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, al presidente de la Comisión Gestora del PSOE, Javier Fernández, y al presidente del Gobierno en funciones y líder del PP, Mariano Rajoy.

De este forma, el rey cerrará esta ronda de consultas, la quinta desde el pasado mes enero, para comunicar a la presidenta del Congreso, Ana Pastor, su decisión de proponer nuevamente a Rajoy como candidato a la investidura.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente