Anterior Federer sigue infalible y gana Rotterdam por tercera vez Siguiente El Barça, campeón de Copa con revancha y agonía ante el Madrid Arriba Ir arriba
Muere el cineasta Vicente Aranda a los 88 años

Muere el director de cine Vicente Aranda

  • Ha fallecido en su domicilio de Madrid a los 88 años

  • Dirigió títulos como El lute, Amantes Juana la Loca

  • El barcelonés ganó el Goya a mejor director en 1992

|

El director de cine Vicente Aranda (Barcelona, 1926) ha muerto a los 88 años en su domicilio de Madrid en la madrugada de este martes, según ha confirmado a RTVE.es la Academia de Cine español.

La capilla ardiente con los restos del cineasta ha quedado instalada a mediodía en el tanatorio de la M-30 de Madrid y mañana miércoles será incinerado, ha informado la institución. Su muerte ha causado conmoción en el mundo del cine: "Se nos ha ido uno de los grandes", ha dicho el presidente de la Academia de Cine, Antonio Resines.

Aranda dirigió títulos que son historia del cine español, como la saga de El luteAmantes (1991), El amante bilingüe (1993) o Juana la Loca (2001).

El cineasta catalán ganó el Goya a mejor director en el año 1992 por Amantes, cinta que también obtuvo el premio a mejor película. Unos años antes, en 1988, recibió el Premio Nacional de Cinematografía.

Una de sus últimas entrevistas la realizó para el programa La Observadora de RNE el pasado mes de febrero en la que repasó toda su trayectoria y reveló que en estos momentos estaba escribiendo sus memorias. Además, confesaba su miedo a la muerte: "Estoy rodeado de muertos y eso me da miedo".

La observadora - Vicente Aranda - 28/02/15

Una carrera de cine

Aranda dirigió su primera película en 1965, Brillante porvenir, junto a Román Gubern, un porvenir que se prolongó durante más de 45 años: se sentó por última vez en la silla del director con 82 años para realizar Luna caliente (2009).

"Esa película me supuso un esfuerzo tremendo y estaba siempre a punto de desmayarme. Luego he aprendido a tomarme las cosas con más tranquilidad", recuerda de ese primer trabajo como director.

En total, el cineasta barcelonés dirigió a lo largo de su carrera una treintena de títulos y escribió una cifra similar de guiones, la mayoría para sus propias películas.

Tras el estreno sin pena ni gloria de su primer filme, su segunda cinta, Fata Morgana (1965), obtuvo un gran éxito de crítica y le permitió seguir trabajando de forma ininterrumpida: Las crueles (1969), La novia ensangrentada (1972), Clara es el precio (1974), Cambio de sexo (1977), Asesinato en el Comité Central (1982), Fanny Pelopaja (1984), y Tiempo de Silencio (1986).

En 1987 dirigió El Lute, camina o revienta (1987), protagonizada por uno de sus actores fetiche, Imanol Arias, y con la que obtuvo su primera nominación al Goya como director, además de ser el detonante del Premio Nacional de Cinematografía a toda su obra. La secuela, El Lute, mañana seré libre (1988), fue nominada a la Palma de Oro en el Festival de Cannes.

Marcado por Amantes

En 1991 llegaría Amantes, protagonizada por Arias y sus otros dos actores fetiches, Victoria Abril y Jorge Sanz, cargada de un alto contenido erótico que caracterizaría gran parte de su cine. La cinta, que estaba pensada en principio como un capítulo de La huella del crimen, fue un éxito de taquilla y crítica y ganó el Premio Goya a mejor película y mejor director. También se llevó el Oso de Plata a mejor actriz en el Festival de Berlín para Victoria Abril.

Abril y Arias volverían a protagonizar su siguiente película, Intruso (1993), en la que formaban un triángulo amoroso junto a Antonio Valero.

Aunque Amantes fue la película que más éxitos le reportó, el cineasta se lamentaba en su última entrevista de que se considerase que no podía "traspasar ese techo". De hecho, se mostraba convencido de que lo rompió con cintas posteriores como Libertarias (1996) -nominada al Oso de Oro de Berlín en 1999- y, sobre todo, con La mirada del otro (1998), una adaptación de la novela de Fernando Delgado y para él su "mejor película".

El director también llevó al cine hasta cuatro novelas de Juan Marsé, como La muchacha de las bragas de oro (1980), Si te dicen que caí (1989), El amante bilingüe (1993) y Canciones de amor en Lolita's Club (2007), y una de Antonio GalaLa pasión turca (1994), aunque su relación con ambos autores no fue buena: "No me tragan", confiesa Aranda.

En 1999 dirigió Celos y, dos años después, con Juana la Loca (2011), la turbulenta historia de amor entre Juana la Loca y Felipe el Hermoso, recibió 12 candidaturas a los Premios Goya, aunque solo obtuvo tres, uno de ellos el de mejor actriz para Pilar López de Ayala, también premiada con la Concha de Plata del Festival de San Sebastián.

Le siguieron Carmen (2003), Tirante el Blanco (2006), la citada Canciones de amor en Lolita's Club (2007) y, por último, Luna caliente (2009) con Eduard Fernández, Thaïs Blume y Emilio Gutiérrez Caba.

Días de cine - Llega la 'Luna caliente'

Trabajos en televisión

Aranda también realizó algunos trabajos para televisión, en concreto en TVE, como la serie Los jinetes del alba (1990), sobre la revolución obrera de 1934 en Asturias, y un capítulo de la serie La huella del crimenEl crimen del capitán Sánchez (1985).

@@MEDIA_VISIBLE@@

Su carrera también fue reconocida con el Premio Plácido de Plata (2001), el premio homenaje a toda una carrera de la Asamblea de Directores Cinematográficos (2004), el premio de honor del Festival de Cine Europeo de Sevilla (2010), el Premio Sant Jordi de RNE (2011) y el premio honorífico del Festival de Cine de Gijón.

Era padre de dos hijas, Isona y Nina, de 20 y 22 años.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente