Enlaces accesibilidad

Virus del ébola

El Sindicato de Auxiliares de Enfermería exige al consejero de Sanidad que se retracte

Por
El Sindicato de Auxiliares de Enfermería pide al consejero de Sanidad que se retracte de sus palabras

El Sindicato de Auxiliares de Enfermería (SAE) ha exigido este jueves al consejero de Sanidad, Javier Rodríguez, que se retracte de sus palabras sobre la auxiliar de enfermería contagiada de ébola en el Hospital Carlos III de Madrid, después de que este haya dicho que "podría haber mentido" sobre la fiebre que tenía y que podría haber "ocultado" información sobre su contacto con los dos religiosos fallecidos.

"El protocolo desde el princio ha fallado en diversos puntos, como ha reconocido el propio Ministerio de Sanidad", ha señalado la portavoz de este sindicato, Elvira González, que ha leído un comunicado en defensa de la auxiliar que ha contraído el ébola tras atender a los dos religiosos fallecidos a causa de este virus.

La organización sindical considera que el consejero ha acusado a la auxiliar "de haber mentido sobre la fiebre" y de "haber negado información" sobre su contacto con los enfermos a los profesionales que la asistieron en el Centro de Atención Primaria.

"La compañera realizó las llamadas al servicio de prevención del hospital Carlos III tal y como ella reconoció y tiene que quedar registrado, insistendo en los síntomas", continúa el comunicado.

El consejero de Sanidad Javier Rodríguez había asegurado este jueves por la mañana que la enferma "podría haber mentido" sobre la fiebre que tenía, aunque después ha matizado sus palabras asegurando que entre decir que mintió y que pudo haber mentido media un abismo.

Personal "mucho más que indignado"

Javier Rodríguez también ha dicho, ante las denuncias de los profesionales sobre la falta de formación, que "no hace falta hacer un máster" para ponerse un traje de protección y que negó información cuando la atendieron en un primer momento en el centro de salud.

Es "indecente", continúa, que "para que los políticos salgan indemnes de esta situación se culpabilice a la víctima con argumentos tan burdos tan poco serios y con tan poco consistencia y argumento científico, hay unas líneas de investigación abiertas que se han saltado, esperamos que el consejero atienda esta exigencia y empiece a respetar a los profeionales sanitarios del SERMAS", concluye el texto leído por la portavoz.

El personal de enfermería está "mucho más que indignado", ha asegurado después Elvira Rodríguez a preguntas de los periodistas, por el trato que están recibiendo de los responsables sanitarios. "Teresa entró sin ébola y salió con ébola y se les está acusando de un delito de salud pública imagínese como estamos", ha señalado.

En el caso de la auxiliar enferma de ébola se esperó a que tuviera una fiebre de 38,6 grados para ingresarla. Es por ello que la Consejería de Sanidad ha anunciado este miércoles un cambio en el protocolo de ébola, de modo que ya no es necesario tener esa temperatura y se considera de "alto riesgo" cualquier paciente que haya tenido contacto con un afectado con "unas décimas de fiebre".

Posible causa del contagio

Algunos profesionales sanitarios que trabajan en el hospital Carlos III están presentando renuncias, según ha asegurado la portavoz del SAE, aunque también ha dicho desconocer su número.

Los sanitarios que van a contratar proceden de la bolsa de empleo y del paro, según ha explicado: "No tienen cursos, están tirando de la bolsa y del paro". Nosotros "no nos negamos a trabajar, pedimos estar formados y tener todos los medios al alcance", ha añadido después.

El personal de cada hospital trabaja con un protocolo y los profesionales no cuentan con un texto referencia al que acudir para cerciorarse de "cómo actuar e interiorizarlo", ha denunciado.

La auxiliar enferma de ébola dijo, según el médico que le trata en el Hospital Carlos III, que creía que podía haberse contagiado al rozarse la cara con el traje de protección cuando se lo quitaba.

PP y PSOE postergan las "responsabilidades"

Los portavoces del PP y del PSM en la Asamblea de Madrid, Iñigo Henríquez de Luna y Tomás Gómez, respectivamente, han postergado las responsabilidades políticas por el contagio de ébola hasta que se solucione la "crisis", mientras que IU y UPyD han pedido la dimisión de la ministra de Sanidad, Ana Mato.

"Hoy no estamos en exigir responsabilidades, ya llegaremos a ello, pero hoy lo que nos importa y la prioridad nuestra no es esa, nuestra prioridad es la seguridad de los españoles, de los madrileños, la salud pública por encima de todo, cuando salgamos de esta crisis ya llegaremos a ese punto", ha declarado Gómez en la rueda de prensa posterior a la Junta de Portavoces.

El portavoz del PP, Iñigo Henríquez de Luna, se ha sumado a la intervención del portavoz socialista y ha afirmado que "es el momento de los profesionales, no de los políticos". "En estos momentos la responsabilidad de esta crisis tiene que recaer en los profesionales", ha dicho.

Mientras, IU y UPyD han pedido en la Asamblea la dimisión de la ministra de Sanidad, Ana Mato, por su "incapacidad" gestora, en la que el ébola es la "gota que colma el vaso".

Ambos partidos han pedido la comparecencia "lo antes posibledel consejero madrileño de Sanidad, para que explique los protocolos seguidos en los casos del ébola y las circunstancias en que se ha podido contagiar la enfermera.

Noticias

anterior siguiente