Enlaces accesibilidad

Las elecciones en Navarra dejan un parlamento muy fraccionado con UPN como primera fuerza

  • Hará falta el acuerdo de al menos tres partidos para gobernar con estabilidad
  • El PSN pierde dos escaños y pasa de segunda a quinta fuerza
  • Geroa Bai, segunda fuerza con nueve diputados y Podemos, quinto, con siete
  • EH Bildu mejorar sus resultados y obtiene ocho escaños, uno más que en 2011
  • La jornada de elecciones municipales y autonómicas minuto a minuto
  • Resultados de las elecciones autonómicas y municipales 2015

Por
MITIN CENTRAL UPN EN PAMPLONA
El candidato de UPN a la Presidencia de Navarra, Javier Esparza. EFE EFE/Jesús Diges

Unión del Pueblo Navarro ha vuelto a ganar las elecciones autónomicas en Navarra al obtener 15 escaños y el 27,25% de los votos, aunque los comicios dejan un parlamento muy fraccionado con siete partidos, donde hará falta el acuerdo entre al menos tres fuerzas para poder gobernar con estabilidad.

El partido liderado por Javier Esparza ha perdido cuatro escaños con respecto a 2011, pero mantiene de forma holgada su posición como primera fuerza lejos de Geroa-Bai, con Uxue Barkos a la cabeza, que consigue nueve diputados, uno más que en las elecciones anteriores.

El PSOE, por su parte, pierde dos diputados, de nueve a siete, y pasa de segunda a quinta fuerza, por detrás de EH Bildu, en tercera posición, que sube un escaño y obtiene ocho y de Podemos, cuarto, irrumpe en el parlamento navarro con siete representantes, aunque se queda lejos de los 11 asientos que pronosticaba el CIS.

En sexto lugar, el Partido Popular se queda con dos diputados forales, uno menos que en las elecciones de 2011, al igual que Izquierda-Ezquerra, séptimos, que también bajan de tres a dos escaños. Ciudadanos, a pesar de que las encuestas le situaban por delante de estas fuerzas, finalmente queda fuera del arco parlamentario al igual que UPyD.

Un futuro incierto

De momento, estos comicios dejan un escenario muy incierto dado que se necesita al menos la suma de tres partidos para alcanzar la mayoría absoluta, fijada en 26. Además, muchas de las formaciones anticiparon sus 'líneas rojas' para negociar acuerdos: UPN descartó alianzas con todos aquellos que no respeten el "estatus político e institucional" de Navarra; el PSN por su parte anunció que no llegaría a acuerdos con UPN, EH Bildu ni con el Partido Popular; además, EH Bildu señaló que PSN, UPN y PP son parte del "régimen" por lo que no pactará con ninguno

UPN, liderado por Javier Esparza, consejero de Administración local del Gobierno foral, se mantiene como primera fuerza tras una convulsa legislatura, marcada por el escándalo de las dietas de Caja Navarra, en la que ha gobernado en solitario después de romper la coalición con el PSOE en 2012, con lo que necesitará pactar con varias fuerzas si quiere revalidar su mandato, que mantiene desde 1996.

Esparza, tras conocer los resultados, ha anunciado que intentará formar Gobierno en Navarra y a partir del lunes, comenzará una ronda de contactos con todas las formaciones políticas, excepto con EH Bildu.

Además, UPN también vence en Pamplona al conseguir 10 concejales, uno menos que en 2011, mientras que detrás se sitúan EH Bildu con cinco; Geroa Bai, con cinco; PSN con tres; Pamplona en Común, tres e Izquierda-Ezquerra, uno.

Noticias

anterior siguiente